Skip to main content

Noticia

Motos

Márquez y Rossi ni se saludaron en el podio de Le Mans

Márquez y Rossi no se saludan en el podio de Le Mans

El podio de Le Mans sirvió para ver la inexistente relación entre Marc Márquez y Valentino Rossi. Evitaron el contacto visual entre ambos.

Moto2: Bagnaia gana por delante de Márquez y Mir

Márquez y Rossi ni se saludaron en el podio de Le Mans. La escena de ambos tras la carrera de MotoGP correspondiente al GP de Francia ha servido para ver lo fría y a la vez tensa situación que viven ambos. Todo a raíz de lo que sucedió en el GP de Argentina, cuando un incidente de carrera volvió a poner las cosas al nivel de finales de 2015. 

Desde que pasó lo de Argentina, la última vez que los dos pilotos se habían visto las caras fue en la rueda de prensa del GP de Las Américas. Allí los dos se dijeron lo que pensaban y desde ahí la relación es nula entre ambos. En Jerez no coincidieron ni en la rueda de prensa, ni tampoco el domingo en el podio, ya que Márquez ganó y Rossi finalizó en quinta posición. 

VÍDEO: Claves MotoGP Le Mans 2018

Pero en Le Mans la situación era diferente. El jueves, los dos estaban citados para la rueda de prensa que siempre se celebra en la jornada previa al inicio de los entrenamientos libres. Ahí ya se hizo latente que ambos prefieren evitar el contacto visual y cualquier tipo de acercamiento. Lo que pasó es que el jueves, con el resto de pilotos en la rueda de prensa, no se incidió tanto en este aspecto. 

Sin embargo, tras la carrera del GP de Francia, hoy sí que era inevitable que ambos se encontrasen. Pero ni en el parque cerrado, ni después en el podio, se ha visto algún acercamiento entre ambos. Ni siquiera un gesto de felicitación por parte de ambos tras haber realizado una gran carrera, el primero por haber ganado y el segundo porque fue capaz de sobreponerse a los problemas de Yamaha y subir al podio. 

Petrucci entre medias de los dos

Aunque sin duda en el podio la situación fue más embarazosa. Márquez hablaba con Petrucci y Petrucci conversaba con Rossi. El del Alma Pramac Racing parecía un intermediario entre ambos. Cuando subieron al podio, los dos pilotos no se dieron la mano y tampoco brindaron con el champán como sí que hicieron cada uno de ellos con Petrucci. 

Para más inri, la afición francesa abucheó a Márquez cuando el speaker pronunció su nombre como ganador del GP de Francia. Una situación poco agradable pero que se repetirá en más carreras, ya que el nivel de Márquez esta temporada asusta. No me quiero pensar lo que puede ser que Marc gane en Mugello, con todos los tiffosi invadiendo la pista y emitiendo la misma banda sonora en contra del español. 

Foto: MotoGP

Lecturas recomendadas