Skip to main content

Noticia

F1

VÍDEO: Así fue la lucha de Alonso contra su propio coche en Bakú

Alonso, en el pitlane de Baku

Fernando Alonso ni pensó en abandonar en Azerbaiyán, y gracias a ello sumó unos buenos puntos que mantienen a McLaren en el cuarto puesto del Mundial de Constructores.

La carrera de Fernando Alonso en Azerbaiyán será recordada por ser una carrera en la que ni el piloto asturiano ni su equipo se rindieron a pesar de que el monoplaza que pilotaba, el McLaren MCL33, estuviese fuertemente dañado. Arriesgar les salió bien, pues Alonso cruzó la línea de meta en la séptima posición, superando a su compañero de equipo y logrando importantes puntos.

Fernando Alonso

Alonso sufrió un toque en la salida del GP de Azerbaiyán que le puso la carrera cuesta arriba. Sus dos ruedas derechas quedaron dañadas y el español tuvo que volver a boxes lo más rápido que pudo, para cambiar los neumáticos y el alerón delantero, que había quedado dañado también. En su camino al pit-lane, tal y como se vio por televisión, incluso se tocó con el muro de entrada, porque el coche no giraba.

Alonso metió como pudo el MCL33 en la casilla de parada en boxes de su equipo, que rápidamente cambió los neumáticos y el alerón. Nada pudieron hacer con el fondo plano, dañado por el roce durante la vuelta del español a boxes. Esto provocó la pérdida de varias décimas de segundo por vuelta, pero Alonso y su equipo decidieron continuar, a sabiendas de que iba a ser una carrera en la que sucedieran muchas cosas… como finalmente fue.

“Nos dijo que cambiáramos los neumáticos y el alerón delantero. Desde el muro vi que el fondo del coche estaba en llamas”, recuerda Eric Boullier, director de competición del equipo británico, a la BBC. “El coche había perdido equilibrio, pero aún así se podía conducir. Alonso no se quejó de nada, ni siquiera del comportamiento del monoplaza”, agrega.

No es de extrañar, por tanto, que el español dijese que ésta era una de las mejores carreras que había hecho en su vida. No luce por el resultado, pero no hay duda de que correr con un coche poco competitivo es mucho más difícil que hacerlo con un Mercedes o Ferrari, y menos agradecido, porque los séptimos u octavos puestos quedan en el olvido rápidamente.

 

 

En un vídeo publicado por la web oficial de la Fórmula 1, F1.com, podemos ver perfectamente cuán complicada fue la vuelta a boxes de Alonso. Como él mismo dijo, lo fácil habría sido aparcar el coche, no luchar y reservar el kilometraje del motor para otras carreras… pero si lo hubieran hecho, habrían perdido el séptimo puesto en carrera, el cual sigue manteniendo a McLaren en la cuarta posición del Mundial de Constructores.

Imagen: Sutton Motorsport

Lecturas recomendadas

Más de Fernando Alonso, campeón de Fórmula 1 y mucho futuro por delante