Skip to main content

Noticia

Motor

¿Por qué el aire acondicionado del coche no enfría?

¿Por qué el aire acondicionado del coche no enfría?

En pleno verano, aunque parezca que la ola de calor haya dado un respiro, una de las peores cosas que te puede pasar en el coche es que el aire acondicionado no funcione, que por mucho que lo enciendas, no refresque el habitáculo. ¿Por qué el aire acondicionado del coche no enfría? Te explicamos los motivos y lo que puedes hacer al respecto.

La principal causa de que ocurra esto es que el aire acondicionado se haya quedado sin carga. El depósito de gas refrigerante se ha quedado vacío, así que no puede cumplir con su cometido. Es algo que no puedes solucionar por ti mismo, tendrás que ir a un taller y que procedan a la recarga. Es un proceso que ronda los 70 euros de precio.

Hay ocasiones en las que esta falta de gas es la consecuencia de un problema más grave: que haya una fuga en el sistema. En este caso, aunque en un primer momento funcione como debe, en un periodo de tiempo estarás en las mismas y el aire acondicionado volverá a salir caliente.

En ese caso se confirmará que hay una fuga, que tendrás que llevar al taller para que la detecten y la reparen, por norma general reemplazando el conducto donde esté la vía de escape. El problema aquí es que tendrás que hacer dos cargas de aire y la reparación, con el desembolso que ello conlleva.

 

Otra posibilidad que implica pasar por el taller sí o sí es que el compresor del aire acondicionado esté roto. Es una de las partes principales del sistema y se puede detectar que no funciona como debe si se escucha una vibración que no es habitual al encenderlo. 

A parte de estas causas, hay otras que tiene una solución más sencilla y que en muchos casos pueden realizarse por uno mismo.

La más fácil de todas es el filtro del aire. En cada coche está ubicado en un lugar y de una manera concreta, normalmente en el vano motor. Se trata de una pieza sencilla pero que con el paso del tiempo empieza a acumular suciedad (la que evita que pase dentro del habitáculo) y, por ello, pierde eficacia y comienza a no dejar pasar el aire.

Es un elemento que hay que limpiar o cambiar (preferentemente esto último, puesto que no es un componente muy caro) más o menos cada 20.000 kilómetros.

¿Por qué el aire acondicionado del coche no enfría?

Otro que puede acumular suciedad y dejar de funcionar como debe es el intercambiador exterior. En caso de llegar a taponarse la presión del gas aumenta y deja de salir frío, se sitúa en temperatura ambiente. Para evitarlo lo aconsejable es limpiarlo una vez al año.

Por último, el ventilador interior es el último elemento que puede hacer que el aire acondicionado del coche no enfríe.

También es susceptible de acumular suciedad, lo que en su caso también hace tapón, lo que impide que la corriente de aire fluya como debe. En este caso lo único positivo es que es fácil de detectarlo, porque el aire olerá mal.

Y además