Logo Autobild.es

California pide a sus ciudadanos que no recarguen sus coches eléctricos

Coches eléctricos

Si California hace apenas unos días seguía los pasos de Europa y anunciaba la prohibición de la venta de coches de combustión en 2035, movimiento que casa con el enfoque ‘eco firendly’ que siempre ha caracterizado al estado, apenas unas jornadas después ha pedido a sus ciudadanos que no recarguen sus coches eléctricos.

Se trata de una situación más que curiosa, pero que evidencia algo bastante patente que desde las instituciones parecen no querer ver de ninguna manera: no hay electricidad suficiente para implantar el ritmo de electrificación que buscan desde las instituciones gubernamentales.

En el caso concreto de California, esta recomendación se debe a que durante estos días se está produciendo la mayor ola de calor que han afrontado en lo que va del año, por lo que se prevé que haya picos de demanda de energía por el uso de sistemas como el aire acondicionado, y se teme que la red no de abasto con ella.

Entre las recomendaciones que se ha dado a la ciudadanía están la de no bajar sus termostatos de los 25 grados, evitar el uso de sistemas que tengan una gran demanda de energía y evitar recargar los coches eléctricos.

En el hilo de Twitter que hay unas líneas más arriba, sacan a la luz unos datos interesantes al respecto y que resaltan la contradicción entre el anuncio de prohibir los coches térmicos y la capacidad real que tiene el estado de California de “alimentar” a un parque automovilístico formado exclusivamente por coches de cero emisiones.

Hay 30,39 millones de vehículos en California, de los que solo unos 563.000 son eléctricos, es decir, un 1,9%. Si los 30 millones fueran cero emisiones, según las estimaciones de la California Energy Commission serían necesarios unos 17 GW de energía adicionales a los que actualmente se generan en el Estado, es decir, 21 GW en total.

 

Alcanzar dicha cifra parece harto complicado, pues se necesitarían 20 nuevas plantas nucleares como la que se encuentra en Diablo Canyon, que genera 2,3 GW y que el estado quiere cerrar para centrarse en energías limpias. 

Con estas, para generar la misma cantidad de energía sería necesario emplear 379 veces más terreno si hablamos de paneles solares y 421 veces más superficie si se tratara de energía eólica. 

Conoce cómo trabajamos en Autobild.