Skip to main content

Noticia

Accidente de Reyes: iba a velocidad legal, reventó una rueda trasera

famosos muertos en 2019

Nuevos datos sobre la tragedia.

Según se hacen eco los compañeros de El Español, de acuerdo a la reconstrucción del accidente de Reyes llevada a cabo por la perito judicial en accidentes de tráfico Myriam Moya, el accidente no habría sido provocado por un exceso de velocidad, si no porque mientras circulaba, la rueda trasera derecha del Mercedes reventó.

Moya ha publicado su estudio del accidente en un texto que ha titulado como “Cuando la tecnología y la ciencia superan al rumor: accidente de tráfico José Antonio Reyes”, en el que sostiene, además, que el futbolista iba a una velocidad legal con su coche, concretamente en un margen de entre 111,49 y 128,01 km/h.

VÍDEO: Así debes actuar si te encuentras un accidente en la carretera

El análisis realizado echaría por tierra los datos que se han manejado hasta ahora, en los que se barajaba que el futbolista iba a en el coche a una velocidad de más de 220 km/h antes de salirse de la carretera, chocar contra un muro, volcar y ser pasto de las llamas.

La perito rebate los datos iniciales en base al estudio del lugar del los hechos que se ha llevado a cabo empelando tecnologías de documentación 3D y láseres, lo que ha servido para crear imágenes en realidad virtual con 235 millones de puntos de referencia, por lo que afirma que su precisión es milimétrica.

Los datos que aporta la frenada

Clave en sus conclusiones ha sido el análisis de la frenada del vehículo durante todo el proceso. Por las huellas dejadas, concluye que tres ruedas iban con la presión adecuada, pero que la trasera derecha estaba pinchada. Además, desgrana la diferencia de las mismas en cuanto a que fueran de frenada y de derrape.

El inicio de las marcas de frenada, que indican el punto en el que el conductor es consciente de que la rueda está pincha, abre un tramo de 51,03 metros, a los que siguen otros 45,7 metros  de huellas de derrape. A estos se suman otros 102,67 metros fuera de la carretera para establecer una distancia de 200 metros desde que comienza a frenar hasta que se produce el impacto final.

De esa manera, tal y como señalaría la reconstrucción, el jugador se dio cuenta del reventón e intentó estabilizar el coche frenando, aunque no lo consiguió.

También apunta que el coche de Reyes, con un peso de 2.180 kilos, fue capaz de derribar el muro contra el que chocó porque éste estaba unido al resto de la obra de canalización por hormigón, no por hierro, un material más ligero que no pudo soportar la masa del Brabus.

El estudio concluye, además, que si el accidente hubiera ocurrido un segundo después posiblemente no hubiera muerto ninguno de los ocupantes, puesto que 29 metros más adelante la barrera de seguridad habría contenido la salida.

Fuente: El Español

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Lecturas recomendadas

Y además