Noticia

Audi RS 3 Sportback, el compacto más salvaje de Ingolstadt

Enrique Trillo

16/03/2011 - 13:46

El nuevo Audi RS 3 Sportback destaca por su motor 2.5 TFSI de 340 CV, que logra pasar de 0 a 100 km/h en solo 4,6 segundos y tiene un consumo medio de 9,1 litros cada 100 km. Su imagen deportiva y un equipamiento de serie eminentemente ‘racing’ son los elementos con los que cuenta para coronarse como el compacto deportivo más radical.

El nuevo Audi RS 3 se distingue del resto de la gama por los faldones delantero y trasero específicos de diseño deportivo, así como por el alerón integrado de la parte posterior. Además, cuenta con  aletas delanteras ensanchadas fabricadas en material sintético, que están reforzadas con fibra de carbono. Un detalle que deja clara la intención de Audi en su apuesta por la construcción ligera.

El estilo dinámico del Audi RS 3 tiene continuidad en el interior, que va decorado mayoritariamente en color negro y donde destacan los logotipos de RS 3 por encima del resto de elementos. Aunque no se deben pasar por alto los asientos deportivos que monta de serie, así como la instrumentación específica de esta versión, como los relojes que indican al conductor en todo momento cual es la presión de carga del turbo y la temperatura del aceite, o el cuentavueltas, que es un guiño para aquellos que tenga en mente las tandas libres en circuito como objetivo. 

Mecánicamente, el Audi RS 3 apuesta por el eficaz propulsor de 2,5 litros con inyección directa TFSI, que cuenta con la sobrealimentación de un compresor a bajo régimen y un turbo cuando gira alto de vueltas. Entrega una potencia máxima de 340 CV y cuenta con 450 Nm de par máximo desde solo 1.600 rpm. Todo esto le permite una aceleración de 0 a 100 km/h de 4,6 segundos (Cuenta con el programa ‘Launch Control’ para lograr la máxima aceleración en una arrancada desde parado). Si estas cifras no te parecen suficientemente sorprendentes, puede que esto te impresione más: tiene una potencia específica de 137,1 CV/litro y una relación peso/potencia de 4,6 kg/CV. No está nada mal para tratarse de un compacto.

Tras probarlo por carreteras muy reviradas bajo la lluvia, me ha quedado claro que el RS 3, gracias al sistema quattro, tiene una capacidad de tracción realmente elevada, lo que podría convertirse en una importante ventaja a la hora de compararlo con su rival directo el BMW  Serie 1 M Coupé (de idéntica potencia), que es propulsión trasera y llegará dentro de muy poco al mercado.

¿Todo prestaciones? Casi, aunque no se olvida de mantener a raya el consumo. Para lograr los 9,1 litros de media que promete la marca, se ha montado una bomba de aceite específica que trabaja en función de la demanda y un sistema de recuperación de la energía durante las fases de deceleración y frenada.

Este propulsor de 2.480 cc va unido a la transmisión de doble embrague S tronic de siete velocidades que, además de dos programas automáticos, dispone de un modo manual que opcionalmente puede controlarse mediante las levas del volante. Quizá la única pega es que el cliente no pueda elegir la caja de cambios manual de seis velocidades que sí está disponible en el TT RS (mismo motor) aunque, según comentan los responsables de la marca, la mayoría de los compradores potenciales se decantarán por la automática.

Como detalle de cara a la galería, pero que hará las delicias de todos los apasionados de la marca, el Audi RS 3 dispone de un ‘flap’ en el tubo de escape izquierdo que en modo ‘Sport’ provoca que el sonido del motor sea más intenso y que éste reaccione de forma más enérgica.

Otro de los puntos clave de esta versión es la tracción integral quattro que se encarga que la potencia se transfiera al asfalto con la máxima eficacia y asegura un buen comportamiento en curva. El elemento clave de este sistema es un embrague multidisco controlado electrónicamente que se ha montado en la parte trasera para lograr un mejor reparto de pesos. En el apartado dinámico también hay que destacar que la suspensión deportiva logra que la carrocería baje 25 mm respecto a el resto de la gama A3 y que el ESP cuenta con un programa deportivo específico para este modelo.

El equipamiento de serie del RS 3 Sportback, al margen de todo lo que ya se ha citado con anterioridad, se completa con el siempre incómodo volante deportivo achatado por la parte baja y faros de xenón con LED para la luz de día, entre otros tantos elementos. Pero si lo deseas, puedes equiparlo con accesorios tan exclusivos como unas llantas de color negro con borde rojo, asientos anatómicos, inserciones de aluminio o grupos ópticos de color negro.

El Audi RS 3 Sportback llegará a los concesionarios en primavera de 2011. Su precio de partida será de 55.900 euros.

Audi RS 3 Sportback
4L Turbo, del. trans. • Cilindrada: 2.480 cc • Potencia: 340 CV a 5.400 rpm • Par motor: 450 Nm a 1.600-5.300 rpm • Tracción integral • Cambio automático de siete relaciones • Neumáticos: 235/35 R 19 • La./an./al.: 4.302/1.794/1.402 mm • Maletero: 302 litros • Depósito del combustible: 60 litros • Aceleración 0 a 100 km/h: 4,6 seg. • Velocidad máx.: 250 km/h • Consumo medio: 9,1 l/100 km• Emisiones CO2: 212 g/km.

Como adelanto, aquí tienes un vídeo del Audi RS 3 Sportback.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Enrique Trillo

Enrique Trillo

Dame un coche, un circuito, barra libre y no necesito nada más en la vida.

Todo sobre Audi

Audi

Modelos de Audi más populares

Ver todos los modelos

Buscador de coches