Skip to main content

Noticia

Motor

Cómo adelantar a un ciclista en coche: los tres pasos clave

Ciclistas

Según los datos que maneja la Dirección General de Tráfico, en la última década más de 400 ciclistas han perdido la vida en las vías interurbanas. Un escenario en el que también se han duplicado el número de accidentes de este tipo de vehículos. Para reducir estas cifras es necesario que todos los usuarios de la vía respeten las normas de circulación y por ello la Guardia Civil lanza un recordatorio: estos son los tres pasos clave para adelantar a un ciclista en coche.

Cuando circulamos fuera de la ciudad y nos topamos con un ciclista o con un grupo de ellos es fundamental tener claro cuáles son las normas que regulan esta convivencia. Una de ellas es que el conductor debe mantener, como mínimo, 1,5 metros de distancia lateral con el ciclista; eso sí, las autoridades recomiendan que, siempre que sea posible, este espacio sea aún mayor.

Otra hace referencia a una maniobra crítica: adelantar a una bicicleta con el coche, un movimiento que sólo podremos hacer cuando las condiciones para ello sean seguras. Es decir: no deben circular vehículos de frente y la visibilidad tiene que ser suficiente. Tomadas estas precauciones, es momento de recordar tres pasos clave.

1. Reducir la velocidad

Antes de rebasar al ciclista, tenemos que adecuar nuestra velocidad a la de la bicicleta aunque esto implique detener nuestro vehículo.

2. Dejar 1,5 metros de distancia lateral

A la hora de adelantar tenemos que indicar la maniobra con el intermitente, nunca con el claxon. Es aconsejable empezar la maniobra a una distancia aproximada de 30 metros respecto al ciclista y al llegar a su altura no olvides que es obligatorio mantener una distancia frontal y lateral mínima de 1,5 metros. Cuando le hayas superado, regresa cuanto antes al carril.

Alucina con las mejores bicicletas eléctricas de los fabricantes de coches

3. Línea continua

Según el Reglamento General de Circulación, el conductor tiene permitido rebasar la línea continua central para poder adelantar a un ciclista: también cuando el escenario está formado por dos carriles con sentidos de la circulación opuestos. Además, el coche también está autorizado a ocupar parcial o totalmente el carril contrario siempre y cuando no se ponga en peligro a los vehículos que circulan de frente y permanezca en esa parte de la vía el menor tiempo posible.

Cuándo está prohibido adelantar a un ciclista

A pesar de tomar las precauciones mencionadas anteriormente, no podrás realizar esta maniobra siempre que pongas en peligro o entorpezcas la marcha de los ciclistas: tendrás que esperar a que las condiciones sean las adecuadas. Por otro lado si viene una bicicleta de frente y no puedes dejar una distancia mínima de metro y medio entre ambos, tampoco podrás llevar a cabo el adelantamiento.

Las multas por no adelantar correctamente a un ciclista

Si a pesar de lo que acabamos de ver, adelantas “poniendo en peligro o entorpeciendo a ciclistas u otros vehículos que circulen en sentido contrario, incluso si los ciclistas circulan por el arcén” las autoridades podrán sancionarte por ello. La multa asciende a 200 euros y, además, te retirarán cuatro puntos del carnet de conducir.

Más:

Bicicletas

Y además