Skip to main content

Noticia

BMW 330e: la versión híbrida enchufable tiene 252 CV

BMW 330e

Y 60 kilómetros de autonomía eléctrica.

El nuevo BMW Serie 3 se presentó hace algunas semanas y no llegará a los concesionarios hasta verano de 2019, pero la marca alemana va desvelando poco a poco las versiones alternativas del modelo. El BMW 330e es la híbrida enchufable, que mejora en cifras a la que tuvo la generación previa.

VÍDEO: BMW Serie 3 nuevo y antiguo, éstas son sus diferencias

Lo que más interesa es lo referente a la mecánica que combina un motor 2.0 TwinPower Turbo tetracilíndrico de 164 CV con uno eléctrico de bloque eléctrico de 68 CV que puede alcanzar picos de potencia de hasta 113 CV (+41 CV) gracias a la función XtraBoost del modo de conducción Sport. De esta manera, entrega una potencia conjunta de 252 CV y un par máximo de 420 Nm. El bloque eléctrico, además, está integrado en la caja de cambios Steptronic de ocho relaciones para ahorrar espacio.

Comparativa oldie: BMW Serie 3 E46 o Serie 3 F80

Gracias a ello es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 6,0 segundos y de alcanzar una velocidad máxima de 230 km/h. Pero también puede funcionar en modos más eficientes, como son el Hybrid, en el que puede circular hasta a 110 km/h utilizando solo el bloque eléctrico, o el Electric, con 140 km/h de punta con cero emisiones.

De hecho, en este modo y gracias a la batería de ión-litio de 12 kWh, el BMW 330e tiene 60 kilómetros de autonomía según el ciclo NDEC, lo que supone un aumento del 50% respecto al modelo al que reemplaza. También mejora sus cifras de consumo y emisiones, que se han rebajado en un 10% para conseguir 1,7 l/100 km y 39 g/km de CO2.

BMW ha acoplado el sistema en la parte trasera del vehículo, situando la batería bajo los asientos y retrasando el depósito de combustible hasta situarlo sobre el eje trasero, lo que inevitablemente perjudica al maletero, cuya capacidad se ha reducido hasta los 375 litros.

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Lecturas recomendadas

Más de Salón del Automóvil de Ginebra 2019