Skip to main content

Noticia

Motor

La multa que te pueden poner si eres novato y no llevas la 'L' y si no eres novato y la llevas

La DGT recuerda los cinco pecados del conductor novel que tú también has cometido

Un descuido que te puede salir caro

Conductor novel: dícese de aquél que aquél que hace menos de un año que ha obtenido el permiso de conducir, sea del tipo que sea. Por su condición de inexperto está sujeto a normas específicas, entre ellas llevar una placa que lo identifique. Pero, ojo, del mismo modo que hay multa si eres novato y no llevas la 'L', también te pueden sancionar si ya no eres novato y la llevas.

Con 'L' de novato

La letra L, pintada en blanco sobre fondo verde, es una placa que todos los conductores con menos de un año de antigüedad en el permiso de conducir deben lucir en la luna trasera del coche. Esta placa debe estar homologada: tiene que medir 15 cms de ancho y 19,5 cm de alto, además de ser reflectante.

La 'L' corresponde a la inicial de Learning que, en español, significa aprendiendo. Su uso es obligatorio tanto en turismos como en motocicletas y otros vehículos.

Conductor X3

AUTOBILD

Multa por no llevar la 'L' o por llevarla sin deber

Ser conductor novel y no llevar la placa de la 'L' se considera infracción leve y, como tal, está sancionado con una multa de 100 euros, sin pérdida de puntos.

Lo que no es tan conocido es que también es sancionable el hecho de llevar la 'L' en la parte trasera del coche sin tener que hacerlo. Esto sucede cuando, por ejemplo, dejas el coche a tu hijo que acaba de conseguir el permiso y al volver a conducirlo al día siguiente olvidas quitar la placa.

Este descuido, aparentemente inofensivo, también se sanciona con 100 euros. Eso sí, es una de las multas que pueden conseguir el descuento del 50% por pronto pago.

 

Normas a cumplir si llevas la 'L'

Llevar la 'L' conlleva asumir una serie de normas específicas. Los conductores noveles parten con un saldo de ocho puntos. Si pasan dos años sin cometer ninguna infracción suman cuatro puntos; y si pasan otros tres años con una conducta ejemplar alcanzan el máximo de 15 puntos.

Hasta 2011, en autovías y autopistas no podían superar los 80 km/h; pero esta limitación se eliminó y  ahora deben cumplir los mismos límites que el resto de conductores. En lo que la DGT sí impone una norma más restrictiva es en la tasa de alcoholemia permitida: 0,15 mg/l en aire espirado, frente a los 0,30 mg/l del resto de conductores.

Etiquetas:

DGT Multas de tráfico

Y además