Skip to main content

Práctico

Pagar la grúa del coche: cuándo sí, y cuándo no

Pagar la grúa del coche: cuándo sí, y cuándo no

Los motivos por los que se puede llevar la grúa tu coche están muy estipulados; fuera de ellos, no debería...

¿Cuándo hay que pagar la grúa municipal si es que esta se lleva el coche? Lamentablemente, es algo por lo que casi todo el mundo ha pasado: dejas el coche aparcado en un sitio no debido (por desconocimiento, o pensando que solo serán cinco minutos), y a tu vuelta se lo ha llevado la grúa.

No te pierdas: Todos los coches nuevos de 2019, lanzamientos y novedades

Por lo general, si la grúa se lleva tu coche te va a tocar pagar una multa (dado que habrás cometido una infracción). De hecho, la grúa municipal o la concesionaria correspondiente suele llevarse los coches por las razones contempladas en el artículo 105 del Real Decreto Legislativo 6/2015, de 30 de octubre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley sobre Tráfico. (todas las cuales suelen suponer infracciones).

Pagar la grúa del coche: cuándo sí, y cuándo no

Los motivos por los cuales la grúa se puede llevar tu coche (en cuyo caso, has de pagarla) son estos:

  • Si tu coche constituye un peligro, causa perturbaciones graves a la circulación tanto de otros vehículos como de peatones, o provoca algún deterioro a servicios o propiedades públicas.
  • Si tras un accidente, el vehículo queda imposibilitado para seguir circulando.
  • Cuando se trata de inmovilizar legalmente a un vehículo y el lugar en el que se encuentra no es adecuado para hacerlo porque se dificultaría la circulación de otros vehículos o de personas.
  • Cuando un vehículo haya sido inmovilizado por la los agentes de la autoridad encargados de la vigilancia del tráfico en el ejercicio de sus funciones como consecuencia de una infracción o por deficiencias y persisten las causas que motivaron esa inmovilización.
  • La grúa podrá llevarse tu coche si este se encuentra en alguno de los lugares siguientes: en una plaza reservada para personas con discapacidad y no tiene colocado el distintivo que lo autoriza; en carriles reservados exclusivamente para la circulación o para determinados usuarios (bus, taxi) o en zonas de carga y descarga; en una zona habilitada como estacionamiento con limitación horaria y no exhibe el tique o bien se ha superado el triple del tiempo abonado; en un lugar que obstaculiza, dificulta o supone un peligro para la circulación.

No te pierdas: Ocho razones por las que la grúa se puede llevar tu coche

Ten en cuenta que, si la grúa se ha llevado tu coche por uno de estos motivos, no solo deberás pagar su servicio, sino el coste del depósito municipal por el tiempo que el vehículo ha permanecido en el depósito. Es decir: cuanto más tardes en ir a por el coche, más tendrás que abonar. Y todo esto, por retirar el coche; en unas semanas te llegará la multa...

Pero, si por el motivo que fuera, la grúa se ha llevado tu coche por un motivo que no está contemplado aquí, ten presente que no deberás que pagar sus servicios. O, mejor dicho: tendrás que pagarlos, pero podrás reclamarlos. Es decir, podrás reclamar la devolución tanto de la grúa como del estacionamiento e incluso la posible multa.

Además, tampoco tendrás que pagar la grúa si alguien te ha robado el coche o la ha usado en contra de tu voluntad, y durante esa acción ha cometido una infracción o se le ha llevado el coche la grúa. Eso sí: necesitarás tener una denuncia ante la Policía que constate que realmente te habían sustraído el coche.

Cómo actuar si la grúa se lleva tu coche

  1. Averigua a dónde se ha llevado tu coche la grúa. Si no te han dejado ningún papel o pegatina, llama a información municipal para que te saquen de dudas.
  2. Una vez vayas al depósito municipal, hazlo con tu DNI o carné de conducir (si es tu coche particular). Si es de un tercero, necesitarás una autorización; y si es coche de empresa, las escrituras originales de la misma, autorización del apoderado y fotocopia del DNI del mismo.
  3. Abona la cantidad que se te reclame (esta varía entre municipios).
  4. Al recoger tu coche, revísalo bien; si al llevárselo la grúa le hubieran hecho algún desperfecto, podrás reclamarlo (no te olvides de pedir la hoja de reclamaciones para dejar la queja por escrito).

Lecturas recomendadas