Skip to main content

Noticia

El Gobierno acuerda con Podemos un plan ayudas al coche eléctrico hasta 2020

coche eléctrico

El Gobierno de Pedro Sánchez y Podemos han acordado un nuevo plan de ayudas al coche eléctrico que estará vigente desde 2020 y cuya dotación será el 30% de la mayor recaudación que se obtenga con el ascenso del impuesto al diésel.

Los coches eléctricos más espectaculares del Salón de París

Los Presupuestos Generales del Estado de 2019 incluirán un plan de ayudas al coche eléctrico, según el acuerdo alcanzado por el Gobierno de Pedro Sánchez y Podemos. Éste será estable e ininterrumpido, y durará hasta el año 2020. El objetivo que se persigue con él es potenciar las ventas de este tipo de vehículos sin que éstas queden concentradas en determinados momentos, lo que luego deriva en parones del mercado. La dotación de este nuevo plan de ayudas llegará de la subida del impuesto al diésel prevista. En total será el 30% de la mayor recaudación de este gravamen.

No te pierdas: Tres ventajas y tres inconvenientes del coche eléctrico

A día de hoy el coche eléctrico sigue esperando que se pongan en marcha las ayudas que ya estaban previstas en los Presupuestos Generales del Estado de 2018, aprobados en su día por el PP. Éstas contemplan 66,6 millones de euros, de los cuales 16,6 son gestionados por el ministerio de Industria, Comercio y Turismo mientras que los otros 50 dependen del ministerio de Transición Ecológica a través del IDAE (Instituto para la Diversificación de la Energía).

El pacto al que han llegado el Gobierno y Podemos ha de sumarse a estas ayudas previstas, y debería dar comienzo en 2019, justo cuando el nuevo impuesto al diésel entra en vigor. Las estimaciones que han realizado diversos medios especializados apuntan a que éste supondrá una recaudación de algo más de 2.000 millones de euros al estado cada año.

Este plan de ayudas al coche eléctrico será muy bien recibido por los fabricantes, ya que seguro que supone un espaldarazo a la apuesta que muchos de ellos están realizando por este tipo de vehículos. Eso sí, todo ha de complementarse con una mejora considerable de la infraestructura de recarga pública en España, así como una mayor información por parte de las autoridades acerca de lo que supone contar con un vehículo de este tipo.

Lecturas recomendadas