Prueba

Mercedes Clase E Coupé 2013 y Cabrio 2013, a prueba

Kike Ruiz

24/10/2013 - 10:48

Con un diseño que impresiona a primera vista, motores más eficientes y un equipamiento de seguridad a la última, los Mercedes Clase E Coupé 2013 y Cabrio 2013 se lanzan para luchar contra el Audi A5 Cabrio o el BMW Serie 4. Probamos a fondo la variante cerrada con motor 350.

Tengo que reconocer que la senda que Mercedes está siguiendo con sus nuevos modelos me parece todo un acierto. Los Mercedes Clase E Coupé 2013 y Cabrio 2013 no hacen más que confirmarlo. Los nuevos Mercedes Clase E Coupé y Cabrio, ya fueron presentados en el Salón de Detroit. La marca de la estrella acaba de actualizarlos e impresionan al primer golpe de vista. Fíjate en esas enormes entradas de aire, en sus afilados faros o en la trabajada parte inferior, cromados incluidos. ¡Es todo músculo! Las clásicas líneas rectas quieren desaparecer para dar lugar a una mayor fluidez de formas. En palabras de Joachim Schmidt, miembro de la gerencia de la marca, el Clase E Coupé 2013 y Cabrio 2013 se podrían definir con tres calificativos: “irresistibles, atléticos y apasionantes”. 

Pero no te creas que todo el trabajo se ha quedado en un simple ejercicio de diseño. Los nuevos modelos salen al mercado con varias e interesantes mejoras en sus tripas. Empezando por los motores, la gama crece con hasta seis propulsores de gasolina (de entre 184 y 408 CV de potencia) y tres diésel (entre 170 CV y 265 CV). Todos ellos están equipados con la función de parada y arranque, aunque la mayor novedad para reducir el consumo radica en la tecnología 'BlueDIRECT' que afecta a los bloques de gasolina. Este sistema consiste, básicamente, en combinar una mezcla pobre con la sobrealimentación. 

Por otra parte, por primera vez se ofrece un motor de seis cilindros con doble turbo. Es el E 400, que logra unas prestaciones muy parecidas al V8. Mercedes seguirá ofreciendo para el nuevo Clase E Coupé y Cabrio dos posibilidades de cambio: uno manual de seis velocidades o el automático '7G-Tronic Plus', que irá asociado directamente a las versiones más potentes.

Mercedes Clase E Coupé y Cabrio: tecnología a la última

En cuanto a asistentes de conducción, Mercedes ha echado el resto con sus nuevos sistemas de comunicación e interacción con el conductor. La marca alemana los agrupa bajo la denominación 'Intelligent Drive'. Tanto el E Coupé 2013 como el E Cabrio 2013 equipan de serie el 'Collision Prevention Assist' (un dispositivo de advertencia de colisión basado en un radar frontal) y el 'Attention Assist' (que detecta la fatiga del conductor). En opción hay un sinfín de elementos de seguridad: desde los que afectan a la optimización de la frenada hasta los que cubren los ángulos muertos del vehículo o incluso al confort, como el asistente de aparcamiento.

En el interior, la calidad sigue siendo la pauta predominante. Los revestimientos y materiales del Mercedes Clase E Coupé 2013 y Cabrio 2013 han sido renovados, aunque en este último lo que cobra más protagonismo es la mejora en el aislamiento acústico de la capota de lona. Pero seguro que a estas alturas te estarás preguntando si los amigos de Mercedes también han afinado el chasis. Los nuevos Mercedes E Coupé y E Cabrio equipan de serie el tren de rodaje 'Agility Control' con amortiguación selectiva, que ofrece una relación entre dinamismo y confort muy lograda. Además, gracias a la dirección electromecánica el guiado es muy preciso y el coche responde a tus manos con bastante rapidez.

Prueba a fondo del Mercedes E Coupé 350 (por David López)

Tengo delante el nuevo Mercedes E Coupé 350 y, de entrada, me gusta un frontal mucho más agresivo que antes. Aquí se acaba todo guiño a la juventud. Porque paso dentro y dos enormes butacones me reciben para sentarme delante de un volante muy grande, desde donde dominar las embestidas del motor 3,5 con 306 CV. ¿Embestidas? ¿Más de 300 caballos? Pues me tendré que bajar a buscarlos, porque desde luego no impresiona para nada su capacidad de aceleración. Le falta fuerza a menos de 2.000 vueltas (para ser un V6) y el cambio automático de siete velocidades es demasiado lento comparado con (por ejemplo) uno de BMW.

Por tanto, mejor dedícate a pasear y a recorrer kilómetros con un coupé tan cómodo y acogedor como siempre. O más. Es decir, su gran virtud se mantiene: conquistará por completo al público más burgués y obligará a mirar hacia los Mercedes CLA a la clientela más joven.

Reconozco que está muy manido el término de alfombra rodante para calificar a un bastidor cómodo en un modelo 'premium', pero lo voy a gastar de nuevo. Este Mercedes E Coupé 350 no envidia nada en confort a una gran berlina y filtra los baches de maravilla. Incluso en el modo sport (el más dinámico de los que puedes seleccionar en la suspensión variable), no se muestra para nada duro. Eso resta puntos en eficacia comparado con un BMW Serie 4 o un Audi A5, por eso te recomiendo que montes la opción del tren deportivo Agility Control (314 euros).

Resulta muy barata para lo que suele pedir Mercedes, apenas te restará confort y aportará un punto de deportividad mayor en un coupé donde cuatro adultos viajan sin grandes agobios. Más me ha gustado el tacto de la dirección, tan directa que necesita un periodo de aclimatación y se convierte en el arma más deportiva de este Mercedes E Coupé 350.

Un E Coupé 350 que no creo que ningún hijo treintañero pida mucho a su padre para divertirse un sábado por la mañana en un tramo de curvas. Quizá eso sea otra ventaja que busca el selecto público de un Mercedes E Coupé 350.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Kike Ruiz

Kike Ruiz

Redactor de AUTO BILD

Todo sobre Mercedes

Mercedes Clase E Clase E Coupe

Buscador de coches