Skip to main content

Patrocinado por:

Práctico

¿Cómo funciona?

Los futuros motores de Volkswagen: gasolina, diésel e híbridos

El nuevo motor gasolina de Volkswagen EA 211 Evo

Asistimos a un taller en la sede del fabricante alemán en el que Volkswagen explica cómo piensa resolver el problema de las futuras normativas de emisiones que están por llegar con sus nuevos motores de gasolina, diésel e híbridos.

Los planes de futuro de Volkswagen pasan por multiplicar las ventas de coches eléctricos con su familia I.D. Puedes leer las claves de este proyecto un poco más abajo, pero no solo eso, ya que en las próximas décadas seguirá habiendo una proporción muy elevada de coches con motor de combustión. De ahí la necesidad de seguir su evolución. De hecho, si te digo que Volkswagen tiene un problema con sus motores, seguro que en seguida se te vendrá a la cabeza el escándalo de las emisiones, pero lo cierto es que la marca asegura tener ya actualizados el 90% de los vehículos afectados en Europa, con un 99% de usuarios satisfechos. 

En todo caso, el fabricante alemán es consciente de que el verdadero quid de la cuestión es el que está por venir, dado que en sus dos de sus principales mercados, China y Europa, las restricciones a las emisiones de CO2 y NOx aumentarán y con el mix actual de que disponen les va a resultar imposible cumplir con las normativas que vienen. Esto se entiende a la perfección viendo la balanza que la firma, con total franqueza, ha mostrado durante un taller sobre los futuros motores de Volkswagen a AUTOBILD.ES.

Y es que el 97% de su flota actual se desplaza con propulsores diésel, de gasolina o de gas natural y solo el 3% corresponden a híbridos, híbridos enchufables o coches eléctricos. Desde luego, la esperanza puesta en estos últimos con el desembarco de la gama del Volkswagen I.D. es muy alta (el 25% del total de sus ventas para 2025), tanta que ellos mismos son conscientes de que pueden no alcanzarla, por eso no solo trabajan en coches 100% a pilas...

La estrategia de VW para bajar sus emisiones abarca todos los frentes, ya que para ese 2025, esperan que menos del 50% de sus matriculaciones sean de coches con motor de combustión en exclusiva, mientras que casi un tercio se deberán de repartir entre híbridos, híbridos enchufables o de autonomía ampliada. Incluso en los diésel y gasolina prevén novedades disruptivas a medio plazo, pero de momento seguirán evolucionando los que ya tienen en el mercado para hacerlos mucho más eficientes. A continuación, puedes ver un resumen de cuál es su estrategia en cada uno de estos campos. 

 

Nuevos motores de combustión de Volkswagen

  • El próximo motor de gasolina de Volkswagen en llegar a la gama del VW Golf y del Golf Variant es un 1.5 TSI de 130 CV que en esta presentación he tenido ocasión de probar tanto en su variante de gasolina como la que emplea gas natural. De ciclo Miller y con un turbo de geometría variable, es capaz de entregar sus 200 Nm de par desde las 1.400 rpm con una suavidad realmente alta y uno de sus secretos está en una presión de inyección superior a los 2000 bares, me ha gustado especialmente cómo va con gas. 
  • Además, este nuevo motor de Volkswagen tiene un innovador filtro de partículas (que no es necesario en el caso de los vehículos que empleen gas) capaz de reducir las emisiones de estas y compuesto por dos cuerpos de monolitos recubiertos de un hidrocarburo. A diferencia de otros sistemas de filtrado, en este caso los gases de escape recorren el monolito por unos conductos internos, no los atraviesan, ya que el recubrimiento hace que las partículas se adhieran a la superficie.
  • También el tratamiento de los gases de escape en los nuevos motores diésel de VW va a ser reforzado con un circuito dual que integrará el filtro de oxidación catalítica y un filtro de partículas diésel, muy compacto y que se ubicará mucho más cerca del motor para que pueda trabajar más tiempo a temperatura óptima para aumentar su eficacia. La marca asegura que gracias a esta medida y a la incorporación de un sistema de refrigeración del aire que entra al circuito, sus únicos motores diésel que superarán los 80 mg de Nox/km serán el 1.6 y el 2.0 actuales.

Vídeo: Así presentó Volkswagen sus motores de futuro

Los futuros Volkswagen de combustible sintético

  • Un asunto que se prevé a más largo plazo es la llegada de los combustibles sintéticos con los que repostar estos motores de combustión. En este caso, el escenario no se dará hasta dentro de un par de décadas, cuando se espera que haya un excedente de energía eléctrica por la llegada de la fisión o la explosión de las renovables -fuera de España, mientras dirija el país un Gobierno como el actual, que no es que solo no haya visto la importancia estratégica de este sector, sino que casi lo ha liquidado-. En este caso, además de ser carburantes más limpios, dado que se producirán con CO2 capturado de la atmósfera, su saldo de emisiones resultará muy cercano a cero. Por ahora la eficiencia de su producción es de solo el 30%, pero ya se ensaya con procesos que, en teoría, la aumentarán hasta el 70%.
  • El Grupo Volkswagen es pionero en la elaboración de esta clase de combustibles sintéticos a partir de material vegetal para los que es necesario el aporte de electricidad. Sin embargo, con el equivalente a siete balas de circulares de paja, a través de un proceso de metanización, se pueden llegara obtener hasta 300 kg de metano, que es aproximadamente lo que utiliza un Volkswagen Polo TGI (3,2 kg CNG/100 km) a lo largo de todo un año de uso normal.
  • También el gas natural fósil es una opción, dado que igualmente se prevé una caída de la demanda doméstica por la generalización del uso de las renovables en las nuevas construcciones, que además son mucho más eficientes térmicamente. 

Los híbridos de Volkswagen que vienen

Mucho más a corto plazo, gracias a la tecnología de baterías de 48 V -y un poco más adelante con las de 400 V- será posible una nueva generación de híbridos de Volkswagen. Durante esta presentación he podido probar varios prototipos que utilizaban la energía eléctrica bien sobre el eje delantero o el trasero, dependerá de para qué tipo de vehículo o uso sean desarrollados finalmente, pero está claro que, al menos de manera inmediata, estos híbridos o híbridos enchufables son, junto con la familia I.D. de eléctricos, la mejor baza de VW para resolver el problema de sus motores o, mejor dicho, el de unas normativas que hoy por hoy son las que marcan el paso del desarrollo tecnológico y no al revés. 

Lecturas recomendadas