Noticia

Cinco cosas que deberías dejar de hacer al volante

Cinco cosas que deberías dejar de hacer al volante

Noelia López

05/04/2016 - 07:37

Aunque te parezcan inofensivas, ninguna de ellas te va a traer nada bueno. Por eso, lo mejor es que tomes note de estas cinco cosas que deberías dejar de hacer al volante (porque por mucho que lo rechacemos, todos hemos caído alguna vez).

Para muchos, conducir es una acción tan rutinaria que ni siquiera nos planteamos si lo hacemos bien o mal. Si eres habitual de alguna de estas cinco cosas que deberíamos dejar de hacer al volante, tu nota como conductor tira más hacia el suspenso que hacia el aprobado. 

1. Perder los nervios al volante.

Que sí, que hay ocasiones en las que es otro el que ha metido la pata y tú el que sufres las consecuencias. Aún así, tratar de buscar venganza, imitar la acción del que nos ha fastidiado o bajar del coche para armar una pelea no suele terminar bien. Recuerda que el karma siempre pone a cada uno en su lugar.

2. No utilizar los intermitentes.

Por mucho que Cristina Pedroche diga que el 'tic, tac' que hacen es molesto, los intermitentes son un elemento de seguridad que tu coche equipa por una importante razón: avisar con antelación al resto de conductores de tus intenciones. No utilizarlos puede dar lugar a terribles consecuencias:

3. Saltarse un semáforo en ambar.

Hay quien ha llegado a cuestionarse que el ambar de los semáforos no sirve para nada. El problema viene cuando conductor y peatón deciden, al mismo tiempo, hacer caso omiso al color intermedio y ambos se cruzan en la carretera. 

Las consecuencias de saltarse un semáforo en ambar pueden ser muy peligrosas, además de que te puede hacer volver a casa con una multa en el bolsillo.

4. Conducir cansado.

Pone los pelos de punta saber que seis de cada 10 conductores afirma haber tenido microsueños al volante. Aunque no llegues a esto, conducir cansado reduce notablemente los reflejos, alarga las reacciones y es una de las cinco cosas que deberías dejar de hacer al volante porque es culpable de muchos accidentes.

5. Conducir distraido.

Son muchas las causas que pueden hacerte perder la concentración al volante: mirar el móvil, el navegador, encender un cigarillo e, incluso, mantener una conversación con tus acompañantes (sobre todo si el tema lleva a una discusión).

Desde la DGT aseguran que las distracciones causan buena parte de los accidentes. Toma nota de las 10 distracciones más frecuentes al volante para estar atento y no caer en ellas.

Fuente: Carbuzz

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Noelia López

Noelia López

Redactora de AutoBild.es

Yo escribo porque pienso que tú me lees

Buscador de coches