Noticia

Tecnología

La red secreta que ayudó a ganar la II Guerra Mundial

La red secreta que ayudó a ganar la II Guerra Mundial

Mónica Redondo

29/05/2016 - 09:00

La red secreta de gasoductos que ayudó a Reino Unido a ganar la II Guerra Mundial ha sido adquirida por una empresa española. Su ubicación es todo un misterio aunque se pueden contemplar extraños hoyos en el pavimento de los principales aeropuertos del país.

No te pierdas: Un piloto hace slalom entre molinos de viento con su avión

La red secreta de gasoductos que ayudó a Reino Unido a ganar la II Guerra Mundial es uno de los proyectos de ingeniería más grandes del mundo. Se extienden a lo largo de miles de kilómetros. Aparentemente, no existen rastros que muestren su existencia, solo unos extraños hoyos en el pavimento de los principales aeropuertos del país. Esta red secreta de gasoductos tiene un tamaño colosal y es capaz de hacer llegar combustible hasta los tanques de los aviones

La situación exacta de esta red oculta se sigue manteniendo en secreto. Lo que sí se sabe es la existencia de un oleoducto en Liverpool que está conectado a la refinería de Stanlow, los muelles de Avonmouth y Bristol. La complejidad de esta red que ayudó a Reino Unido a ganar la II Guerra Mundial.

Es en 1939 cuando al comienzo de la guerra, los británicos consideraron que estos 'circuitos' les daban una clara ventaja en la lucha. La red se fue aumentando hasta llegar a los 2.400 kilómetros. Se llevaron a cabo las obras del proyecto que se denominó Refinería y Sistema de Almacenamiento Estatal, o GPSS. Cabe destacar que las zanjas se realizaban durante la noche para que no se descubriera su localización exacta. 

De forma muy rápida, esta red se transformó en una manera muy fácil de proveer a los aviones de combustible. En 1944 también se utilizó por parte del ejército Aliado. El fin de la II Guerra Mundial no trajo consigo el fin de la utilización de la red secreta. El crecimiento de la aviación trajo consigo el aumento en el consumo de combustible por esta vía. 

En áreas como Gloucestershire se pueden ver las enormes tuberías que salen de la tierra. A pesar de los años, sigue siendo una infraestructura confidencial. Recientemente, ha sido vendida a una empresa española, pasándose a llamar Sistema de Oleoducto CLH. Existe un mapa de toda la red en la web de CHL pero se desconoce su ubicación exacta. 

Aunque esta red oculta de gasoductos sea todo un misterio, estoy segura de que a ninguno de nosotros nos gustaría toparnos con una tubería altamente inflamable...

Fuente: BBC

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de monica.rd

Mónica Redondo

Colaboradora

Periodista por vocación. Mis pasiones: la automoción y la información.

Buscador de coches