Reportaje

Motos

Las 5 claves del motor monocilíndrico

Las 5 claves del motor monocilíndrico

Iván Solera

16/03/2015 - 18:39

Conoce las claves del motor monocilíndrico de cuatro tiempos, sus ventajas, sus puntos flacos y para qué tipos de motos es más apropiado.

Te damos las claves del motor monocilíndrico de cuatro tiempos para moto, el tipo de propulsor más sencillo exceptuando los ya casi extinguidos monocilíndricos de dos tiempos.

Para empezar hay que decir que para motos de serie se comercializan motores de cuatro tiempos de uno, dos, tres, cuatro y seis cilindros, de dos tiempos ya sólo quedan algunos monocilíndricos pequeños en ciclomotores y poco más. Cada uno de ellos tiene sus peculiaridades, vamos a ver las del monocilíndrico de cuatro tiempos.

Monocilíndrico = 1 cilindro

Hasta ahí es fácil. El cilindro es el ‘agujero’ por el que sube y baja el pistón y, a través de la biela, transforma el movimiento lineal en circular gracias al cigüeñal. Este movimiento pasa por el embrague a la caja de cambios (si existe), de ahí a la transmisión secundaria y, finalmente, a la rueda. Como es un poco complicado, en este vídeo puedes ver la primera parte, la que atañe al cilindro, biela, pistón y cigüeñal:

[yb:https://youtu.be/UA9H2WLV9M0]

Ya sabemos cómo funciona un monocilíndrico de cuatro tiempos, ahora llega el momento de la verdad, vamos a juzgarlo.

El motor monocilíndrico es más sencillo, económico, ligero, pequeño y tiene más par disponible a bajas vueltas. También puede consumir menos dependiendo de la utilización que se haga del mismo, si le hacemos trabajar bajo de vueltas es como un mechero, pero si queremos que nos dé prestaciones para las que no está diseñado, puede gastar más que motores más complejos.

Tiene menos piezas móviles y para su fabricación se utiliza menos material, por tanto resulta más barato. El mantenimiento también es más sencillo… Parece que es todo bueno, pero no es así. Un monocilíndrico tiene más vibraciones que los motores con más cilindros, desarrolla menos revoluciones por minuto, menos potencia y ojo con el desgaste de la transmisión si el motor es grande porque su alto par pasa factura.

Yamaha MT03, con un monocilíndrico de 660 cc y 48 CV

Por tanto un monocilíndrico es adecuado para scooters por lo poco que ocupan y su bajo coste, pero también para motos de carácter ciudadano. Lo normal es encontrar monocilíndricos de baja cilindrada, pero no todos son así y hay ‘monos’ de 650 cc muy interesantes por su capacidad para moverse ‘a golpe de gas’.

También se usa en motos trail de media cilindrada porque permiten moverse a baja velocidad teniendo mucho par disponible en el puño del gas, además también hacen la moto más estrecha de cintura y se consigue más movilidad encima de la moto. Algo que, junto al peso reducido, se valora mucho también en el enduro.

Ventajas:

  • Sencillo
  • Ligero
  • Pequeño
  • Robusto
  • Económico
  • Mucho par a bajas revoluciones

Inconvenientes:

  • Vibraciones
  • Menos revoluciones por minuto
  • Menos potencia
  • Más desgaste de transmisión

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Iván Solera

Iván Solera

Redactor

Motos, coches, bicicletas... Todo lo que tiene ruedas y puede ir deprisa es mi pasión. Aunque también me tiran los clásicos, pero preferiblemente con

Seguros de moto

Toda la información de pólizas y seguros de moto, con un comparador de seguros de coche y moto.

Ir a seguros