Skip to main content

Noticia

Motor

5 frikadas de Porsche que pocos conocen

Escudo de Porsche

5 datos curiosos de la marca alemana

Porsche es una de las marcas más deseadas por muchos aficionados al motor. Quién no ha soñado nunca con conducir alguno de sus modelos más emblemáticos, especialmente, el Porsche 911. Para muchos, es el deportivo por excelencia. La historia del fabricante de Stuttgart es muy dilatada y está llena de curiosidades. A continuación, te contamos algunas de ellas, 5 frikadas que jamás habrás escuchado o leído. 

El Volkswagen 39, el Escarabajo de carreras

Volkswagen 39

Es de sobra conocida la unión entre Porsche y Volkswagen. En el periodo de entreguerras, Volkswagen empezaba a dar sus primeros pasos como fabricante de automóviles y Ferdinand Porsche era un ingeniero con bastante reputación. En 1938, Ferdinand recibió el encargo del gobierno alemán de producir un vehículo fiable y de calidad para el pueblo alemán. De esta forma, nació el Volkswagen Tipo 1, más conocido como Beetle

Pero Porsche, además del Tipo 1, diseñó una versión más prestacional, el Volkswagen 39, con una luneta dividida y equipado con un motor bóxer de 985 cc que entregaba 32 CV y un peso de 695 kg. A pesar de que pueda parece poca potencia, era capaz de alcanzar los 145 km/h, una velocidad muy elevada para la época y más en un coche de este tamaño. 

El Volkswagen 39 participó en varias carreras de resistencia, como la Berlín-Roma, de 1939. Porsche pretendía construir 50 unidades de este coche, pero el inicio de la II Guerra Mundial truncó sus planes. Solo se construyeron 14 unidades, de las cuales, sobrevivió una, que fue adquirida por un coleccionista en 1948. 

El 911 y la “batalla” con Peugeot

Porsche 901

El Porsche 911 es un verdadero icono de la historia del automovilismo. 58 años han pasado desde su debut en el Salón de Fráncfort, en 1963, y todavía sigue conservando su silueta característica y su motor bóxer de seis cilindros. Eso sí, adaptado a los tiempos actuales. 

El Porsche 911 fue una evolución del 356 que nació a finales de la década de los 40. Pero, lo no muchos conocen es que el Nueveonce inicialmente se llamó Porsche 901. De hecho, así fue presentado en Fráncfort y las primeras 82 unidades fabricadas tuvieron esa denominación. Hasta que, en 1964, la marca cambió el nombre a 911.

Este cambio de nombre se debió a un problema con Peugeot. La marca francesa tenía registrada, desde 1929, todos los números de tres cifras con un cero central para denominar a sus modelos. Cuando la marca alemana presentó el 901, Peugeot se quejó y Porsche se vio obligada a cambiar el nombre de su flamante deportivo que, en poco tiempo, acabaría convirtiéndose en un éxito comercial. 

911 Targa y el homenaje a la Targa-Florio

Porsche 911 Targa

Poco después del nacimiento del Porsche 911, llegó la versión Targa, una de las más apreciadas por los amantes de Porsche. Consistía en una carrocería cabriolet, pero incluía un arco antivuelco de acero Nirosta pulido para hacerlo más seguro, sobre todo, en Estados Unidos, un mercado muy importante para la marca y donde la normativa de seguridad exigía proteger a los pasajeros en caso de vuelco. 

Pero ¿de dónde viene el nombre Targa? Porsche decidió llamar así a esta versión, en homenaje a una de las carreras más exigentes de cuantas ha habido, la Targa-Florio. esta popular carrera, la más antigua, empezó en 1906 y duró hasta 1977, celebrándose de manera ininterrumpida, y consistía en un trazado que recorría varios pueblos de Sicilia, por superficies sin asfaltar en algunos tramos. 

La carrera era tan peligrosa que en 1977 la Commissione Sportive Internationale decidió no celebrarla nunca más. Aquel año, dos espectadores perdieron la vida. Porsche es la marca que más veces ha ganado en la Targa-Florio, de ahí que quisiera llamar Targa a su peculiar descapotable. 

El Porsche 917K y el asalto en Le Mans

Porsche 917K

Otro de los grandes hitos de Porsche se produjo a comienzos de los setenta. Exactamente, en 1970, Porsche consiguió su primera victoria en la mítica carrera de Le Mans, gracias al fantástico Porsche 917 K, con motor de 12 cilindros refrigerado por aire que desarrollaba hasta 600 CV. Fue el comienzo de una larga trayectoria de éxitos, hasta convertirse en la actualidad en el fabricante con más victorias en el circuito de La Sarthe. 

Este Porsche de carreras se hizo también muy popular por el bólido que conducía Steve McQueen en la película Le Mans. 

El Porsche Cayenne Cabriolet que no se atrevió a fabricar

Porsche Cayenne Cabriolet Concept

A principios del nuevo milenio, Porsche decidió dejar de ser un fabricante exclusivo de coches deportivos para introducirse en un nuevo segmento totalmente desconocido hasta entonces, el de los vehículos SUV. El modelo no era otro que el Porsche Cayenne, un coche que, pese a las críticas iniciales, fue todo un éxito y reportó a la marca notables beneficios. 

Sin embargo, hasta no hace mucho, la marca de Stuttgart mantuvo oculto un proyecto del Cayenne Cabriolet, que presentaba una carrocería de tipo Targa, con solo dos puertas y un habitáculo para cuatro pasajeros. La idea del departamento de diseño era crear una versión más deportiva y atractiva del SUV. Finalmente, la compañía decidió no seguir adelante con el prototipo.

Y además