Skip to main content

Noticia

Opel anuncia un nuevo SUV en su último teaser

Teaser SUV Opel

Así, casi sin esperarlo, Opel ha anunciado un nuevo SUV en su último teaser. Aunque no se adjunta demasiada información, parece que podría ser eléctrico.

No te pierdas: Los cambios que sufrirá Opel tras la compra de PSA: rentable, eléctrica y global

La gama SUV de Opel no para de crecer y este mismo año hemos conocido dos nuevos integrantes que se suman al Opel Mokka X. Sin embargo, la compañía alemana ya anunció sus planes para construir un SUV de mayor tamaño que se posicione como el tope de gama. Con su último teaser, Opel parece anunciar un nuevo SUV, aunque existen algunos detalles que nos hacen dudar de lo que realmente nos acabarán presentado.

Vídeo: Opel Insignia 2017, así es por fuera y por dentro:

Lo primero que llama la atención de la imagen, que ha sido publicada en la cuenta de Twitter de la compañía, es que el misterioso modelo carece de una parrilla tradicional, o al menos no se ve en la foto. Esto podría sugerir dos cosas. La primera, que se trate de un vehículo eléctrico, el cual no necesita refrigeración por aire para su funcionamiento; mientras que la segunda es que podría tratarse de algún tipo de concept car que adelante un futuro modelo y en el que se ha prescindido de esta parrilla.

Otra de las características fácilmente visibles en el teaser son los faros de circulación diurna de tipo LED y en forma de L invertida, un capó musculoso, un parachoques delantero de aspecto resistente y unos neumáticos anchos, lo que nos conduce a pensar que podría tratarse de un SUV de grandes dimensiones. Si este es el caso, coincidiría con lo que Opel ya anunció hace tiempo. La compañía produciría un SUV de este tipo en su planta en Rüsselsheim antes de que finalizara la década, probablemente apoyado en la plataforma EMP2 del Grupo PSA.

El nuevo SUV se posicionaría en la parte superior de la gama SUV, por encima del actual Opel Grandland X y junto al actual Opel Insignia en cuanto a representación se refiere. Tampoco se descarta la posibilidad de que comparta elementos con el Peugeot 5008, incluida la plataforma EMP2. Sin embargo, aún queda por saber si la ausencia de la parrilla delantera es el detalle que revela que nos estamos equivocando y que se trata realmente de un coche eléctrico.

Foto: Opel

Lecturas recomendadas