Skip to main content

Práctico

Motor

Tres motivos por los que no enfría el aire acondicionado de un coche

Tres motivos por los que no enfría el aire acondicionado de un coche

Necesario en los meses de verano

Con las temperaturas tan altas que estamos soportando desde hace días, el uso del aire acondicionado es una obligación, no ya por una cuestión de confort, sino también de seguridad. Pero llega el momento de activarlo y algo no va bien. Te explicamos tres motivos por los que no enfría el aire acondicionado de un coche.

Conducir sin una correcta climatización durante los meses más calurosos del año puede afectar a la seguridad. No es solamente una situación incómoda, también aumenta la fatiga, el cansancio y la posibilidad de sufrir distracciones al volante. Por eso, los expertos recomiendan que la temperatura en el interior del coche oscile entre los 19 y 24 grados

Existen varios motivos por los que no enfría el aire acondicionado de un coche, impidiendo una buena climatización en el habitáculo. El más común es la falta de gas para enfriar el aire, pero no es el único.

Por ejemplo, la posible obstrucción de los filtros debido a la suciedad. Para evitarlo, lo mejor es hacer un correcto mantenimiento, limpiando los filtros cada cierto tiempo o, incluso, sustituyéndolos por otros nuevos. 

 

La suciedad también puede afectar al ventilador interior, taponando sus rendijas e impidiendo el correcto flujo del aire. Normalmente, si este es el problema, detectarás un olor desagradable al accionar el aire. 

Otro elemento que se puede ver afectado por la suciedad es el intercambiador exterior. La acumulación de partículas y residuos provoca su taponamiento y hace subir la presión del gas, lo que hace que el aire llegue al interior a la temperatura ambiente y, por tanto, no enfríe. 

A continuación, te damos tres motivos por los que no enfría el aire acondicionado de tu coche.

Falta de gas suficiente

Tres motivos por los que no enfría el aire acondicionado de un coche

Como te decimos, el motivo más común por el que no enfría el aire acondicionado del coche tiene que ver con la falta de gas. Esto puede ocurrir porque las canalizaciones están agrietadas, el radiador del sistema está dañado, el filtro del aire está sucio o el compresor, encargado de enfriar y mover el aire que accede al interior del coche, tiene algún fallo.

Si el sistema en su conjunto funciona correctamente, no hay que hacer una recarga de gas, pero, si hay pérdidas, el aire acondicionado enfriará cada vez menos. En este caso es cuando hay que proceder con la recarga y, si fuera necesario, reparar las posibles fugas para que el circuito vuelva estar cerrado y funcionar como es debido.

Fuga de refrigerante

Tres motivos por los que no enfría el aire acondicionado de un coche

Menos común que el anterior, pero también frecuente es la fuga de refrigerante. Para comprobarlo, basta con fijarse si hay manchas de aceite alrededor de los conductos del sistema.

Si es así, hay que proceder con la sustitución de los conductos por otros nuevos. 

Fallo en el motor eléctrico

Tres motivos por los que no enfría el aire acondicionado de un coche

Otra razón puede ser un fallo en el motor eléctrico que mezcla el aire caliente y frío en los climatizadores. A diferencia de los coches con aire acondicionado, que solo reciben aire frío, los climatizadores mezclan el aire caliente con el frío, dependiendo de la temperatura que marques en la pantalla. 

Esa mezcla se realiza gracias a ese motor eléctrico y, si no funciona bien, la mezcla no se hace adecuadamente y la sensación es que el aire que sale por las bocas de ventilación no enfría lo suficiente. 

Y además