Logo Autobild.es

El revolucionario motor de hidrógeno que manda a la lona la gasolina

motor hidrogeno
Foto del redactor Mario Herráez

Hay vida para los motores térmicos.

El futuro de la movilidad pasa por conseguir rebajar las emisiones. Lo idóneo es llevarlas a cero, pero se trata de algo complicado, así que por el momento reducirlas al mínimo es un objetivo prioritario. Para muchos eso supone pasarse a los coches eléctricos, pero cada vez más parece que los motores de combustión tienen esperanza en una forma muy concreta: el hidrógeno.

Además de los cero emisiones de pila de hidrógeno, una alternativa que no es 100% libre de emisiones, pero que a priori es mucho más económica y fácil de aplicar son los motores térmicos de hidrógeno, en los que en lugar de gasolina o diésel, se quema hidrógeno. Genera algo de contaminación, pero es algo testimonial.

 

Es por eso que varias marcas están trabajando ya en esta tecnología. Toyota es la que más “ruido” ha hecho con ello, puesto que incluso tiene a prototipos participando en competiciones con este tipo de motor, pero desde corea también están haciendo avances en este campo.

Hyundai-Kia Motor Company (HMC), junto con el Korea Institute of Machinery and Materials (KIMM), han desarrollado un motor de dos litros con inyección directa de hidrógeno que funciona exclusivamente con este combustible.

De hecho, el propulsor en el que se basa es un bloque que la compañía ya tenía en sus modelos de serie, pero que ha sido modificado para quemar hidrógeno, que se inyecta directamente en la cámara de combustión con una presión superior a los 30 bares.

El equipo de desarrollo ha utilizado un turbocompresor que ha permitido mejorar el rendimiento del motor, así como conseguir mantener de manera estable una alta eficiencia térmica en todas las etapas de funcionamiento del propulsor, desde el encendido hasta cuando opera en el límite superior carga.

Esto se consigue porque, al contrario que en otros motores térmicos de hidrógeno, éste no se inyecta primero en un puerto en el que se mezcla con el aire, que debido al estado gaseoso del hidrógeno no entra en cantidad suficiente y deriva en una mezcla pobre con menor eficiencia energética, si no que se inyecta directamente en el cilindro.

Además, en lo que respecta a emisiones, comparado con un motor de gasolina reduce las de CO2 en un 99% y las de partículas en un 90%. En cuanto a NOX, solo emite 15 ppm.

Young Choi, investigador principal del proyecto, ha declarado: “La tecnología de motor de hidrógeno recientemente desarrollada es una tecnología instantánea y económica que puede ayudar a reemplazar los combustibles fósiles, que actualmente se utilizan como principal fuente de energía para los vehículos, por combustibles de hidrógeno libres de carbono”.

“A través de la colaboración con HMC, verificaremos la durabilidad del motor y también ampliaremos la aplicación de esta tecnología no solo a vehículos de pasajeros sino también a vehículos comerciales y unidades de energía de generación de electricidad”, ha añadido.

“A través de la investigación y el desarrollo continuo de tecnologías para generar energía utilizando combustibles libres de carbono, tomaremos la delantera en la consecución de la neutralidad de carbono”, ha concluido.

Fuente: GreenCarCongress

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Autobild España.