Noticia

Tecnología

Google estuvo a punto de comprar Tesla

Google estuvo a punto de comprar Tesla

Javier Leceta

22/04/2015 - 11:40

Según el libro llamado ‘Elon Musk: Tesla, SpaceX, and the Quest for a Fantastic Future’ (‘Elon Musk, Tesla, SpaceX y la Búsqueda de un Futuro Fantástico’), que saldrá próximamente a la venta, Google estuvo a punto de comprar Tesla en 2013 debido a la complicada situación económica que estaba fabricando el fabricante.

El rumor de que Google estuvo a punto de comprar Tesla en 2013 procede de la propia compañía automovilística. Según apuntan nuestros compañeros de Worldcarfans, han sido algunas fuentes internas dentro de Tesla las que han informado al autor del libro Elon Musk: Tesla, SpaceX, and the Quest for a Fantastic Future, Ashlee Vance, de que el fabricante se encontraba en serios problemas en el año 2013. Debido a las complicaciones que tuvo el Tesla Model S y a las quejas expresadas por algunos compradores, la compañía vio cómo algunos de los clientes se plantearon si anular el pedido de este coche que habían realizado previamente. Finalmente, todas estas críticas hicieron que  las ventas descendieran y que la empresa se viera inmersa en una situación complicada.

Supuestamente, el CEO de Tesla, Elon Musk, respondió a la situación destituyendo a algunos directivos, cesando la producción y encargando a diferentes departamentos que cerrasen las ventas pendientes de los Model S correspondientes a aquellos clientes que aún no las habían confirmado. “Si no estregamos estos coches, estamos jo… Así que no me importa cuál era vuestro trabajo. Vuestro nuevo trabajo es entregar los coches”, son las supuestas palabras que pronunció el CEO.

Según parece, poco después, en marzo de 2013 Musk se aproximó a Larry Page para ofrecerle la compra de Tesla por parte de Google. Parece ser que el  CEO de Tesla impuso además una serie de condiciones para cerrar la operación, entre ellas una ampliación de capital de 5.000 millones para la expansión de fábricas, así como una garantía de que Google no se desharía de Tesla al menos hasta que esta entregara la tercera generación de su coche, un modelo que está previsto que ronde los 30.000 dólares.  Musk también insistió en su permanencia al frente de la compañía durante ocho años o al menos hasta la llegada del nuevo modelo de entrada de gama.

Según parece, Page se mostró conforme con el acuerdo, y los abogados comenzaron a redactar el contrato. No obstante, el aumento de las ventas del Model S hizo que Musk se echara a atrás en su propuesta de venta y que Tesla no acabara en manos de Google. No obstante, parece que Google no fue el único que negoció con Tesla, y que Apple también mantuvo negociaciones con ella.

Lecturas recomendadas

Javier Leceta

Redactor Jefe

Buscador de coches