Logo Autobild.es

Ni eléctricos, ni combustión, las nuevas etiquetas de la DGT serán iguales si el coche es seguro

Dónde conseguir la pegatina medioambiental de la DGT

El director general de Tráfico, Pere Navarro, confirma que su departamento quiere modificar la actual clasificación de vehículos en base a criterios medioambientales. Pero adelanta novedades: la primera es que no tendrán carácter retroactivo; la segunda, que habrá una segunda clasificación para impulsar la renovación del parque móvil

Las pegatinas medioambientales de la Dirección General de Tráfico (DGT) llevan tiempo generando controversia. Son muchas las voces que se alzan pidiendo un cambio de un sistema que consideran injusto; desde Tráfico parecen estar de acuerdo pero no encuentran la forma ni el momento de dar el paso. 

En una entrevista concedida al Observatorio Arval de Movilidad, el director general de Tráfico, Pere Navarro, ha confirmado lo que se sabe desde hace tiempo: que su departamento tiene sobre la mesa la tarea de modificar el actual etiquetado medioambiental, que no hay fecha para ello y que, cuando lo haga, será con el consenso de todos los afectados.

Clasificación medioambiental

Hay un argumento común que defienden quienes piden a la DGT la renovación de las pegatinas medioambientales, en vigor desde 2016. Creen que beneficia de forma injusta a los híbridos enchufables, que consiguen la etiqueta Cero Emisiones a pesar de que no garantía de que circulen de  este modo; y, al mismo tiempo, perjudica a modelos que lucen la etiqueta C pero, en la práctica, son menos contaminantes.

Los expertos de la DGT no se muestran contrarios a tal afirmación. Es más, de forma velada parecen admitirla, y es por eso que hace tiempo que se muestran dispuestos a modernizar la clasificación, teniendo en cuenta que las nuevas tecnologías de combustión son cada vez menos contaminantes.

Etiquetas ambientales para zonas de bajas emisiones: así las puedes pedir online por solo 5 euros

A día de hoy, los coches se clasifican en cuatro grupos:

  • Los coches eléctricos y los híbridos enchufables de más de 40 km de autonomía eléctrica lucen la etiqueta Cero Emisiones (de color azul). Es la que más ventajas ofrece pues permite acceder sin restricciones a las Zonas de Bajas Emisiones (ZBE), no paga impuesto de matriculación, tiene estaconamiento gratuito en Zonas SER y descuentos en algunos peajes
  • Los híbridos enchufables que no llegan a los 40 km de autonomía eléctrica, los híbridos no enchufables y los vehículos propulsados por GLP y GNC se clasifican como ECO, su etiqueta es azul y verde
  • La etiqueta C, la de color verde, es para turismos y furgonetas de gasolina matriculados después de 2006 o diésel posteriores a 2014
  • Por último, la etiqueta B (amarilla) se reserva a turismos y furgonetas ligeras de gasolina matriculadas a partir de enero de 2000 o diésel posteriores a 2006

El resto de vehículos, los que no cumplen ninguna de las premisas anteriores, quedan sin etiqueta y entran a formar parte de los que comúnmente se conoce como etiqueta A.

Cambios sin mirar al pasado

La clasificación medioambiental tal cual fue concebida y todavía se aplica (tienes más datos en este enlace) tiene como objetivo premiar a los modelos menos contaminantes, de ahí que las etiquetas Cero Emisiones y ECO sean las que más ventajas aportan, mientras que las C y B, especialmente estas últimas, empiezan a ser posibles víctimas de los protocolos anticontaminación.

Quienes se muestran contrarios al actual etiquetado piden que para que sea realmente justo se tengan en cuenta las emisiones reales de cada modelo y no la tecnología empleada. Los principales afectados por este cambio serían los híbridos enchufables, pues si se miden sus emisiones cuando funcionan como un vehículos de combustión, perderían sus ventajas.

Honda CR-V 2023 híbrido enchufable

Surge aquí uno de los principales obstáculos a la renovación de las etiquetas. Cambiar la etiqueta de los híbridos enchufables o sus condiciones de circulación podría depreciar enormemente su valor en el mercado de segunda mano, de ahí que Pere Navarro haya dejado claro que "no habrá una reclasificación general que haga perder derechos de acceso a los vehículos existentes, sino que afectará más a los nuevos vehículos".

"El proceso de cambio tendrá entre sus prioridades una estrategia de comunicación muy amplia con la colaboración de fabricantes e instituciones junto con la DGT y con un período de información de duración suficiente que permita reducir las confusiones", añade Navarro.

Ventajas para los coches más seguros

La entrevista del responsable de Tráfico deja otro titular interesante. Una de las principales preocupaciones de su departamento es la antigüedad del parque móvil actual, con una edad media que roza los 14 años. Y preocupa, no tanto por contaminantes, sino por inseguros.

"El riesgo de fallecer o resultar herido grave se multiplica por dos al comparar los accidentes ocurridos con vehículos de 10 a 15 años de antigüedad, en relación con vehículos de menos de 5 años", afirma Navarro. 

Cinco acciones fundamentales para que tu coche viejo dure un año más

"En la DGT trabajamos en la educación y formación de los conductores para evitar el error humano, pero si éste se produce las ayudas a la conducción de los vehículos nuevos minimizarán y mucho las consecuencias", apunta.

A este respecto, Pere Navarro adelanta que "se está trabajando en el diseño de una clasificación o distinción de seguridad vial de forma que los vehículos con mayor puntuación puedan tener una serie de facilidades: acceso a ZBE, menor coste de aparcamiento regulado en viaje, mayor tiempo u horario de uso de plazas de carga y descarga...".

Nuevos ADAS a partir de julio de 2024

Por imperativo europeo, los coches que se fabriquen a partir de julio de 2024 serán más seguros. Desde Bruselas se impone que salgan de fabrica con más sistemas de ayuda a la conducción, conocidos como ADAS, en un intento por reducir y minimizar la lesividad de los accidentes de tráfico que se producen como consecuencia de algún error humano.

A partir de 1 de julio, el paquete de tecnologías de ayuda a la conducción debe incluir: detector de somnolencia (DDR), asistente de velocidad inteligente (ISA), alerta de tráfico cruzado (RCTA), caja negra (EDR), alerta de cambio involuntario de carril ( LDW), sistema de frenado de emergencia (ESS), inhibidor de arranque con alcoholímetro y alerta de uso del cinturón en todas las plazas.

Sistemas ADAS salvan vidas, pero encarecen las reparaciones y aumentan los siniestros totales

"Con las cifras de siniestralidad del año 2022 se observa claramente como la antigüedad media de los turismos en los que viajaban los fallecidos en accidentes era de 14,8 años en el caso de accidentes en vías interurbanas y de 15,4 en vías urbanas mientras que la antigüedad media del parque circulante de turismos era de 11,8 años", apunta Pere Navarro.

La obligación europea se aplica únicamente a los vehículos de nueva matriculación pero, a medio plazo, tendrá repercusión en el mercad de segunda mano, ya que gradualmente muchos de estos vehículos se venderá como usados.

Etiquetas: DGT

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Autobild España.