Reportaje

10 coches para iniciarte en el drifting por menos de 3.000€

jmmspuch

29/12/2014 - 11:13

Si quieres disfrutar de la conducción al máximo y lo tuyo es ir 'de lado' a todas horas, AUTOBILD.ES te trae esta lista de 10 coches para iniciarte en el drifting por menos de 3.000 euros . En las siguientes líneas te puedes informar de qué marcas y en concreto qué modelos encajan dentro de esta categoría de la competición automovilística y, quien sabe, a lo mejor te acabas comprando uno.

¿Tienes 3.000 euros? ¿Te gusta derrapar y quemar rueda? Si has contestado afirmativamente a estas dos cuestiones, ¡enhorabuena! No solo has aprobado el test del perfecto amante del drift, sino que, además, esta lista de 10 coches para iniciarte en el drifting por menos de 3.000 euros te resultará muy útil. En las siguientes líneas te puedes informar de qué marcas y en concreto qué modelos encajan dentro de esta categoría de la competición automovilística y, quien sabe, a lo mejor te acabas comprando uno te resultará de gran utilidad.

Los parámetros de esta búsqueda se centraron en unidades muy asequibles, por un precio no superior al estipulado anteriormente y con no más de 150.000 kilómetros. Puede parecer muchos, pero éste no será un coche para viajar sino para 'darle caña' en un circuito. Además, y como podrás comprobar, todos cuentan con mecánicas de gasolina atmosféricas muy fiables.

Si prefieres un automóvil para que te miren y disfrutar de él a velocidades legales, aquí tienes 12 coches de capricho para regalar por menos de 6.000 euros

Si estas pensando en entrar a formar parte del mundo del drifting un coche que sin duda deberías tener en cuenta sería el Toyota MR2 de primera generación. Con el paso de los años, este vehículo se ha consolidado por méritos propios como todo un clásico, con motor central y tracción trasera; este último, un requisito 'sine qua non' para la práctica del drift. El W10 estuvo en producción entre 1984 y 1989, cinco años, durante los que montó dos motores, un 1.5L y el más que interesante 1,6 litros, con doble árbol de levas, que desarrolla 125 CV.

El Mazda MX-5 es otro clásico asiático a tener en cuenta para iniciarse en los circuitos de drift por dos razones fundamentales: por un lado la existencia de una gran cantidad de unidades a la venta, tanto en España como en el extranjero; y por otro lado, la posibilidad de adquirirlo por un precio más que razonable. Probablemente la versión más interesante del roadster, con faros escamoteables, sea el 1.8 gasolina de 133 CV. Si tu estatura supera el metro setenta y cinco, en el habitáculo del Mazda te costará encontrar “tu sitio”.

Para los amantes de los coches británicos también hay un vehículo con el que iniciarse en el drift: el popular MG F. Al igual que el Toyota MR2 el MG F es un cabrio biplaza con motor central y propulsión trasera. Se podía elegir entre dos motores gasolina 1.8L de 118 ó 145 CV. El sonido del motor de este deportivo al pasar por un túnel es, gracias a su doble salida de escape cromada, espectacular. Del mismo modo es necesario advertir que la mayoría de las unidades de esta generación presentaban problemas en la junta de la culata del motor Rover (serie K); así como en la suspensión Hydramatic, que requiere de un especial cuidado.

Cuando piensas en tracción trasera te viene a la mente de manera inevitable la imagen de un Porsche. En este caso te recomendamos el Porsche 924, un 2+2 muy cómodo y con una conducción más que ágil gracias a su motor de cuatro cilindros que cubica 1.984 centímetros cúbicos y rinde 125 CV. Es cierto que el 924 no es el Porsche más fotogénico pero el drift es una competición basada en la capacidad de conductor para enlazar curvas. Si ya te has decidido por este coche lo ideal sería que encontrase una unidad de la versión turbo, denominada 931, y con cuyos 177 CV y 250 Nm disfrutarás como un enano de este clásico.

El Mercedes 190 E estuvo en producción entre 1982 y 1993, once años en los que se fabricaron un total de 1.874.668 unidades. Este elevado número de producción te facilitará las cosas a la hora de buscar y negociar el precio de uno en el mercado de segunda mano. Al igual que sus otros dos compatriotas BMW y Porsche, su mecánica es típicamente alemana. Recomendamos cualquiera de los propulsores de dos litros, o superior, de gasolina. Este modelo es seguramente en el que menos encaje en el mundo drift pero alguien tiene que romper el molde.

Los 20 modelos usados más fiables entre 3.000 y 6.000 euros

Si además de en el drift estás interesado en el mundo de los rallies, sin duda debes de tener en cuenta el Subaru Impreza. Con un motor bóxer de dos litros capaz de rendir 120 CV y tracción total permanente a las cuatro ruedas, este vehículo nipón es una opción más que aceptable tanto en pistas de tierra como en el asfalto de un circuito. Cuenta con una relación de cambio corta que te permitirá exprimir hasta el último caballo de potencia. Las versiones sobrealimentadas se salen del presupusto inicial, aunque si dispones del capital suficiente, te animamos a que 'te lances' a por una.

Seguramente los amantes del drift tienen en la serie manga Initial D el origen de su cultura. Si te animas a buscar en la web alguno fragmento de la serie puede que encuentres a nuestro siguiente protagonista, el Nissan Silvia derrapando por los montes de la Prefectura de Gunma, localización de la serie. No podemos dejar de reseñar su motor de dos litros turbo, de 180 CV, que garantiza una conducción ágil y divertida. Su configuración de motor delantero y tracción trasera le aporta un equilibrio casi perfecto. Si después de haber negociado la adquisición de uno, te sobran algunos euros, añádale un diferencial de desplazamiento limitado (LSD) y serás el rey de la pista.

Aunque parezca mentira el Volvo de la serie 200 también tienen cabida en este artículo. En Finlandia este sueco no precisamente rubio y de ojos azules se ha convertido en uno de los vehículos más valorados por aquellos que se quieren iniciar en el drift y en los rallies, probablemente debido a la posibilidad de hacerse con uno por poco dinero. Contaba con dos propulsores diesel y siete gasolina, pero si tu propósito es el drift te desaconsejamos los diesel y enfatizamos las altas prestaciones de los motores gasolina, en especial los dos V6.

Una carrocería coupé lifback, entradas de aire en el capó, luces antiniebla propias de un coche de rally, llantas multiradio y un alerón propio de los 80 son las notas que integran la esencia del Ford Sierra XR4i. Pero como no todo lo que reluce es oro aquí también hay truco; y es que son pocas y por su puesto muy caras las unidades que quedan de este modelo. Lo que sí que puedes hacer es buscar un Ford Sierra gasolina como el 2.0i con unos precios asequibles y añadir a posteriori los retoques estéticos que le den a tu coche ese aspecto agresivo.

Si lo tuyo es el campo aquí tienes cinco todoterrenos aventureros por menos de 3.000 euros

El tercer bávaro es el versátil BMW Serie 3 E36. Este clásico alemán se vendió con carrocería coupé y sedán, siendo la primera más estilizada. Aunque existe un cuatro cilindros denominado 318i, las versiones que más te aportarán como conductor de derrapes son el 320i y el 325i. Su motor de seis cilindros en línea es una obra maestra de la ingeniería. La compensación de fuerzas inerciales superiores e inferiores se contrarrestan perfectamente y evitan vibraciones indeseadas. La entrega de potencia es muy progresiva.

Lecturas recomendadas

Buscador de coches