Skip to main content

Práctico

Coche eléctrico

Qué es el 'Range Anxiety' y qué puedes hacer para evitarlo

Autonomía coche eléctrico

Entre los males del s.XXI hay uno del que quizá no hayas oído hablar: el Range Anxiety.

La traducción literal de este problema es ansiedad por el rango, siendo este último término un sinónimo de autonomía. Es decir, quienes sufren Range Anxiety lo que tienen es miedo a que su coche eléctrico se quede sin energía.

Enfermedades generadas por las nuevas tecnologías

La autonomía, esto es, cuántos kilómetros puede recorrer un coche eléctrico hasta que la batería agota toda su energía es una de las primeras preguntas que se plantean quienes valoran la compra de un enchufable.

El Range Anxiety es problema heredado de los americanos. Al menos son ellos los que le ha dado nombre y han calculado que el 71% de los conductores tienen miedo a quedarse sin batería y que la autonomía está considerada como uno de los grandes obstáculos para la popularización del coche eléctrico.

 El Range Anxiety se suma a la lista de enfermedades generadas por las nuevas tecnologías. En ella figuran otras afecciones tales como la nomophobia o miedo a estar sin el teléfono móvil, la adicción a las redes sociales o el síndrome de la batería muerta, que es igual que el Range Anxiety pero aplicado a los smartphones.

Una preocupación normal que se convierte en miedo irracional

Conocer la autonomía de tu coche eléctrico; saber cuántos kms puede recorrer con cada cargo (no solo los datos oficiales, sobre todo los reales) es una preocupación lógica. Ahora bien, que el miedo a quedarse sin batería llegue a generar ansiedad, no.

Los expertos aseguran que este es, además, un miedo irracional

La mayor parte de los coches eléctricos a la venta tienen entre 250 y 300 kms de autonomía oficial; mientras que los desplazamientos diarios de sus propietarios no superan los 100-120 kms. 

Cinco consejos para evitar sufrir 'Range Anxiety'

Los expertos en movilidad eléctrica de Endesa nos dan estos cinco consejos para evitar sufrir Range Anxiety:

    • Instala un punto de recarga en tu casa o aparcamiento comunitario. Así podrás cargar la batería de tu coche eléctrico por la noche y satisfacer con creces la autonomía de tus viajes habituales.
    • Bájate una aplicación con la red de puntos de recarga de tu ciudad. Localiza un cargador al que puedas acudir cuando te queden dos tercios de batería. Probablemente acabes por no utilizarlo, pero da mucha tranquilidad saber que está ahí.
    • Empieza tu viaje con una autonomía tres veces mayor que la vas a necesitar. Aunque las cosas vayan mal, siempre tendrás una reserva para llegar a un punto de recarga. 
    • Utiliza el medidor de batería en lugar del medidor de autonomía. Algunos vehículos permiten mostrar el estado real de la batería en KWh en lugar de una estimación de autonomía.
Aunque a veces puede resultar más cómodo que el coche nos diga cuántos kilómetros podemos hacer, este cálculo puede variar en función de nuestra velocidad u otros factores. Los KWh no engañan.
    • Conoce tu vehículo y aprende a conducirlo. La autonomía de coche eléctrico depende de las características del modelo, pero también del modo de conducción.
Aprende técnicas de conducción eficiente para sacarle el mayor partido a tu batería, familiarízate con tu vehículo para saber hasta dónde es capaz de llegar; cuál es su autonomía real y cómo le afectan las distintas condiciones de tráfico, climáticas etc. 

Lecturas recomendadas