Noticia

La Guardia Civil, contra la DGT

La Guardia Civil, contra la DGT

Noelia López

10/03/2011 - 12:47

Nada ni nadie permanece impasible ante el nuevo límite de velocidad en carretera. Mientras el Gobierno insiste en que todo marcha bien, varias asociaciones de guardias civiles critican la medida y aseguran que, de momento, no multan a quien circule a 111 km/h.

"Se trata de recaudar y punto". Así de tajante se ha mostrado el portavoz de la Unión de Guardias Civiles (UGC) con respecto a la nueva medida que limita la velocidad máxima en autovías y autopistas a 110 km/h. Manuel Mato Vázquez y la asociación a la que representa, no comprenden cómo "después de 20 años en los que se ha mejorado la calidad de las carreteras y hay más controles, se vuelve a disminuir la velocidad". "Lo que le interesa al Gobierno son las denuncias de tráfico, asi que lo que no recauden los agentes lo harán los radares" sentencia.

Estas palabras han suscitado más polémica en torno a la controvertida medida. Pero aún más ampollas han levantado las declaraciones de la Unión de Oficiales de la Guardia Civil (Uogc), que no han tenido reparos en asegurar que, de momento y dado que no han recibido notificación alguna, los agentes de Tráfico siguen multando a partir de 120 km/h.

En teoría, agentes y radares sancionan desde el lunes 7 de marzo a todo aquel que pise el acelerador por encima de los 110 km/h. Pero la Uogc ha hecho público un comunicado en el que, textualmente, asegura lo siguiente: "Desde que la medida entró en vigor, las escasas instrucciones respecto al funcionamiento operativo de los radares y la formulación de denuncias se han impartido de forma verbal y todas en el sentido de mantener los límites sancionadores vigentes con anterioridad". Y matiza: "Es decir, como si la velocidad máxima siguiese siendo de 120 km/h, lo que implica que los radares salten y se denuncie al rebasar los 132 km/h".

Pero la denuncia de la Uogc va mucho más allá. Si sus palabras son ciertas, el 26 de noviembre de 2010, una orden reguló el control metrológico de los radares de tal forma que, con un límite de velocidad de 110 km/h, los radares fijos deberían saltar a 116 km/h y los móviles a 118 km/h. Y no a 111 km/h, como se viene diciendo.

"La coexistencia de órdenes verbales y escritas contradictorias hace que unos agentes multen al rebasar los 116 km/h, otros a los 121 y otros a los 132 km/h" sentencia la Uogc. Y, como ellos mismos dicen, "esto se traduce en una trato discriminatorio según la provincia por la que se circule.

Pere Navarro: "Tienen instrucciones claritas para multar"

La reacción de la DGT no se ha hecho esperar y ha llegado de boca de su máximo responsable, Pere Navarro. El director de Tráfico ha asegurado que su departamento ha "adecuado los radares al nuevo límite, respetando el margen de error" y ha dado instrucciones para que la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil haga lo propio con los radares móviles.

"A lo mejor a este guardia no le han llegado, pero yo le aseguro que la Guardia Civil tiene instrucciones y claritas", aseguró Navarro. También indicó que es cierto que los ciudadanos "no verán multas ni a 111 ni a 112 km/h", pero porque los radares aplican los márgenes de error.

No es de extrañar, con todo esto, que las asociaciones de conductores insistan en que hay que recurrir las multas derivadas del nuevo límite de velocidad.

Imagen de perfil de Noelia López

Noelia López

Redactora de AutoBild.es

Yo escribo porque pienso que tú me lees

Buscador de coches