Skip to main content

Noticia

Motor

VÍDEO: Prueba Aston Martin DBX, el SUV de lujo de 007

Aquí tienes en vídeo la prueba del Aston Martin DBX, el que sería el SUV elegido por James Bond, el Agente 007 para sus persecuciones por el campo. El segmento SUV lo devora todo, y marcas que parecían reticentes a estos modelos, han acabado pasado por el aro, como Lamborghini, Bentley y ahora... Aston Martin. Es un Mastodonte de más de 5 metros con el que la marca dice haber conseguido la respuesta dinámica de sus mejores deportivos. ¿Ensoñaciones o realidad?

Aston Martin DBX
El motor Aston Martin DBX es de origen AMG

El objetivo de Aston Martin con este gigantón ha sido claro dede el principio: poner sobre el asfalto el SUV con el mejor comportamiento posible. Que se vea grande por fuera, pero que se sienta pequeño al volante, como un coche ágil de mucho menos peso.

¿Cuál es más exclusivo, el Bentley Bentayga o el Aston Martin DBX?

Mide 5,04 metros y pesa más de 2.300 kilos, así que ¿dónde esta el deporte en todo esto? Digamos que la marca inglesa ha tenido que echar mano de algunos truquitos para poder extraer todo el potencial al chasis. Hablamos de la red a bordo de 48 voltios que es la que alimenta la estabilizadora activa en el eje trasero.

Aston Martin DBX
Interior del Aston Martin DBX.

Es la primera vez que Aston se ha atrevido con esta solución en toda su historia, así que el Aston Martin DBX puede decirse que es un pionero en la marca, no solo por ser el primer SUV, sino también por incorporar soluciones inéditas hasta ahora en la firma inglesa.

Motor de origen Mercedes

Pero si lo pensáis tiene toda la lógica: bajo el capo llevo un motor que empuja con mucha fuerza. Son 550 CV y 700 Nm a los que les importa bien poco el régimen al que circules, porque cuando hundes el pie derecho, los dos turbos se ponen a soplar como descosidos y la aguja del cuentavueltas sube como si no le importase nada.

Aston Martin DBX
La pintura de la carrocería de este Aston Martin DBX es gris satinada.

Te daré datos, este motor, de origen Mercedes, ajustado por los amigos de AMG, hace que en línea recta, no se sientan las 2,3 toneladas. Y para que en los días de lluvia puedas acelerar cuando te dé la gana y cómo te de la gana, este DBX 2021 monta una tracción integral permanente que hace que no se pierda un gramo de fuerza en cada arrancada.

Prueba del Aston Martin DBX. ¿Quién dijo SUV?

Máxima eficacia que se ve respaldada por una suspensión neumática de tres cámaras, también gestionada por esos 48 voltios de los que te hablaba antes, y que saben sujetar muy bien las inercias...  Y es que no os penséis que en este Aston Martin DBX ha desaparecido las leyes de la física. Esas están ahí, lo que pasa es que toda esa tecnología hace que un armario como este se sienta ágil en curvas donde no te atreverías a entrar a semejante velocidad: giras el volante y todo el conjunto obedece con una facilidad que hasta me molesta, porque no te crees que esto pueda estar pasando.

A decir verdad, está lejos de un dinamismo puro, al final todo llega bastante filtrado a tus manos, con una dirección muy firme, muy rápida y directa, pero que te deja sin el feeling necesario para exprimir cada vez que giras el volante. Te conecta a la carretera, pero tienes que pasar mucho tiempo con este DBX para empezar a descifrar esa información que lleva a tus manos.

Cuadro de instrumentos Aston Martin DBX

Frenos grandes, pero no de carbono

Luego están los frenos. Son discos enormes, de 410 mm y pinzas de seis pistones en el eje delantero y de 390 mm detrás. En ambos casos son discos de dos piezas, con el aro de fundición de hierro y el núcleo de aluminio, están rayados y ventilados para alejar a la fatiga de un uso intensivo.

¿Puede el Aston Martin DBX ganar al Urus en una drag race?

Lo que no puede montar son discos de carbono, algo extraño, ya que casarían perfectamente con el ADN que la marca quiere imprimir en su SUV. No digo que los metiese de serie, pero al menos sí ofrecerlos en opción.

El comportamiento de este Aston se puede ajustar en seis programas diferentes y estos afectan al motor, transmisión, tracción, el sonido del escape y la suspensión. Por defecto arranca en el modo llamado GT, luego puedes pasar a un modo Sport, donde se tensa todo un poco más, y finalmente puedes activar el modo Sport Plus, en el que desactiva las ayudas y que solo es recomendable para circuito. Hay un modo Individual, en el que puedes ajustar cada elemento, motor, suspensión, etc... por separado.

Si quieres ver todos los detalles de la prueba en vídeo de este Aston Martin, no dudes más y dale al play. Seguro que no aciertas el precio...

Más:

SUV de lujo
  • Tipo de Motor

    Normal

  • Cilindrada

    3.982 cc

  • Par motor

    700 Nm /2.200 rpm

  • Potencia

    550 cv /6.500 rpm

  • Cambio

    Automático

  • Tracción

    Integral

  • Capacidad maletero

    632 L

  • Aceleración 0-100

    4,5 s

  • Velocidad máxima

    291 km/h

  • Consumo oficial

    14.3l/100km

  • Precio

    186.584

  • Garantía

    2 años

  • Tipo de combustible

    -

Ver otros acabados de Aston Martin DBX Todo sobre Aston Martin DBX

Y además