Skip to main content

Noticia

Conduce un coche, ¡con tapas de alcantarilla!

tapas de alcantarilla
No es lo más práctico del mundo.

Dado el estado en el que muchos conductores tienen los neumáticos, uno podría pensar que hay gente que se cree que se puede conducir con casi cualquier cosa que sea redonda atada a los ejes. Los seguidores del canal de Youtube Garage 54, conocido por llevar a cabo experimentos de todo tipo, cada cual más raro, con automóviles, han propuesto probar cómo es circular con tapas de alcantarilla en vez de ruedas.

Obedientes como son y siempre dispuestos a meterse en el “fregado” que sea, los responsables del canal accedieron y este es el resultado:

Para el experimento, el bueno de Vlad optó por un siempre resistente Lada, concretamente un Samara aparentemente con bastante trote encima. Las tapas de alcantarilla, según comenta, no son las que hay en la carretera, si no las que tienen en su tierra sobre las aceras, algo más delgadas incluso de lo habitual. Huelga decir que la diferencia de superficie de apoyo entre una rueda, por fina que sea, y esto es radical, lo que en cuestiones de física supone tener el peso del coche mucho menos repartido.

5 estilos de tuning que deberían desaparecer

Ese es uno de los muchos problemas que representan, haciendo que el coche prácticamente se incruste en el suelo cuando pisa terreno blando. No es, sin embargo, el único: no tienen agujeros para encajarlas en los ejes, por lo que se los tienen que hacer; no cuentan con goma que haga algo más pasable cualquier irregularidad, por lo que la incomodidad está asegurada; esto también influye negativamente en la tracción y, como guinda, pesan 25 kilos cada una, lo que es un lastre considerable.

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Y además