Skip to main content

Noticia

Cinco virtudes y un defecto del Ford Kuga 2019

Nuevo Ford Kuga 2019
Renovación completa.

El nuevo Ford Kuga ha llegada cargado de novedades, de hecho, con bastantes más de las que cabría haber esperado a priori. Ford ha querido dar un nuevo giro de tuerca a su SUV y lo ha conseguido en múltiples aspectos. Como todo, esto tiene parte buena y parte mala: estas son cinco virtudes y un defecto del Ford Kuga 2019.

Todos los coches nuevos que se van a lanzar en 2019

Virtudes

Diseño evolucionado

Tras haber “embrutecido” su imagen en la última actualización de la generación previa, la marca del óvalo ha optado por una dirección diametralmente opuesta con la nueva, suavizando su carácter para acercarlo a los turismos de la casa (hay mucho de Ford Focus en él). Sus formas son más redondeadas, su frontal más amable y, en general, sus proporciones transmiten un mayor dinamismo que las de su predecesor.

VÍDEO: Ford Kuga 2019, todos los detalles que debes saber

Plataforma nueva

Parte de la responsabilidad de esto recae en la nueva plataforma que emplea, la C2, que aporta muchas ventajas al todocaminos: rebaja hasta en 90 kilos el peso del conjunto, aumenta un 10% larigidez torsional del conjunto, ayuda a optimizar la aerodinámica y confiere mayor amplitud al interior. Es más largo, ancho y tiene una mayor distancia entre ejes que el modelo saliente.

Acabado a elegir

Siguiendo con la tónica establecida en otros modelos de la casa (a la que dio el pistoletazo de salida el Ford Fiesta), la gama del Ford Kuga 2019 está formada por varios acabados muy diferenciados entre sí:

  • Titanium: puede considerarse la versión central o “estándar”, con llantas de 17 pulgadas, luces LED diurnas y con todos los elementos de la carrocería acabados en el mismo color.

  • ST-Line: luce elementos acabados en negro como la parrilla y las barras del techo, calza llantas de 18 pulgadas, monta salidas de escape dobles y cuenta con un alerón trasero.

  • Vignale: la variante de corte premium, con multitud de cromados, llantas de 18 pulgadas y asientos tapizados en cuero.

Probamos el Ford Kuga con motor de 150 CV

Tecnológicamente avanzado

Ford se apunta a la moda del cuadro de instrumentos 100% digital con una pantalla de 12,3 pulgadas, a la que se suma la central de 8, táctil, gestual y que da soporte al sistema de infoentretenimiento SYNC 3, compatible con Android Auto y Apple CarPlay. No falta tampoco y completo conjunto de asistentes de conducción agrupados dentro del  Ford Co-Pilot360 que, entre otras cosas, detecta vehículos en nuestro ángulo muerto y nos impide realizar una maniobra que nos pueda interponer en su trayectoria.

Hibridación a tope…

El nuevo Kuga tendrá opciones diésel y gasolina, pero lo que realmente interesa es la llegada de las nuevas variantes híbridas en múltiples formatos. El Kuga Hybrid es la versión híbrida convencional, con un motor 2.5 de gasolina como elemento central; el Kuga EcoBlue Hybrid es la micro-híbrida, con un diésel 2.0 de 150 CV, un generador y sistema eléctrico de 48 voltios; y el híbrido enchufable tiene 225 CV de potencia, así como una autonomía 100% eléctrica de 50 kilómetros.

Defecto

… aunque habrá que esperar

La ampla variedad de versiones del Ford Kuga 2019 es de lo más interesante pero, por desgracia, no estará disponible al completo desde el momento del lanzamiento del modelo. Parece que el grueso de opciones de combustión tradicional si lo estará, pero falta confirmar la fecha de llegada de alguna de las electrificadas, mientras que de otras, como la híbrida convencional ya se sabe que no aparecerá hasta 2020.

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Y además