Skip to main content

Lista

Motor

5 coches clásicos muy complicados para conducir

5 coches complicados conducir Ferrari F40

¿A quién no le gusta un buen clásico? Suelen ser una delicia para los ojos. Y ponerse al volante de uno es algo inolvidable, porque los modelos actuales no transmiten ni de lejos tantas sensaciones como ellos. Claro que todo depende del cristal con el que lo mires. Muchas sensaciones casi siempre es otra manera de decir "muy incómodo". Y había algunos que directamente se pasaban. Esos son nuestros protagonistas de hoy, pues te traemos una lista de 5 coches clásicos muy complicados para conducir. Aunque habría muchos más, porque el tema da para rato.

VÍDEO: Los 5 deportivos atmosféricos más espectaculares de la HISTORIA

Evidentemente, hay que tener en cuenta las circunstancias. Como advierten nuestros compañeros de Top Gear, que son quienes han elaborado esta lista (y tienen 5 ejemplos más, por si quieres echarles un vistazo), muchos de estos vehículos nacieron en épocas en las que la tecnología no daba para virguerías. Juzgamos con estándares de 2021, como es lógico, pero también siendo conscientes de qué había en cada era histórica. Y lo cierto es que estos coches ya eran 'especiales' en su momento. Otra cosa es que pudieras aguantar las dificultades en la conducción solo por tener la oportunidad de darte una vuelta en uno de estos iconos. Nosotros seguramente también.

Ferrari F40

Ferrari F40

Sí, sí, ya, míralo. ¿Cómo va a ser una pesadilla ponerse a los mandos de semejante mito? Pero... haznos caso, lo es. Seguro que tú mismo lo has pensado. Un misil pensado para el circuito, con un V8 biturbo que desarrollaba 478 CV y nacido en 1987. Con lo que eso supone a nivel de (casi inexistentes) ayudas a la conducción. El resultado era un coche de prestaciones excelentes, pero que exigía dios y ayuda para llevar por carretera. Los baquets, la suspensión ultradeportiva y el aire acondicionado (o la falta de él) también sumaban a la sensación general de complicación.

Trabant

10 mejores coches alemanes_trabant

Palabras mayores. Este coche alemán (pero de más allá del Muro) se hacía con unos estándares de calidad muy comunistas. El ahorro era la palabra de orden en el Trabant, hasta el punto de que la carrocería era de fibra de algodón prensada. Y su motor de dos tiempos con alimentación por gravedad (algo que lo hacía propenso a incendiarse en las colisiones frontales) era de un ruidoso ensordecedor por mucho que apenas entregara entre 18 y 26 CV. Añádele una caja de cambios terrible... En fin, un vehículo con una historia fascinante, que duró sin apenas modificaciones 30 y pasa años y que fue de lo poco a lo que las familias del Bloque del Este (que no fueran de la jerarquía del partido) pudieron acceder. Pero que sabías que en cualquier momento podía intentar matarte, incluso a velocidades bajísimas.

Alfa Romeo Disco Volante

5 coches complicados conducir Disco Volante

Tampoco nos vamos a sorprender demasiado por encontrar un Alfa Romeo clásico aquí, ¿verdad? Su mayúscula belleza casi nos hace olvidar que el parabrisas del Disco Volante no protegía en absoluto a su ocupante, y le dejaba expuesto a todas las incomodidades (y los peligros) de una conducción con el aire en los ojos. Por no contar que el olor a aceite se te impregnaba irremediablemente. Costaba más esfuerzo llevarlo que un día de gimnasio, pero qué bonito era.

Seat 850 Sport Spider

La increíble historia del Seat 850

Diseñado por Bertone, el único descapotable de la historia de la marca española tiene una historia fascinante. Pero su motor trasero de 903 CC te exige llevarlo siempre alto de vueltas, y la posición de conducción, exageradamente baja, te da una visibilidad ridícula. Todo eso lo hacía ya entonces un coche particularmente difícil. Y, para más inri, los asientos eran de ese material fetiche de la España franquista, el escay. Quemaespaldas en verano, cubito de hielo en invierno. ¿Qué tiene que ver esto con la conducción? Nada, pero había que decirlo.

DeLorean DMC-12

DeLorean DMC-12

Otro 'pues claro'. Este coche maravilloso y legendario era también un producto profundamente fallido, y todos lo queremos así, como es. Con sus problemas eléctricos y de sobrecalentamiento en su motor PRV6 trasero. También solían fallar la suspensión, la inyección... Así que rara será la vez que puedas ponerte al volante de uno de ellos sin encontrarte en una situación comprometida. Más vale ir atento. Si en esta lista viajamos al pasado para regresar al futuro (y darnos cuenta de lo buenos y fiables que son los coches actuales), nada más apropiado que acabar con él esta lista de 5 coches clásicos muy complicados para conducir.

Y además