Skip to main content

Noticia

Motor

El futuro de Mazda es electrificado, pero habrá MX-5 de combustión

Mazda MX-5
Con biocombustible y algún tipo de hibridación.

Otro día, otra marca que anuncia sus planes de futuro en el que la electrificación es capital. Mazda ha anunciado su hoja de ruta “2030 Global 100% Electrification”, que tiene como objetivo para la fecha una gama formada por un 25% de modelos completamente eléctricos y el 75% restante con hibridación de algún tipo. ¿Hay hueco en ese futuro para un Mazda MX-5 de combustión? Podemos respirar tranquilos, la respuesta es sí.

Primero, el marco general. La marca coreana ha anunciado que entre 2022 y 2025 incorporará 13 vehículos electrificados a su familia, lo que supondrá el comienzo de una tendencia hasta que en 2030 todos sus coches estén electrificados de alguna manera.

VÍDEO: La historia de la carretera Transfagarasan y el Mazda MX-5 2019

También ha mostrado una nueva plataforma pensada para modelos grandes, que utilizarán el nuevo Mazda6 y al menos un SUV, pensada para acoger un motor gasolina o diésel con tecnología microhíbrida de 48V, así como una variante (solo con bloque de gasolina), de naturaleza híbrida enchufable.

En 2025 llegará la “SKYACTIV EV Scalable Architecture”, una plataforma modular para vehículos que permitirá un desarrollo más rápido de los mismos, puesto que permitirá compartir elementos entre modelos de distintos tamaños.

Todo ello ayudará a que, para 2030 y partiendo de 2022, Mazda haya lanzado un total de cinco coches híbridos, cinco híbridos enchufables y tres modelos 100% eléctricos.

Ahora bien, ¿en qué lugar deja esto al MX-5? Según ha podido saber Kuruma News por boca de Takeji Kojima, Director Ejecutivo de la compañía, seguirá ofreciéndose con un motor de combustión interna. Apunta al uso de biocombustible eFuel para conseguir una huella neutra de carbono y también señala que el descapotable entra dentro de los planes de electrificación de la firma, por lo que contará con hibridación de algún tipo. Eso sí, tampoco queda descartada la llegada de una variante de cero emisiones.

Y además