Skip to main content

Noticia

Motor

VÍDEO: Lo intenta hacer otras 100 veces más y no lo consigue

¡Imposible de creer!

Algunos lo llaman destino, otros, suerte. Se llame como se llame, lo que ocurre en este vídeo no pasa dos veces. Lo intenta hacer otras 100 veces más y no lo consigue…

Te interesa: ¿Estás buscando coche nuevo? Aquí tienes la manera más sencilla de encontrarlo

Cuando te levantas con el pie izquierdo, como se dice coloquialmente, lo sueles decir porque te suceden cosas que no pasan todos los días. Si un conductor cuando coge el coche por la mañana se imagina de qué forma le pueden abollar su nuevo coche, ni con mucha imaginación puede plantearse algo como esto. Lo intenta hacer otras 100 veces más y no lo consigue. 

¿Mala suerte o destino?

Los coches se abollan con más facilidad de lo que pensamos. Vale con rozar un poste, golpear a otro coche, aunque sea de forma leve… Pero un motivo muy poco habitual es que aparezcan dos ruedas de la nada, a una velocidad muy elevada e impacten directamente contra tu carrocería como dos proyectiles. 

No te pierdas esto: VÍDEO: Este Tesla Model X se deja los bajos en un salto… ¡duele verlo!

Imaginad la cara del conductor al ver que dos ruedas que vienen solas rodando le golpean de forma violenta en el coche. Eso es tener mala suerte o estar en el sitio menos indicado en el momento justo. A ver cómo le explica esto al seguro… 

accidente pick-up aeropuerto

Es una de esas cosas que sólo pasan una vez en la vida. Se juntan todas las circunstancias que deben darse, para que un coche pierda el control por ir demasiado rápido, haga un trompo, y se le rompa una rueda de cada eje mientras da un giro, lanzando sus dos neumáticos a toda velocidad hacia otro coche. 

Mira esto: VÍDEO: mismo accidente, pero uno se salva por suerte y otro por talento

Lo intentan hacer otras 100 veces más y no lo consiguen. Un cúmulo de mala suerte en un espacio de tiempo tan corto… Menos mal que lo tenemos en vídeo para poder asombrarnos de una escena tan difícil de explicar con palabras. Es mejor que lo veáis y juzguéis vosotros mismos.

Y además