Skip to main content

Noticia

Motor

Estos son los siete cambios del Permiso por Puntos que va a debatir el Congreso

Carnet de conducir

La reforma de la Ley de Tráfico y Seguridad Vial sigue adelante. Tras obtener el visto bueno de los ministerios implicados el texto legal debe ser aprobado por el resto de partidos políticos. Repasamos los seis cambios del Permiso por Puntos que se van a debatir en el Congreso.

En noviembre de 2020, el Consejo de Ministros aprobó en primera vuelta la reforma de la Ley de Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial. Los cambios afectan a aspectos tan relevantes como el uso del cinturón, las sanciones por utilizar el teléfono móvil al volante o los cursos de conducción segura. Todos con el objetivo de reducir en un 50 % el número de personas fallecidas y heridas graves por accidente de tráfico para el año 2030; y alcanzar una cifra próxima a cero en 2050.

La multa y los puntos que te va a quitar la DGT en 2021 por sujetar el móvil mientras conduces

La modificación de toda Ley implica seguir una serie de pasos. El siguiente era la aprobación de los ministerios implicados, en este caso, los de Hacienda, Asuntos Económicos y Transformación Digital, Trabajo y Economía Social, Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Política Territorial y Función Pública, así como del Consejo Superior de Tráfico, Seguridad Vial y Movilidad Sostenible. Todos han emitido un informe favorable que ha sido aprobado, en segunda vuelta, por el Consejo Ministros. 

 

 

Las siete reformas del Permiso por Puntos que plantea al DGT

Llega ahora el momento crucial. La reforma del Permiso por Puntos (PXP) debe ser sometida a votación en el Congreso. Supone esto que los partidos de la oposición pueden presentar enmiendas y que para obtener un consenso y la aprobación de la medida, es posible que se introduzcan cambios en el texto original de la DGT.

De momento, y a la espere de la opinión de los diputados, estas son los cambios en el Permiso por Puntos recogidos en el Proyecto de Ley:

  1. Aumenta de 3 a 6 los puntos a detraer por conducir sujetando con la mano dispositivos de telefonía móvil

  2. Unifica en un plazo de dos años el tiempo que habrá de transcurrir sin cometer infracciones para recuperar el saldo inicial de 12 puntos, siempre que no se haya perdido todo el saldo
  3. Sustituye la infracción grave consistente en  “utilizar” detectores o inhibidores de radares por el mero hecho de  “llevar en el vehículo” esos dispositivos. Lo que no cambia es la sanción: tres puntos
    La regla del 7 de la Guardia Civil para saber a qué velocidad saltan los radares
  4. Eleva de tres a cuatro los puntos a detraer por no hacer uso del cinturón de seguridad, sistemas de retención infantil, casco y otros elementos de protección. Además, incorpora como causa de la pérdida de esos puntos el hecho de  no hacer uso de  los mismos de forma adecuada
  5. Suprime la posibilidad de que turismos y motocicletas puedan rebasar en 20 km/h los límites genéricos de velocidad en las carreteras convencionales cuando adelanten a otros vehículos.
  6. La superación de cursos de conducción segura, siempre que se cumplan los requisitos establecidos y se tenga saldo positivo de puntos, se compensará con dos puntos adicionales, hasta un máximo de quince puntos y con una frecuencia máxima de un curso cada dos años
    Carnet de conducir
  7. Tipifica como infracción muy grave la utilización de dispositivos de intercomunicación no autorizados en las pruebas para la obtención y recuperación de permisos o licencias de conducción u otras autorizaciones administrativas para conducir, o colaborar o asistir con la utilización de dichos dispositivos, que será sancionada con multa de 500 euros y la imposibilidad de que el aspirante pueda volver a presentarse a las citadas pruebas en el plazo de seis meses. Se trata del fraude más habitual en esta clase de pruebas

El Proyecto de Ley añade dos medidas más: la primera convertirá al Ministerio del Interior en el órgano encargado de supervisar los trabajos de la Jefatura Central de Tráfico; la segunda, prevé el desarrollo de un sistema telemático para que las empresas de transporte puedan conocer si un conductor profesional de su plantilla se encuentra en situación legal de poder conducir vehículos de transporte.

Queda por ver cuándo serán sometidos a votación todos estos cambios y si se aprueban tal cual han sido proyectados por la Dirección General de Tráfico o con modificaciones.

Más:

DGT

Y además