Skip to main content

Noticia

Motor

Cuidado con este truco para ahorrar gasolina, puede acabar en accidente

Truco ahorrar gasolina

Circular en punto muerto es una práctica que entraña peligro.

Aunque el precio de la gasolina haya contenido el diésel, sigue siendo mucho más elevado de lo que mucha gente puede permitirse sin problema. Esto hace que cada cual busque sus trucos para ahorrar combustible, pero, aunque algunos sí que son recomendables, hay alguno que no solo es mentira, si no que además puede ponerte en peligro.

La DGT ha publicado un tweet en el que comenta ciertas prácticas que conducción eficiente que, si se aplican de manera regular, pueden suponer un ahorro de combustible importante (aunque no sabemos si de hasta 500 euros anuales, como reza la publicación). Entre ellos no está, lógicamente, uno que no ayuda para nada: circular en punto muerto.

Existe la creencia general de que, si se circula en punto muerto, se deja de gastar gasolina o diésel. Esto es falso, al menos a medias: en punto muerto, al no llevar ninguna marcha engranada, sí que disminuye el gasto de combustible, pero, dado que el motor está al ralentí, sí que lo sigue quemando (aunque sea en mucha menor medida).

 

Ahora bien, el problema radica en que el lugar en el que se puede llevar a cabo esta para nada recomendable práctica es en las bajadas, precisamente el sitio más peligroso para hacerlo. Nos explicamos.

Al circular en punto muerto y no tener ninguna marcha engranada, el coche no cuenta con el apoyo de freno motor que, a base de gestionar relaciones, retiene más o menos el coche. Esto hace que para controlar el descenso y regular la velocidad haya que “tirar” de frenos, lo que puede hacer que se sobrecalienten y nos quedemos sin ellos, con el peligro que conlleva.

Es, por tanto, algo que conviene no hacer, mucho menos en bajadas, donde el peligro de accidente es importante.

En cambio, aplicar las medidas que señala la Dirección General de Tráfico sí que es recomendable: circular en marchas largas en un régimen de revoluciones cómodo para el coche, ir a velocidad constante, evitar bultos en el techo y, de llevarlos, que sea en baúl; y usar el aire acondicionado solo cuando sea necesario si que sirven para ahorrar dinero al volante.

Etiquetas:

gasolina

Y además