Prueba

Prueba Renault Espace 2015, ¿qué eres ahora?

Redacción Auto Bild

26/06/2015 - 13:00

Acabamos de probar el Renault Espace 1.6 dCi 130, que es el escalón de acceso a los modelos de gasóleo en una saga que ya ha cumplido 30 años. Como siempre, hablar de un Renault Espace 2015 significa hacerlo de sus tres principales características: modularidad, habitabilidad y luminosidad, aunque ahora se une la última tecnología y unos motores más ahorradores.

Renault me ha traído al sur de Francia para probar la última generación del exitoso vehículo que 'inició la marcha' del segmento de los monovolúmenes hace ahora 30 años: el Espace.

Lo primero que me llama la atención al comenzar la prueba del Renault Espace 2015 es su atractiva imagen, que, por suerte en este caso, guarda gran parecido con el prototipo sobre el que se desarrolló: el Initiale Paris Concept. Según la compañía francesa, su diseño está inspirado en la aeronáutica, y como no tengo ni la más remota idea de aviones, habrá que hacer un acto de fe...  Frente a frente impone, y no es para menos porque a su amplia parrilla, faros Full Led con luces dirunas en forma de 'C' (de serie) y marcados pasos de rueda y hombros se unen una longitud de 4,86 metros, una anchura de 1,89 y una altura de 1,68. La compañía del rombo ha puesto especial énfasis en catalogarlo como un vehículo entre dos segmentos, el de los SUV y el de los monovolúmenes. Y la verdad es que tiene cualidades de los dos. Del primero, su carrocería elevada 16 cm (4 cm más que la generación actual), y del segundo, la amplitud y la comodidad típica de este tipo de automóviles. Te pongo como ejemplo que la batalla es de 2,88 m, 16 mm más que el Grand Espace actual.

 

Dentro del Renault Espace 2015 encuentro varias cosas que me llaman la atención: la primera es su parabrisas semipanorámico de 2,8 m2, de serie desde el acabado más bajo y que otorga una sensación de amplitud al habitáculo. La segunda es su consola flotante, que incorpora una gran pantalla de 8,7 pulgadas desde la que se controla casi todo gracias al sistema R Link 2. Ésta junto con las molduras en negro brillante y los materiales utilizados dan una calidad visual realmente buena. La tercera es la amplitud y comodidad de sus asientos, todos ellos individuales. Existe la posibilidad de optar por la versión de cinco plazas o por la de siete. Independientemente de la escogida, los asientos, tanto de la segunda fila como los de la tercera, se abaten con el sistema 'One touch', con el que solo es necesario pulsar uno de los botones que está situado en la pantalla, en el maletero o en el propio asiento para realizar la función -los traseros se pueden ocultar en el piso despejando así, si es necesario, un espacio de carga totalmente plano con una capacidad máxima de 2.101 dm3 (5 pl.) y 2.035 dm3 (7 pl.)-. Comodidad y eficacia a más no poder porque no es necesario, ni siguiera, bajar los reposacabezas, ya que el vehículo lo hace automáticamente. 

En el siguiente vídeo puedes ver los resultados de las pruebas de choque a las que fue sometido el Renault Espace:

 

Para la prueba dinámica del Renault Espace 2015 he optado por la versión más alta de los diésel, el de 160 CV, (la prueba del Renault Espace dCi 130 la tienes más abajo) que monta doble turbo -existe otro diésel de 130 y un gasolina de nada mas y nada menos que de 200 CV-. A pesar el de ser el más potente de los de gasóleo, he echado en falta más empuje. No parece que este bloque rinda 160 CV ni que tenga un turbo que actué a bajas vueltas y otro a medio régimen. Quizás esta falta de respuesta se deba a los 1.734 kg de peso del vehículo, y eso que Renault ha conseguido restar 250 kg en la báscula. Eso sí, me ha llamado la atención lo bien insonorizado que está el habitáculo; gran parte de culpa la tienen los cristales laminados que equipa. Por lo tanto, si estás empecinado en que quieres un Espace con motor diésel, decántate por el de 160 CV, y si quieres mejores prestaciones, por el de 200 CV gasolina. Total, solo consume de media dos litros más… (4,6 frente a 6,2 l/100 km).

Como novedad, el Renault Espace 2015 trae, de serie, el sistema 'Multi-Sense',  a través del cual el conductor puede elegir entre diferentes modos de conducción: 'Neutral', 'Eco', 'Sport', 'Comfort' y 'Perso' -este último puede adaptarse según las preferencias de la persona que conduce-. Asimismo permite gestionar tanto el sistema de 4 ruedas directrices 4control o la amortiguación pilotada, la asistencia de la dirección, la respuesta del motor o las leyes de paso de la caja de velocidades EDC, como también el ambiente luminoso del interior del habitáculo.

 

Hemos probado 2 versiones del Renault Espace

Lecturas recomendadas

Redacción Auto Bild

Redacción Auto Bild

-

Todo sobre

Renault

Rivales del Renault Espace

Buscador de coches