Skip to main content

Noticia

El precio de los peajes sube un 1,9% en 2018

Esto es lo que te va a costar el rescate de los peajes

El que más sube es el peaje de la AP9

Durante los últimos días de 2017, el Gobierno llenó titulares diciendo que incrementaba el salario mínimo hasta los 735,9 euros mensuales y las pensiones en un 0,25%. Lo que no decía era que además de los ingresos, también tenía decidido aumentar los gastos con lo que, a final de cuentas, el poder adquisitivo de los españoles será igual o menor.

Estos fueron los peajes más caros en 2017

En 2018 los conductores notarán que tienen que hacer un mayor esfuerzo económico si quieren usar las vías de pago. El precio de los peajes sube una media del 1,91%, después de dos años (2016 y 2017). No nos quejemos, en 2012, la subida fue del 7,5%...

Las tarifas de los peajes suben en 2018 (igual que la luz, el gas natural, las tarifas de Vodafone Orange y Movistar...) y lo hace por encima de lo que se ha aumentado el Índice de Precios al Consumidor (el famoso IPC) que para el año que acabamos de estrenar ha sumado 1,2 puntos.

Significa esto que si antes había que pagar 10,18 euros por recorrer los 41,8 kms de la autopista de Sant Cugat a Manresa (tiene el título a uno de los peajes más caros de España en 2017); ahora habrá que abonar 20 céntimos más.

La AP9 sube un 3,81%

Si pagar 20 céntimos más por una autopista de peaje te parece mucho espera a que te cuente lo de la AP9. 

Los responsables de la carretera que recorre Galicia de norte a sur han anunciado que al incremento del 1,91% aprobado por el Gobierno ellos sumarán otro tanto para las inversiones y las rebajas de años anteriores.

Todos los coches nuevos de 2018

Audasa, concesionaria de la vía gallega, ha explicado que de la subida total, un 1% es para recuperar la inversión realizada en obras de ampliación de la autopista en Santiago y Rande en virtud de un convenio firmado en 2011. Y que otro 0,9% del incremento se aplica para compensar las bonificaciones que estableció en los peajes en 2013 a los viajeros entre Vigo y Pontevedra.

Los coches tendrán que asumir la subida durante tres años.