Noticia

Mercedes C 63 AMG Coupé, ¡ya tiene precio!

David López

20/11/2015 - 09:05

El Mercedes C 63 AMG Coupé se acaba de presentar y el BMW M4 Coupé ya está temblando. Se trata de un coupé de dos puertas con un motor V8 de 4,0 litros biturbo que puede llegar a ofrecer hasta 510 CV de potencia. Se pone a la venta en abril por 97.600 euros.

El Mercedes C 63 AMG Coupé ya está aquí y el BMW M4 Coupé ya ha empezado a temblar. Los ingenieros de Stuttgart han creado un coche muy musculoso que resulta imponente tanto por su estética como tecnología.

No te pierdas: ‘Mercedes C63 AMG Estate 2015, cazado en Nürburgring

“El nuevo C 63 AMG Coupé encarna nuestra concepción del progreso. Ofrece una impresionante dinámica longitudinal y lateral junto con un optimizada economía de combustible”, ha comentado Tobias Moers – presidente del Consejo de Dirección de Mercedes AMG-. Se pone a la venta en abril por 97.600 euros.

El nuevo Mercedes C 63 AMG se desmarca de sus hermanos de gama y llama la atención por sus proporciones. Respecto al Mercedes C Coupé, el AMG solo comparte las puertas, techo y la tapa de maletero.

El potente motor V8 ha exigido incrementar el ancho de vía delantero y trasero, por lo que estas zonas equipan piezas diferentes. Lo mismo sucede con las paredes laterales del C 63 AMG. Los nuevos pasos de rueda hacen que este coche sea 64 milímetros más ancho en la parte delantero y 66 mm en la zaga.

La utilización de estas aletas más anchas permiten que el C 63 AMG Coupé pueda llevar unos neumáticos en medida 255/40 R 18 en el eje delantero y 285/35 R 18 en el trasero. Por cierto, el capó está fabricado en aluminio y tiene 60 mm de largo.

La zaga está inspirada en la del Mercedes Clase S Coupé pero, en este caso, está dominada por un difusor aerodinámico. Este elemento mejora el flujo de aire e integra perfectamente las dos salidas dobles de aire. La tapa del maletero incluye un pequeño alerón trasero que, por supuesto, ofrece beneficios aerodinámicos.

El interior del Mercedes C 63 AMG Coupé 2016 también se ha optimizado para ofrecer mayor deportividad. De serie se ofrece con unos asientos deportivos de cuero y microfibra pero los diseñadores de Mercedes también tiene preparados unos más radicales tipo baquets que ofrecen una posición al volante más baja y mayor sujeción lateral.

Pero lo más importante del nuevo Mercedes C 63 AMG Coupé es su motor y, tal y como nos tiene acostumbrada la marca alemana, se presenta con dos niveles de potencia: 476 CV y 510 CV en el caso del Mercedes C 63 S AMG Coupé.

Ambos recurren al motor V8 de 4,0 litros biturbo de cárter seco que tiene un sonido demoledor. Por cierto, los turbocompresores no están instalados en el exterior de las bancadas de los cilindros, se encuentran la misma “V”. Ofrece ventajas como una respuesta más óptima y unas emisiones más bajas.

Como hemos comentado antes, el C 63 AMG Coupé ofrece 476 CV a 5.500 rpm y un par máximo de 650 Nm a 1.750 vueltas. Promete un consumo medio de combustible de hasta 8,9 litros y unas emisiones de209 gramos de CO2. Tiene un peso en vacío de 1.710 kilos, acelera de 0 a 100 km/h en 4,0 segundos y su velocidad máxima –autolimitada- es de 250 km/h. Puede alcanzar los 290 km/h si instalas el paquete opcional AMG Driver.

El C 63 S AMG Coupé riza el rizo gracias a sus 510 CV, 700 Nm de par motor a 1.750 rpm y una aceleración de 0 a 100 km/h en solo 3,9 segundos. No cambia el consumo medio (8,9 l/100 km) ni la velocidad máxima (250 km/h).

El nuevo Mercedes C 63 AMG Coupé va a transmitir toda esta potencia al suelo gracias a la caja de cambios de doble embrague Speedshift MCT AMG de siete velocidades. Mercedes promete un funcionamiento mucho más rápido que la versión anterior gracias a los nuevos parámetros del motor y la transmisión.

Como buen deportivo, el Mercedes C 63 AMG es un propulsión trasera asociado a un autoblocante. El C 63 AMG Coupé monta uno del tipo mecánico mientras que la versión S incorpora uno eléctrico. Los dos autoblocantes reducen el deslizamiento de la rueda interior en las curvas sin tener que interferir en el sistema de frenos.

El sistema AMG Dynamic Select permite ajustar electrónicamente la transmisión (y el autoblocante electrónico) con tres modos de conducción: “ESP On”, “ESP Sport” y “ESP Off”. Además, el Mercedes C 63 S AMG dispone del modo “Race”. Este sistema se complementa con el AMG Ride Control que ajusta la dureza de la amortiguación.

Te recomiendo que le eches un vistazo a la galería de fotos y descubras al detalle el Mercedes C 63 AMG Coupé 2016. Por cierto, se pondrá a la venta en marzo de 2016.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de David López

David López

Director Online

Coches grandes, pequeños, urbanos, deportivos... todos son interesantes y tienen mucho que probar y contar

Todo sobre Mercedes

Mercedes

Buscador de coches