Prueba

Coches 4x4

Nuevo BMW X4: lo mejor de dos mundos

Alfredo Rueda

Con el chasis del X3 y la estética del X6, llega el nuevo BMW X4, un SUV de corte deportivo gracias a sus líneas de coupé. Dinámico y, a la vez eficiente, este sí que va a caber en tu garaje...

No solo es más pequeño que el BMW X6, también es más práctico, si pensamos que el nuevo BMW X4 tiene cinco plazas y no cuatro como el hermano mayor. Además, sus dimensiones exteriores puede que ‘asustaran’ a más de uno, de cara a meterlo en una plaza de garaje ‘normal’ o a callejear mucho en una gran ciudad.

Ahora, con el nuevo BMW X4, todos esos reticentes tienen su oportunidad de hacerse con un vehículo ‘premium’ y, porqué no decirlo, bonito como pocos. Y es que este ‘todoterreno coupé’ conserva las líneas del X6 pero ‘a escala’. Mide 30 cm menos y comparte chasis con otro vehículo que se ha presentado a la prensa al mismo tiempo y del que aquí puedes ver su prueba de conducción: el BMW Serie 4 Gran Coupé.

Una vez al volante, la posición de conducción se nota más baja que en un BMW X3. Confirmo mis sospechas al enterarme que, efectivamente, el asiento del conductor se sitúa 20 mm más bajo que en su hermano de marca. Esto aumenta la sensación deportiva que luego se acrecenta en marcha, por su mayor aplomo y equilibrio en zonas reviradas. No cabe duda de que este SUV no está pensado para caminos de tierra llenos de baches. El asfalto, preferiblemente en buen estado, y si es revirado mejor, es lo que le va mejor a su chasis y a una amortiguación que sujeta de maravilla todo el conjunto. Pero es que, además, no resulta tan incómodo y rebotón si aparecen los baches como sucede en su hermano mayor. Por eso, un viaje con el X4 resulta mucho más agradable que en el X6. Otra ventaja más.

 

Por cierto, el diseño de la banqueta posterior está preparado para dos asientos, con lo que el interior parece el de un clásico deportivo. Eso sí, este coche ofrece espacio para cinco personas aunque el espacio libre en altura de la segunda fila solo es apto para personas de hasta unos 1,80 metros de estatura. Los que sean más altos, rozarán con la cabeza en el techo.

 

BMW-X4-asitras

La capacidad de su maletero es de 50 litros menos que en un BMW X3, pero sus 500 litros dan mucho de sí y el respaldo de los asientos traseros se pueden abatir en una relación 40:20:40. El portón se abre de forma automática de serie y también hay una opción llamada ‘Smart Opener’, que lo abre al pasar el pie por debajo del paragolpes.

El magnífico chasis del nuevo BMW X4, unido a la tracción integral de serie, le permite una agilidad que me ha sorprendido gratamente, pero también es verdad que no me esperaba menos de la marca bávara.

 

BMW-X4-curva

En su presentación a la prensa en Bilbao, he podido conducir el BMW X4 xDrive35i que con su motor de seis cilindros ofrece 306 CV de potencia y 400 Nm de par máximo. Ofrece su potencia de una forma suave y todo lo refinada que acostumbran las mecánicas de seis cilindros de la marca. Además, la contundencia que le da su par motor y la bien calibrada caja de cambios Steptronic de ocho velocidades ayuda a que la aceleración continúe siendo lineal ya que inserta las marchas con una rapidez que prácticamente las hace pasar desapercibidas.

 

BMW-X4-barrido

Por supuesto, en el nuevo BMW X4 hay dispuesta toda una batería de medidas ecológicas ‘EfficientDynamics’, que incluye soluciones como el ‘Start-Stop’, la propulsión por inercia que funciona en asociación con el cambio automático o el sistema de recuperación de la energía de frenado.

En esta prueba del nuevo BMW X4 puedes ver los precios de todos los motores que llegan a España.

Prueba BMW X4 xDrive35d (Por Kike Ruiz)

Con un precio de más de 64.000 euros, el BMW X4 xDrive35d se mete de lleno en el segmento de lujo. Las expectativas sobre este modelo, sin duda, son elevadas.En el apartado mecánico y dinámico no decepciona. Al contrario: el seis cilindros en línea doblemente sobrealimentado y el sensacional cambio automático ZF de ocho velocidades trabajan en el BMW X4 con una armonía sin tacha, de una forma tan explosiva como elegante. 

En modo Sport incluso rebaja la cifra de aceleración oficial (acelera de 0 a 100 km/h en solo 5,1 segundos) y, con sus 313 CV, es capaz de alcanzar la marca de los 250 km/h. Eso sí: el ordenador de abordo marca entonces cifras de consumo de entre los 13 y 14 litros. Pero si viajas en modo Eco-Pro, puedes bajar estos datos a la mitad. En nuestro test ha consumido una media de 7,1 litros, un buen resultado. Por eso no sorprende que el BMW X4 se lleve la máxima puntuación en el apartado mecánico. 

Otra cosa son el confort y el espacio. El control dinámico de amortiguación (1.304 euros) logra un rodar cómodo cuando el conductor selecciona el modo más blando. El BMW X4 xDrive35d filtra bien las irregularidades del asfalto con sus llantas opcionales de 19 pulgadas (1.118 euros). Pero en ningún caso alcanza el nivel de una buena berlina. 

Para controlar el centro de gravedad más elevado, BMW ofrece un tarado, en general, muy firme. Es un SAC, efectivamente, que hace hincapié en la ‘S’. Al igual que sus hermanos de la familia X, este modelo basa su tracción en el eje trasero, y solo cuando pierde adherencia detrás, manda par al eje delantero, aunque el ESP se encarga de corregir la trayectoria sin apenas hacerse notar.

Y es que no cabe duda de que BMW ha buscado un talante dinámico para su X4: sorprende una dirección tan directa y comunicativa en un SUV, casi con el tacto de un deportivo de raza.

Pero esto no es siempre bueno: comportamiento deportivo y asfalto en mal estado no son dos conceptos que se lleven bien. Además, el X4 no es un coche silencioso, como suele ser habitual en la liga que juega por encima de los 60.000 euros: las ruedas grandes y una carrocería elevada causan ruidos de rodadura. Y si añadimos su gran radio de giro y la escasa vista hacia atrás, muchos potenciales compradores de este SUV coupé se plantearán si es una buena elección para circular por ciudad. 

Por supuesto, la elevada carrocería ofrece una visibilidad muy buena hacia delante. En su asiento, el conductor tiene una gran sensación de control sobre lo que lo rodea, pero en cuanto mira por el espejo retrovisor la vista se reduce al mínimo. Por eso la opción de la cámara de visión trasera (497 euros) cobra todo el sentido. Y es que la imagen coupé manda, de modo que el techo tiene una línea tan inclinada hacia atrás que cae sobre las cabezas de los pasajeros posteriores y reduce la practicidad del maletero. 

Con todo, el BMW X4 xDrive35d tiene posibilidades de ser un éxito. Porque combina el aura BMW con la moda SUV y aporta la sensación de estar comprando algo diferente al resto. Características que pueden hacer olvidar el difícil acceso a la segunda fila de asientos, o que éstos no sean demasiado cómodos. Y es que como coche para viajar con cuatro o cinco personas es una opción un poco justa. Pero nadie dijo que las katiuskas fueran un calzado cómodo, ¿verdad?

A pesar de su estampa elegante, lo cierto es que el BMW X4 xDrive35d es un buen todoterreno. Lo hemos probado por un circuito offroad donde hemos testado modelos de la talla del Land Rover o el Mercedes Clase G. Las pendientes y rampas con un ángulo de salida del 50% las supera sin problemas. Y por medio de un botón, tienes un control de descenso que te permite circular por valles de forma fluida. Porque hasta en terrenos realmente difíciles el X4 sigue subiendo decidido. Aunque no calza los neumáticos idóneos, este BMW sorprende en los tramos más duros con una buena tracción y un cambio de repartos de fuerza fulminante, siempre a las 
ruedas adecuadas. 

En nuestro comparador de seguros hemos calculado lo que costaría asegurar un BMW X4 xDrive35d. Para calcular el precio, tomamos como referencia un hombre de 40 años, con 10 de antigüedad de carné y sin siniestros, que vive en Madrid, utiliza el coche a diario, aparca en un garaje colectivo y recorre hasta 20 000 kilómetros al año. Con estos datos, el seguro a todo riesgo más asequible lo ofrece Qualitas Auto, por 942 euros.
Este coste podría ser menor si optas  por una póliza a todo riesgo con franquicia. En este caso, la más barata sería también la de Qualitas Auto. Cuesta 433 euros con franquicia de 290 euros.

Hemos probado 1 versión del BMW X4

Prueba BMW X4 xDrive30d, adelantado

En esta prueba del BMW X4 xDrive30d, Enrique Trillo analiza su comportamiento, consumo, equipamiento y posicionamiento frente a la competencia SUV

Datos técnicos de

BMW X4 2014 xDrive30d

BMW X4 xDrive30d
  • Tipo de Motor

    Normal

  • Cilindrada

    2.993 cc

  • Par motor

    560 Nm /3.000 rpm

  • Potencia

    258 cv /4.000 rpm

  • Cambio

    Automático

  • Tracción

    Integral

  • Capacidad maletero

    0 L

  • Aceleración 0-100

    5,8 s

  • Velocidad máxima

    234 km/h

  • Consumo oficial

    6,5/5,6/5,9 l/100km

  • Precio

    60.400

  • Garantía

    2 Años

  • Tipo de combustible

    -

Ver otros acabados de BMW X4 Todo sobre BMW X4
Imagen de perfil de Alfredo Rueda

Periodista apasionado de todo lo que tenga motor: Coches, motos y ahora, también, cacharritos con alas...

Lecturas recomendadas