Skip to main content

Práctico

Coche eléctrico

Mantenimiento del coche eléctrico: estos son sus costes

Mantenimiento del coche eléctrico

Si quieres comprarte un coche eléctrico, has de saber que su mantenimiento es más sencillo.

Vamos a analizar la fondo cómo es el mantenimiento de un coche eléctrico y sus costes. Cuando uno se plantea si comprarse un coche o no, una de las cuestiones que se plantea es si sus costes de mantenimiento son o no altos. Y lo cierto es que, aunque los coches eléctricos son, en su mayoría, aún algo caros, lo cierto es que cuentan con un funcionamiento más sencillo que los de combustión, con lo que tienen un número inferior de piezas y, a la postre, su mantenimiento es distinto y algo más sencillo.

No te pierdas: Baterías para coche eléctrico, sus precios

Eso sí: tampoco es que no tengas que hacerles nada. Como cualquier cosa, necesitan sus cuidados, y al tratarse de coches aún poco extendidos, no todos los talleres cuentan con la maquinaria precisa para las revisiones. Para ayudarte a salir de dudas, hoy vamos a analizar cómo es el mantenimiento de un coche eléctrico. Coge la calculadora...

Mantenimiento del coche eléctrico: más barato que el de un coche de combustión

Averías posibles aparte, y al igual que un coche con motor de combustión, los coches eléctricos también necesitan un mantenimiento periódico que revise que todo está bien y sustituya las posibles piezas o elementos que se han ido desgastando. De hecho, elementos como los neumáticos tendrán los mismos costes de mantenimiento en un coche eléctrico que en uno de combustión.

Lo que no hay que revisar ni sustituir en un coche eléctrico son otros componentes como:

  • El filtro del aire.
  • El del combustible.
  • El aceite del motor y su filtro.
  • Bujías.
  • Precalentadores.
  • Embrague.
  • Tubo de escape.
  • Correa de distribución.

Como ves, son unos cuantos los elementos que sí hay que tener en cuenta para el mantenimiento de un coche de combustión (y cuya revisión tiene, en algunos casos, un precio elevado) que pasan a no existir en el eléctrico.  De hecho, algunos fabricantes como Renault han llegado a afirmar que el mantenimiento de un coche eléctrico es un 20% más barato que el de un coche de combustión.

Elementos que sí hay que sustituir en un coche eléctrico

Pero, como ya te adelantaba al inicio de este artículo, hay otros elementos que sí hay que revisar y sustituir una vez desgastados en un coche eléctrico. Es el caso, por ejemplo:

  • Neumáticos.
  • El filtro del habitáculo.
  • Los amortiguadores.
  • Aislamientos.
  • La dirección. 
  • Escobillas del limpiaparabrisas.
  • Líquido de frenos.
  • Pastillas de freno.
  • Discos de freno.
  • Batería.
  • Líquido refrigerante.

El coste de mantenimiento de estas partes de coche eléctrico puede variar mucho de una marca a otra; pero elementos como los neumáticos, los amortiguadores o el el filtro del habitáculo, por poner algunos ejemplos, tendrán el mismo precio que el los coches de combustión. Eso sí, hay pequeños matices; a continuación, vamos a detallar algunas especificaciones de estos elementos:

La revisión de los frenos en un coche eléctrico

Eso sí, hay que tener presente que los frenos se gastan casi la mitad que en los coches de combustión, ya que gracias al sistema de frenada regenerativa, el propio motor es el que detiene el coche (para así, generar electricidad y recargar la batería). Por ello, el cambio de postillas o discos de freno se retrasa bastante; lo que sí habrá que seguir cambiando cada dos años será el líquido de frenos. Y es que los frenos del coche eléctrico también llevan un sistema hidráulico-mecánico que accionan los frenos en las ruedas.

La sustitución del líquido refrigerante en un coche eléctrico

Aunque el coche eléctrico no necesita la refrigeración del mismo modo que uno de combustión, lo cierto es que sí que lleva líquido refrigerante, cuyo objetivo es mantener la temperatura de algunas piezas.

La revisión de los aislamientos

Dentro del mantenimiento del coche eléctrico es preciso revisar los aislamientos de los cables, de los motores y de las baterías. Esto suele requerir del uso de una maquinaria especial, con lo que, en función  de la marca, el precio puede dispararse un poco.

La batería: tan cara, que puede alquilarse

Quizás el tema más peliagudo dentro del mantenimiento del vehículo eléctrico es este: la batería. Y aunque las actuales baterías vienen a tener una vida útil de entre los 160.000 y los  200.000 km, y suelen tener garantías de entre cinco y ocho años, lo cierto es que tener que cambiar la batería de tu coche eléctrico será, probablemente, una operación relativamente costosa (y que puede oscilar mucho).

De hecho, y dado que el coste de sustitución de la batería de un coche eléctrico puede ser elevado, hay marcas como Renault que han optado por ofrecer un sistema de alquiler de batería. A través de este sistema, el comprador no pagar el coste íntegro de batería, lo que hace que el precio sea mucho más competitivo. A cambio, el usuario paga una cuota mensual por el alquiler de la batería. Una cuota que varía en función del kilometraje que se vaya a realizar con el vehículo a lo largo del año. Además, a través del sistema de alquiler de batería del coche eléctrico, Renault ofrece una garantía ilimitada para la batería, de tal forma que si hay algún problema con ella o su capacidad disminuye al 75%, se cambia de forma totalmente gratuita. Renault ofrece las dos modalidades de compra: tanto con la batería del eléctrico en alquiler como con la batería en propiedad. En la siguiente tabla podrás ver las diferencias que entre ambas soluciones:

Alquiler batería coche eléctrico
Existe la opción de alquilar la batería del coche eléctrico

Al optar por el alquiler de batería, el precio de adquisición de compra del Renault ZOE es más bajo, ya que la batería es el componente más caro del vehículo. Esto hace la adquisición de un coche eléctrico más atractiva, ya que el desembolso inicial es 7.500 euros menor. En cuanto a los precios del alquiler de baterías eléctricas, volvemos al caso del Renault Zoe; puedes verlos en la siguiente tabla:

Alquiler batería coche eléctrico
Existe la opción de alquilar la batería del coche eléctrico

¿Y si compras el coche eléctrico, batería incluida? 

Si alguien se compra el coche eléctrico con la batería incluida, el coste de cambiarla correrá íntegramente de su bolsillo. ¿Y cuánto cuesta cambiar la batería de tu coche eléctrico? Valga un ejemplo; en EEUU, Nissan ha desarrollado un plan de sustitución de la batería del coche eléctrico mediante el cual se queda con la batería gastada (valorándola en 1.000 dólares; unos 944 euros) y te da una totalmente nueva por 5.500 dólares (unos 5.193 euros), cuantía de la cual ya habrán descontado el importe de los 1.000 dólares por la vieja, más impuestos (en España el IVA es del 21%). 

Obviamente, no todas las baterías para coche eléctrico cuestan lo mismo; por ejemplo, Tesla anunció que el pack de baterías de 85 kWh que lleva el Tesla Model S podrá adquirirse por 9.200 euros aproximadamente. A su vez, los packs de 60 y 45 kWh también tienen unos precios de 7.600 y 6.080 euros respectivamente. Eso sí, esta oferta tenía truco. Estos precios eran a ocho años vista. Es decir, se paga la batería de recambio ahora y después de ocho años, si se te estropea, ya puedes ir a Tesla a que te la sustituyan por una nueva.

Y además