Prueba

Peugeot RCZ Asphalt, equipado hasta arriba

David López

14/05/2012 - 12:49

El modelo se puso a la venta hace un par de años y está haciendo tan poco ruido en el segmento de los coupés que la marca ha decidido darlo todo con la nueva versión Peugeot RCZ Asphalt, que viene equipada hasta los dientes.

El Peugeot RCZ no ha conseguido cumplir el objetivo con el que nació: ser el rival número uno del Audi TT. El plan no salió como estaba pensado, así que en Peugeot han decidido animar un poco a su modelo con esta nueva versión Peugeot RCZ Asphalt. Básicamente, la principal novedad de este acabado es su amplio equipamiento: climatizador, faros de xenón, llantas de 19 pulgadas, navegador, tapicería de cuero...

Todo lo que puedas soñar está incluido dentro de la dotación de serie. Pero claro, respecto a la versión normal hay una diferencia de precio de 8.050 euros y el Asphalt dispara su tarifa hasta los 39.900 euros. Sí, se lo que estás pensado: ¿pero si con esa diferencia de dinero me podría comprar hasta un Peugeot 107 de kilómetro cero? Cierto, aunque si te cuento que un Audi TT con bastante menos dotación de serie y el motor TDI de 170 CV (al que el Peugeot no tiene nada que envidiar) cuesta 40.520 euros... ¿A que cambia la forma de plantear la cuestión económica? Como estamos hablando de un coche deportivo, voy a contarte primero las sensaciones que he tenido y luego volvemos a los euros. ¿Qué si me ha gustado el Peugeot RCZ 2.0 HDi Asphalt? Pues tengo que ser claro... ¡Me ha sorprendido gratamente! Es más, no me esperaba que tuviera ese tacto tan conseguido.

Me explico, por norma los Peugeot suelen ser muy suaves en todos los elementos de control. Es decir, dirección, caja de cambios, pedales... Pero en esta prueba me he encontrado con un coche de toque muy deportivo. La dirección tiene un tacto tan duro que me parece hasta algo molesta en parado. Lógicamente está asistida, pero no es del todo cómoda a la hora de hacer maniobras de aparcamiento. Eso sí, una vez en marcha y en una zona de curvas es un gustazo utilizarla. Lo mismo le sucede a la palanca de cambios. En los deportivos auténticos, para accionarla con rapidez tienes que hacer fuerza y, en este caso, se cumple esta norma. Sin duda, mucho mejor que el resto de transmisiones 'blandengues' de sus hermanos de gama. Está decidido, su comportamiento es lo mejor que puede ofrecer el Peugeot RCZ Asphalt.

No es tan traicionero ni vivo como el de los antiguos Peugeot 205 y 206 GTI, pero sí que pone la nota picante al comportamiento de este deportivo casi biplaza. Es otro de los puntos donde penaliza este coche, ya que el espacio en las plazas traseras roza lo ridículo. Es imposible que una persona adulta pueda no ya viajar, sino desplazarse sentado ahí. No hay hueco material ni para las piernas ni la cabeza. Al menos, la fila trasera viene de serie con fijación Isofix, por lo que podrás instalar una silla infantil. ¿El precio? 39.900 euros por un Peugeot de carácter racing. ¿Merece la pena? Sí, siempre que busques un modelo de carácter deportivo y que sea exclusivo. Aunque ahora lo va a tener más difícil con la llegada de los nuevos Toyota GT 86 y Subaru BRZ...

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de David López

David López

Director Online

Coches grandes, pequeños, urbanos, deportivos... todos son interesantes y tienen mucho que probar y contar

Todo sobre Peugeot

Peugeot

Versiones de Peugeot RCZ

Ver todos los acabados

Buscador de coches