Skip to main content

Noticia

La marca que quiere medidas anticontaminación más duras

Los países con más muertes prematuras por emisiones NOx

Mercedes cree que hay que cambiar la política de emisiones, creando una regulación anticontaminación unificada para toda Europa y no por países.

El sector de la automoción está en claro pie de guerra contra las emisiones contaminantes, prueba de ello es el reciente aluvión de anuncios de eléctricos puros que ha tenido lugar en el Salón de Frankfurt de 2017. Los fabricantes saben que es el camino que marca el futuro, pero muchos de ellos están preocupados por un aspecto clave en este ámbito: la legislación. Dieter Zetsche, jefe de Mercedes, les ha dado voz como presidente de la European Automobile Manufacturers’ Association, y ha pedido nuevas medidas de contaminación para, al menos, la Unión Europea.

VÍDEO: Los coches de Google harán un mapa de la contaminación

La hoja de ruta de la automoción en el viejo continente tiene una fecha clave en su calendario: 2021. En dicho año todas las marcas de automóviles tendrán que tener una gama cuya media de emisiones sea de 95 g/km, de lo contrario tendrán que afrontar graves multas. Hasta ahí bien, pero preocupa que, pasada dicha fecha, no haya aún un plan conjunto en la materia, lo que podría llevar a una legislación particular en cada país.

“Imagina conducir a través de Europa hacia un destino que hace que tengas que atravesar tres estados y muchas ciudades distintas, y tener que tener un coche que cumpla diferentes regulaciones en cada uno de ellos. Se necesita un enfoque conjunto, no uno fragmentado”, comenta Zetsche. Y aporta una solución: que el periodo entre 2021 y 2030 se reduzca un 20% adicional las emisiones permitidas. “Es un paso. Además está en línea con lo que se espera de otros sectores industriales”, apunta el jefe de Mercedes. Eso sí, también cree que apara alcanzar los objetivos se necesita que la población empiece a adquirir vehículos eléctricos en una cantidad más significativa.

Fuente: Autocar.

Y además