Skip to main content

Noticia

Coche eléctrico

Fabricar un coche eléctrico cuesta hasta un 50% más que uno térmico

Fabricar coche eléctrico

Los coches eléctricos son, a día de hoy, más caros que sus equivalentes de combustión. ¿Es un capricho del mercado? Para nada, se debe en gran parte a que su coste de producción es más elevado que el de estos. La cuestión clave es “¿cuánto?” y nadie le había dado respuesta, hasta ahora.

Carlos Tavares, CEO de Stellantis, ha dado una aproximación, señalando que la producción de un vehículo eléctrico es aproximadamente un 40 o un 50% más cara que la de un vehículo con motor térmico.

También explica que es un tema del que no se habla pero que está ahí y es muy importante, pues que es un coste extra que no se puede ni cargar al comprador ni ser absorbido completamente por el fabricante, si es que este quiere obtener beneficios de algún tipo.

La única manera de solventar esto, de manera progresiva, sería, según señala, la de trabajar y negociar con los proveedores, que son los que suministran hasta el 85% de las piezas de sus coches. Consiguiendo recortes ahí, se podría alcanzar unos costes más comedidos que redujeran dichas diferencias.

Esto hace que se entiendan mejor los resultado que hace apenas unas semanas la consultora KMPG Global mostró en su Automotive Executive Survey dejó algunos datos interesantes relacionados con el sector.

En la encuesta entrevisto a 1.180 directivos del mundo del motor, de los que el 64% cree que las ventas de eléctricos no podrán generalizarse sin subvenciones, recalcando la situación que señala Tavares.

También se desprendía de la misma que el precio del coche eléctrico no se igualará al de combustión hasta 2030, algo que también cuadraría con los datos de gastos esgrimidos por el CEO de Stellantis. En este periodo de ocho años las marcas deberían recortar los costes de producción para que, igualando precios, la venta de eléctricos no suponga pérdidas.

Fuente: Periodismo del Motor

Y además