Noticia

Competición

Fórmula 1: el previo del Gran Premio de Bélgica

Carlos Flores

26/08/2011 - 08:51

Con el Gran Premio de Bélgica, que se disputa este fin de semana en el legendario circuito de Spa-Francorchamps, arranca el principio del fin de la temporada 2011 de la Fórmula 1. Los rivales de Sebastian Vettel están obligados a acortar la diferencia del alemán si es que quieren seguir albergando esperanzas de alcanzarle.

Como hace un año, la recta final del Campeonato del Mundo 2011 de Fórmula 1 arranca en Bélgica. Pero la situación no puede ser más diferente. En 2010, 20 puntos separaban al por entonces líder, Mark Webber, del quinto clasificado, Fernando Alonso. Doce meses más tarde, Sebastian Vettel llega al mítico circuito de Spa-Francorchamps con nada menos que 100 puntos de margen sobre Jenson Button, quinto en la tabla, y 85 respecto a su perseguidor más cercano, su compañero Mark Webber.

Hay que dejar las cosas claras: solo un vuelco para el que no hay precedentes impediría que el alemán de Red Bull se alzara con su segundo titulo consecutivo. Es cierto que su avasallador dominio de principios de temporada ha desaparecido, pero, en circunstancias normales, lo que ha cosechado hasta ahora (seis victorias, cuatro segundos puestos y un cuarto como peor resultado) deberá bastarle. Para sus rivales, se trata de ir carrera a carrera y confiar en que Sebastian sufra algún tropiezo para intentar aplazar al máximo el desenlace. Algo que, en gran medida, pasa por los dos próximos grandes premios.

Ni Spa ni Monza, siguiente cita y última parada europea del Mundial, han sido especialmente propicios para Red Bull en los últimos años. Si Alonso, Hamilton y Button (se puede descartar sin reparos que Webber vaya a poder remontar a su virtual jefe de filas) lograran un doblete en estas dos carreras, lo que no es imposible dada la mejoría reciente de Ferrari y McLaren, se asegurarían al menos no perder de vista definitivamente a Vettel de cara a los seis últimos grandes premios.

Las claves de Spa-Francorchamps

-¿Se ha acabado definitivamente el dominio de Red Bull? La victoria de Alonso en Silverstone y las dos más recientes de McLaren hicieron que los líderes del Mundial se fueran de vacaciones tras una, este año, nada habitual racha de derrotas. En esas tres carreras, su superioridad en calificación se ha reducido notablemente, y en carrera se han visto rebasados. Sin embargo, las condiciones que se dieron en Gran Bretaña y Hungría hacen que sea difícil establecer con total precisión el auténtico equilibrio de fuerzas entre los tres mejores equipos.

-¿Se lo tomará con calma Vettel? Pese a la mencionada racha negativa de Red Bull, y a que no gana desde Valencia, el alemán salió de Hungría con su mayor diferencia al frente de la tabla, 85 puntos. La razón principal es que sus rivales se quitan puntos los unos a los otros. Con más de tres carreras de ventaja y a falta de ocho, parece claro que solo una racha de abandonos y malos resultados puede poner en peligro el liderato del actual campeón. Sebastian puede permitirse no asumir excesivos riesgos para dedicarse a sumar de forma regular, consciente además de que difícilmente alguno de sus rivales logrará encadenar una serie de triunfos como la que el logró en la primera parte de la temporada.

-¿Romperá Alonso su ‘maldición’? Fernando logró en Spa una gran victoria en la Fórmula 3000, pero en la máxima categoría la suerte no le ha acompañado. No se trata solo de que no haya logrado aún ningún triunfo; es que, además, en ninguna otra pista es mayor su porcentaje de abandonos: cuatro en sus siete presencias. Los dos últimos, consecutivos; el de 2010, especialmente doloroso, pues con los puntos que se dejó en el arcén de la curva de Malmedy, el ‘tapón’ de Vitaly Petrov en Abu Dabi no habría pasado de ser una anécdota. Otra curiosidad es que, cuando ha cruzado la meta en Spa, los resultados de Fernando han ido a peor con los años: segundo en 2005, tercero en 2007 y cuarto en 2008.

-¿Podrá Schumacher celebrar sus dos décadas en la Fórmula 1? 'El Kaiser' celebra el vigésimo aniversario de su espectacular irrupción en el Mundial. Por cierto, es el primer piloto en toda la historia cuya carrera alcanza las dos décadas. Dados los muchos éxitos que ha logrado en la pista belga, no sería descartable que este fin de semana pueda, por fin, conseguir un resultado a la altura de su prestigio. “Spa ha sido el escenario de muchos momentos importantes de mi carrera y llego con más energía y motivación para intentar ponerle un signo de admiración a este Gran Premio”, ha declarado el piloto de Mercedes. Necesitará para ello una apreciable mejoría en su coche, que en las últimas carreras ha llegado a ser superado incluso por los Force India.

-El tiempo: Spa y la lluvia suelen ir de la mano. El clima en la región es bastante impredecible y la longitud de la vuelta hace que la pista pueda estar mojada en unas partes y seca en otras. La previsión para este fin de semana es de algo de lluvia para el viernes, mientras que para el sábado y el domingo se anuncian intervalos nubosos. Sin embargo, todo puede cambiar muy rápidamente y dar más de un dolor de cabeza a los estrategas de los equipos.

-La pole no es decisiva. En Spa, la calificación no es, históricamente, muy determinante. En las últimas 18 ediciones, solo en tres ocasiones el ganador de la carrera había salido desde la pole.

-Alta probabilidad de ‘safety car’: nada menos que un 80% de posibilidades, con una media de 1,4 por Gran Premio. La lluvia es la razón principal, pero también el hecho de que los accidentes suelen darse a alta velocidad y siembran de restos la pista.

Circuito de Spa

-Zona de activación del alerón trasero móvil en carrera: estará ubicada en la recta que lleva hasta la curva 5 (Les Combes). El punto de detección será justo antes de la curva 2 (la entrada a Eau Rouge). Hay que recordar que, salvo en caso de lluvia, su uso está permitido a partir de la tercera vuelta después de la salida, o de la retirada del coche de seguridad, siempre que el piloto haya pasado a menos de un segundo del coche que le precede por el punto de detección. Por otro lado, la FIA ha decidido prohibir su uso en los libres y la calificación en la zona de Eau Rouge por motivos de seguridad. Al ser una secuencia tan rápida, que se toma a fondo, una eventual pérdida de estabilidad podría redundar en accidentes serios.

-Compuestos de neumáticos: blando (logos amarillos) y medio (logos blancos). La misma combinación usada ya en Valencia y Alemania. Así explica la elección el director deportivo de Pirelli, Paul Hembery: “Spa-Francorchamps es uno de los nombres legendarios de las competiciones de motor y se ha convertido en un icono de la temporada de Fórmula 1. Es un circuito que nos pone a prueba a todos, por lo que debemos ofrecer neumáticos capaces de absorber las colosales fuerzas a las que se someten las cubiertas, entregando las máximas prestaciones con total seguridad. Por muchos motivos, Spa es uno de los circuitos más impredecibles de la temporada y, debido a que nunca hemos probado aquí, disponemos de poca información, pero, por lo que hemos podido ver en el pasado, especialmente en Valencia y Nürburgring, creemos que la combinación de compuesto medio y blando ofrece el mejor equilibrio entre prestaciones y durabilidad, brindando a los equipos un material con el que podrán demostrar su talento. El tiempo en Bélgica es, como siempre, una duda, pero con tantas carreras en mojado durante este año, ¡esta es un área en la que estamos adquiriendo experiencia de forma más rápida de la esperada!”. Un factor crucial será la diferencia de tiempo entre ambos; en Alemania, fue de segundo y medio y en Spa, con una longitud de vuelta mucho mayor, es previsible que sea aún más acusada. Hay que recordar que la obligación de usar al menos un juego de cada compuesto en carrera desaparecerá si en algún momento hay que usar neumáticos intermedios o de lluvia.

Los mejores en Spa-Francorchamps

Michael Schumacher habla de Spa como “mi sala de estar”. No le falta razón, pues el circuito belga (no muy distante de su localidad natal en Alemania) ha sido escenario de muchos hitos en su carrera. Allí debutó en 1991, ganó su primer Gran Premio al año siguiente y añadiría cinco triunfos más a la cuenta. Además, en 2004, fue donde sentenció su séptimo y último título. Motivos más que suficientes para que se le pueda denominar ‘el rey de Spa’.

-Pilotos en activo que han ganado en Spa: Michael Schumacher, seis victorias (1992, 1995, 1996, 1997, 2001, 2002); Felipe Massa, una (2008); Lewis Hamilton, una (2010).

-Equipos de la actual parrilla que han ganado en Spa: Ferrari, 12 victorias (1952, 1953, 1956, 1961, 1966, 1996, 1997, 2001, 2002, 2007, 2008, 2009); McLaren, 11 (1968, 1987, 1988, 1989, 1990, 1991, 1999, 2000, 2004, 2005, 2010); Williams, tres (1986, 1993, 1994); Mercedes, una (1955); Renault, una (1983).

Los récords del circuito

-De la distancia: Kimi Räikkönen (2007, Ferrari), 1h:20:39.066 (229,174 km/h).

-De la pole: Mark Webber (2010, Red Bull), 1:45.778 (238,370 km/h).

-De la vuelta rápida: Sebastian Vettel (2009, Red Bull), 1:47.263 (235,070 km/h).

Momentos para el recuerdo

-1967: Dan Gurney, que había debutado con su equipo Eagle el año anterior, logra su primera y única victoria con más de un minuto de ventaja sobre el BRM de Jackie Stewart. Es también el primer triunfo totalmente estadounidense de la Historia de la Fórmula 1.

-1970: en la última carrera disputada en el antiguo y peligroso circuito de 14 kilómetros, el mejicano Pedro Rodríguez (BRM) y el neozelandés Chris Amon (March) ofrecen un duelo espectacular, que gana el primero por un segundo.

-1983: tras más de una década de ausencia, se estrena el nuevo trazado, que es recibido con entusiasmo por pilotos y aficionados. La carrera es dominada con autoridad por el Renault de Alain Prost.

-1991: Ayrton Senna gana por quinta y última vez en Spa. Pero ese mismo fin de semana arranca la leyenda de Michael Schumacher: el alemán califica su Jordan en séptima posición y, aunque rompe el embrague nada más darse la salida, su asombroso rendimiento en una pista en la que nunca había corrido hace que Benetton le fiche inmediatamente. Solo un año después, también en Spa, Michael logrará su primer triunfo.

-1995: los rivales por el título, Damon Hill y Schumacher, parten muy retrasados al haber sido perjudicados por la lluvia en la calificación. Pero pronto remontan y se enzarzan en un duelo durante el que Michael defiende el liderato con excesiva agresividad y bloqueando al británico en varias ocasiones. El alemán gana pero recibe una sanción de una carrera en caso de reincidencia.

-1998: uno de los grandes premios más accidentados de todos los tiempos. En la salida, con la pista anegada, trece coches son víctimas de la mayor colisión múltiple de la historia. Después, cuando domina por un gran margen, Schumacher se estrella contra David Coulthard. Damon Hill hereda la victoria, secundado por su compañero Ralf Schumacher, en el primer gran éxito del equipo Jordan.

-2000: tal vez, la mejor victoria de Mikka Häkkinen. El finlandés comete un trompo y pierde la cabeza de la carrera en beneficio de Schumacher, pero remonta y supera al alemán en un increíble adelantamiento, con el doblado Ricardo Zonta de por medio, en la subida hacia Les Combes.

-2008: Kimi Räikkönen va lanzado hacia su cuarta victoria en Spa cuando, a poco del final, aparece la lluvia. El finlandés y Lewis Hamilton se enzarzan en una lucha feroz, se suceden las salidas de pista y los cambios en cabeza son constantes. En la última vuelta, Kimi se estrella y Lewis cruza primero la meta, pero pierde la victoria en beneficio de Felipe Massa al ser sancionado por adelantar a Räikkönen tras haberse saltado la chicane.

-2009: Giancarlo Fisichella y Force India están a punto de dar la mayor sorpresa en muchos años. El italiano hace la pole, pero, al relanzarse la carrera tras un período de 'safety car', no puede contener al Ferrari de Räikkönen, que le adelanta -y después, se defiende durante el resto de la prueba- gracias al KERS.

Horarios

Viernes 26: libres 1, 10.00; libres 2, 14.00.

Sábado 27: libres 3, 11.00; calificación, 14.00.

Domingo 28: carrera, 14.00 (44 vueltas, 308,052 kilómetros).

Lecturas recomendadas

Buscador de coches