Skip to main content

Noticia

Competición

¡A 407 km/h! WM P88, la historia del coche más rápido en Le Mans

WM P88
Adrián Mancebo

El prototipo WM P88 Peugeot logró en 1988 una velocidad que difícilmente podrá ser superada... ¡nada más y nada menos que 407 km/h!

La larga historia de las 24 Horas de Le Mans, que este año celebra su 86ª edición, nos ha regalado momentos increíbles y que muy probablemente no se repetirán. Están grabados en la memoria de los grandes aficionados y guardados en los archivos de esta fantástica carrera. Una de esas historias es la del WM P88 Peugeot, el coche que superó los 400 km/h en Le Mans y logró la velocidad máxima en Le Mans hasta el momento.

WM 88 Peugeot

La historia del equipo WM nace en los años 70, cuando dos ingenieros de la marca Peugeot deciden poner en funcionamiento un equipo para correr las 24 Horas de Le Mans con un prototipo. Éstos eran Gérard Welter (diseñador, entre otros, del Peugeot 205) y Michel Meunier, que con las iniciales de sus apellidos daban nombre a este singular equipo. El coche creado formaría parte de la categoría GTP y la mayor parte del equipo eran voluntarios.

Vídeo: Fernando Alonso hablando de las 24 horas de Le Mans

Los equipos amateur son una parte importante del automovilismo deportivo, a pesar de que sus resultados sean los más discretos de la parrilla. Sin embargo, el WM consiguió sorprendentemente buenos registros: si bien abandonaron en su debut en 1976, acabaron decimoquintos (segundos en GTP) en 1977, decimocuartos (y ganadores en GTP) en 1979, cuartos absolutos en 1980… una buena racha hasta que la llegada de los Grupo C a comienzos de los 80 los dejó en un segundo plano.

¿Cómo ver en directo las 24 Horas de Le Mans 2018?

Esto llegó acompañado de problemas de fiabilidad, varios abandonos y una continua decadencia. Por ello, tras la edición de 1986, Welter y Meunier decidieron apostar por un nuevo reto para WM, llamado “Project 400”. Como indica esta cifra, el objetivo era alcanzar los 400 km/h en la parte más rápida del circuito, la recta de Hunaudières la cual lucía en aquel tiempo muy diferencia a lo que es en la actualidad.

Los dos ingenieros se pusieron a trabajar en un nuevo prototipo, el WM P87 Peugeot, que tomaba como base el vehículo usado hasta entonces pero con refuerzos estructurales para soportar las altas velocidades y una aerodinámica renovada para reducir la resistencia al avance. Todo con la ayuda de Peugeot, que permitió a sus dos ingenieros usar el túnel del viento durante cuatro meses, cuando éste estaba parado: básicmente en fin de semana.

La marca gala también consiguió un motor más potente para el prototipo, un V6 2.8 litros biturbo de 850 CV de la empresa PRV, formada por Peugeot, Renault y Volvo. A pesar de todos los esfuerzos, el proyecto fracasó en un primer intento por problemas de motor, y eso que en un ensayo en una carretera cerrada al público habían llegado a 416 km/h…

Los integrantes de WM siguieron evolucionando el vehículo de cara a 1988, sin olvidar el objetivo. Ahora el motor llegaba a los 900 CV de potencia y la aerodinámica era aún mejor. Sin embargo, los problemas de fiabilidad volvieron a aparecer en carrera y se debieron hacer reparaciones durante horas en el box.

Era cuestión de tiempo que el coche tuviera que volver a los garajes por problemas, y el equipo era consciente, pero no quería olvidarse del récord. Por ello los mecánicos aumentaron la potencia del turbo del WM P88 y pidieron al piloto al volante, Roger Doschy, que pisara el pie a fondo en la recta de Hunaudières. Así lo hizo… ¡y el récord llegó durante varias vueltas consecutivas! La velocidad máxima fue de 407 km/h.

WM P88

407 km/h… aunque rebajaron la marca por motivos publicitarios

WM devolvió el apoyo a Peugeot comunicando que la velocidad máxima marcada había sido de 405 km/h. Una cifra de récord que coincidía con el Coche del Año en Europa de aquella temporada, el por entonces nuevo Peugeot 405. Sin duda, la marca gala podía presumir de tener dos ‘grandes noticias’ que celebrar aquel año. Y, de hecho, desde entonces nadie ha conseguido superar la marca de los 400 km/h.

WM volvió a Le Mans en 1989 con dos prototipos, pero uno no pudo tomar la salida y el otro abandonó. En 1990 la FIA modificó la recta de Hunaudières y añadió dos chicanes, que redujo la velocidad máxima en este punto de forma drástica. Para que nos hagamos una idea, en 2017 el equipo ganador marcó una velocidad máxima de 334.9 km/h.

Hace solo unos meses, a finales del mes de enero, nos dejó Gérard Welter y en 2007 lo hizo su socio Michel Meunier. Sirva como homenaje a ambos el vídeo del WM P88 Peugeot en acción.

 

Imagen: Twitter

Imagen de perfil de Adrián Mancebo

Colaborador Motorsport

Amante del mundo de la competición. Disfruto trabajando en lo que más me gusta, siempre con un ojo puesto en cualquier carrera del mundo.

Lecturas recomendadas