Noticia

Coches 4x4

Mercedes GLE 63 AMG Coupe, ¡con hasta 577 CV!

Raúl Salinas

12/01/2015 - 10:15

El Mercedes GLE 63 AMG Coupe será una de las principales novedades que la marca de la estrella presentará en el Salón de Detroit 2015. El nuevo SUV con estética coupé quiere plantar cara al BMW X6 M con un cóctel explosivo: motor V8 de hasta 577 CV y un chasis deportivo. Podrá alcanzar los 100 km/h desde parado en poco más de cuatro segundos.

El Mercedes GLE 63 AMG Coupé, que se convertirá en el tope de gama del nuevo Mercedes GLE, será finalmente presentado en el Salón de Detroit 2015. Esto no nos sorprende demasiado ya que este modelo tendrá en el mercado norteamericano su principal clientela. Más potencia, más deportividad y una imagen contundente son algunas de sus bazas. ¡El nuevo GLE 63 AMG promete emociones fuertes!

El 'crossover' deportivo de Mercedes llega para intentar plantar cara al que hasta ahora es el rey absoluto de esta peculiar categoría: el BMW X6 M 2015. El Mercedes GLE 63 AMG tiene una diferencia importante con su rival de BMW: estará disponible con dos niveles de potencia, como ya es habitual en los últimos modelos de AMG.

El encargado de mover el nuevo GLE 63 AMG será el ya casi mítico propulsor V8 biturbo de 5,5 litros de cilindrada. En la versión 'normal' produce 549 CV y 700 Nm de par mientras que el Mercedes GLE 63 S AMG Coupé eleva la potencia máxima hasta los 577 CV y 760 Nm de par. En ambos casos, este potente motor estará asociado a una caja de cambios AMG DCT de siete velocidades y cinco modos de funcionamiento (firme deslizante, individual, confort, sport y sport plus).

La tracción en un todo terreno suele ser algo esencial, aunque en el Mercedes GLE 63 AMG todo está orientado hacia la máxima deportividad: el sistema de tracción AMG Performance 4MATIC envía permanentemente la potencia a ambos ejes, aunque en un mayor porcentaje al eje trasero (40:60).

Mercedes GLE 63 AMG

Gracias a un potente motor, par suficiente para arrastrar un edificio, una caja de cambios tremendamente rápida y la tracción integral, el Mercedes GLE 63 S AMG es capaz de acelerar de 0 a 100 en sólo 4,2 segundos, cifras de auténtico deportivo, mientras que la velocidad máxima está limitada a 250 km/h.

Para mejorar al máximo el placer de conducción y conseguir un nivel de prestaciones como si del mismísimo Mercedes SLS AMG se tratase, los chicos de Mercedes han dotado al GLE 63 AMG de todo un arsenal de sistemas de ayuda a la conducción. El chasis deportivo desarrollado específicamente para este modelo incorpora la suspensión AMG Ride Control con estabilizadores activos. También monta los sistemas Active Curve System y el Direct-Steer system, todo para mejorar al máximo la precisión de la dirección y reducir el balanceo en el paso por curva.

Y por si todo lo anteriormente descrito no te parece suficiente, el Mercedes GLE 63 AMG cuenta con un acabado estético mucho más agresivo. Monta un nuevo frontal muy al estilo de las últimas creaciones de Affalterbach, con un labio frontal acabado en aluminio y grandes tomas de aire. Fuera del asfalto este SUV deportivo tendrá las cosas complicadas, en parte debido a los neumáticos que va a equipar: 285/45 delante y 325/40 detrás, en llanta de 21 pulgadas en la versión base y de 22 pulgadas en la versión S AMG.

En la parte trasera comparte los dos escapes dobles que montan otros modelos como el Mercedes S 63 AMG Coupé mientras que en el interior la fibra de carbono, la tapicería de cuero y alcántara y los asientos deportivos le dan ese punto racing que nos gusta tanto. Todavía no tenemos ningún dato sobre el precio, pero muy probablemente la versión de acceso superará holgadamente los 120.000 euros. ¡Sin duda será una de las grandes novedades del Salón de Detroit 2015, aunque eso sí, solo para los bolsillos más pudientes!

Lecturas recomendadas

Buscador de coches

Más de Salón del Automóvil de Detroit 2015