Skip to main content

Noticia

Coches clásicos

El Renault Clio V6 celebra su 20º aniversario

Renault Clio V6
El Renault Cio V6 celebra su 20º aniversario como uno de los coches más icónicos, admirados y respetados del mundo. Feliz cumpleaños, pequeño cohete de bolsillo.

Nos encanta cuando un fabricante se atreve a crear algo diferente, atrevido… y loco. Después del R5 Turbo y sus variantes de rally, y, más tarde, el Clio Williams, Renault creó uno de los utilitarios más interesantes del momento en los albores del nuevo siglo. Nadie esperaba que los ingenieros de la firma del rombo pudieran desarrollar algo aún más especial que sus predecesores, un rara avis como el Renault Clio V6 que ahora celebra su 20º aniversario.

Este es el Clio V6 de Daniel Ricciardo

Mostrado como un adelanto en el Salón del Automóvil de parís de 1998 y lanzado dos años más tarde, el Renault Clio V6 le debe su existencia a la serie Clio V6 Trophy de carreras. De hecho, guardaba mayor relación con el modelo de carreras que con la segunda generación del Renault Clio, especialmente por su configuración: motor central y propulsión trasera. Esto se alejaba, y mucho, de los humildes motor y tracción delantera de producción.

El Renault Clio V6 celebra su 20º aniversario

Guardaba hasta un 98% de similitud con el modelo previsualizado en París en 1998. El Clio V6 estaba equipado con un motor de seis cilindros en V y 3.0 litros de capacidad de aspiración natural. El bloque procedía del Laguna, pero se modificó con nuevos pistones, una mayor relación de compresión y una línea de corte de inyección a 7.100 rpm. El resultado eran unos más que respetables 230 CV de potencia a 6.000 rpm y un par motor máximo de 300 Nm disponibles a 4.650 rpm.

Emparejado a éste, los ingenieros de Renault unieron una transmisión manual de seis velocidades que canalizaba toda la energía al tren posterior. La caja se desarrolló tomando como base una transmisión de cinco velocidades y se le agregó un diferencial de deslizamiento limitado para mejorar la tracción. En línea recta, el Clio V6 necesitaba tan solo 6,4 segundos para llegar a los 100 km/h, con una velocidad máxima que fue cifrada en los 237 km/h.

Medidas y características especiales

Renault Clio V6

También era 171 mm más ancho y 66 mm más bajo que un Clio estándar, así como con 38 mm más de distancia entre ejes. Las vías delantera y trasera aumentaban de anchura 110 y 138 mm, respectivamente. También equipaba unas llantas OZ Superturismo de 17 pulgadas con neumáticos 205/50 delante y 235/45 atrás. Mientras tanto, todo se mantenía bajo control gracias a unos frenos AP Racing con discos delanteros de 330 mm y traseros de 300 mm.

La suspensión, mientras tanto, era exclusiva para el Renault Clio V6, aunque la barra estabilizadora delantera se tomó directamente del Clio V6 Trophy y el subchasis delantero original estaba basado en el Clio Renault Sport 172. Otras piezas exclusivas fueron los parachoques delantero y trasero, y los paneles laterales, mientras que el techo, el portón trasero, el capó y la carrocería se tomaron del Clio 172.

Además, dada su configuración, el Clio V6 contaba con un maletero delantero de 67 litros y otro trasero de 45 litros tras los dos asientos delanteros, unos asientos que estaban terminados en cuero y Alcantara. Ofrecía comodidades como aire acondicionado, sistema de sonido y cristales tintados. En total, se fabricaron 1.631 unidades del Clio V6 ‘Fase 1’, construidas en su totalidad por Tom Walkinshaw Racing, en Uddevalla, Suecia. 

Una segunda tirada de 1.309 unidades

Renault Clio V6

Mientras tanto, el Clio V6 ‘Fase 2’ se lanzó en 2003 y se fabricó en Dieppe, Francia. La producción cesó dos años más tarde, con 1.309 unidades fabricadas. En esta segunda reinterpretación del modelo, Renault equipó llantas de aleación de 18 pulgadas, un chasis reajustado, una vía delantera 23 mm más ancha y 33 mm más de distancia entre ejes.

El motor V6 de 3.0 litros también recibió algunas mejores, como culatas reelaboradas y un sistema de inducción. Ahora ofrecía 255 CV de potencia a 7.150 rpm y mantenía los 300 Nm de par motor máximo a 4.650 rpm. El incremento de potencia también se vio reflejado en sus prestaciones, ya que ahora necesitaba 5,8 segundos para alcanzar los 100 km/h desde parado y registraba una velocidad máxima de 246 km/h.

Y además