Skip to main content

Lista

F1

Las 10 carreras de F1 más épicas de la historia

Villeneuve en el GP de España de 1981
Motorsport Images
Si no has visto alguna de ellas... ¡estás tardando!

Recordamos 10 carreras épicas de Fórmula 1, que además son también algunas de las mejores carreras de F1 de la historia. Grandes Premios que todo aficionado a la categoría reina debe ver alguna vez en la vida o, como mínimo, conocer lo que pasó. En los 70 años que se ha disputado el campeonato, más de 1.000 carreras en total, se han celebrado pruebas legendarias que guardan un lugar especial en la historia de la F1. Bajo la lluvia, con batallas dignas de recordar y nombres como Senna, Prost o Villeneuve como protagonistas. Viajamos al pasado para recordar 10 de las mejores carreras de la historia de la Fórmula 1.

Las 5 mejores carreras de Ayrton Senna

VÍDEO: El McLaren Senna como nunca lo habías visto

VIDEO

VÍDEO: el McLaren Senna como nunca lo habías visto

10. GP Europa (Valencia) 2012

Alonso en el GP de Valencia 2012
Motorsport Images

El último Gran Premio de Fórmula 1 que se celebró en el Valencia Street Circuit fue épico y será recordado como una de las mejores carreras de Fernando Alonso en la F1. El piloto español, en una temporada en la que consiguió luchar con Red Bull por el título a pesar de tener un coche inferior, clasificó undécimo y en carrera realizó una espectacular remontada hasta la victoria.

9. GP Mónaco 1984

GP Mónaco 1984
Motorsport Images

Aquella carrera fue la primera gran muestra de calidad de Ayrton Senna en la Fórmula 1. En su temporada de debut en la categoría reina, en su primera vez en Mónaco y al volante de un humilde Toleman, el brasileño consiguió desafiar a astros de la talla de Alain Prost o Niki Lauda. Luchó por la victoria con un ritmo endiablado hasta que dirección de carrera – de una forma muy polémica – decidió parar la carrera. Senna fue segundo, acabó en el podio y mandó un claro mensaje a la F1. Un año después estaba sentado en un Lotus ganando carreras.

8. GP San Marino (Imola) 2005

Schumacher y Alonso en el GP de Imola 2005
Motorsport Images

Carrera épica de Fernando Alonso en el año en el que luchaba por su primer título mundial contra Kimi Räikkönen. El asturiano, en el desafiante Circuito de Imola, tuvo a Michael Schumacher como gran rival por la victoria y no se lo puso nada fácil, por mucho que Alonso posteriormente dijera que tenía todo bajo control. El Káiser estuvo más de 20 vueltas rodando a solo unas décimas del español, aunque no consiguió superarlo.

7. GP Alemania (Nürburgring) 1957

Fangio en el GP Alemania 1957
Motorsport Images

Probablemente una de las mejores carreras de la trayectoria de Juan Manuel Fangio. Una obra maestra del cinco veces campeón del mundo argentino en el mítico Nürburgring-Nordschleife. En aquella carrera, mientras sus rivales, Mike Hawthorn y Peter Collins llevaron a cabo una estrategia sin parar en boxes, Fangio decidió hacer la carrera con neumáticos blandos y el tanque de combustible medio lleno. Esto le obligaba a parar a media carrera.

De esta forma sería mucho más veloz, arriesgaba más viéndose obligado a superar a sus rivales en pista y a rodar siempre a fondo, pero podía marcar la diferencia y llevarse la victoria. Y tanto que lo hizo: llegó a tener una ventaja de 30 segundos cuando entró en boxes, salió con 48 segundos de desventaja tras un error de un mecánico, pero aún así consiguió remontar... ¡batiendo el récord del circuito hasta 9 veces! Adelantó a Collins, Hawthorn y celebró por todo lo alto su 24ª victoria en la F1 - que sería la última -, su quinto título mundial y puso fin a su última temporada completa en la categoría reina.

6. GP Brasil 2008

GP Brasil 2008
Motorsport Images

El GP de Brasil de 2008 fue la última carrera de la temporada y el escenario donde se decidió el ganador del título mundial. Bajo un espectacular aguacero, Felipe Massa y Lewis Hamilton pelearon por el campeonato hasta la última curva, literalmente. Y es que si Massa ganaba la carrera (el brasileño lideró de principio a fin), Hamilton tenía que acabar como máximo en el quinto puesto para asegurarse el título. Como bien recordarás, lo consiguió en la última vuelta, ¡tras superar a Timo Glock, que iba con secos mientras llovía!

5. GP Canadá 2011

Button en el GP Canadá 2011
Motorsport Images

¡Qué locura de carrera! Sin duda, una de las más raras, curiosas y épicas de la historia de la Fórmula 1. La lluvia marcó aquel Gran Premio de Canadá de Fórmula 1 que ganó Jenson Button a pesar de recibir un 'drive-through' por superar la velocidad tras el coche de seguridad, de sufrir un pinchazo, de hacer seis paradas en boxes y de enfrentarse a Sebastian Vettel en sus mejores años. De hecho, Jenson superó al alemán tras cometer éste un error en la última vuelta. El británico realizó una actuación estelar en una carrera que duró cuatro horas y que estuvo interrumpida durante dos por una bandera roja provocada por una lluvia torrencial. Una carrera para el recuerdo.

4. GP Europa (Donington) 1993

Salida GP Europa 1993
Motorsport Images

El Gran Premio de Europa de 1993 tuvo a Ayrton Senna como protagonista. El brasileño, en su último año con McLaren, en el que estaba muy lejos de los todopoderosos Williams, realizó una magistral muestra de su calidad al volante bajo la lluvia en el Circuito de Donington Park. Bajo una fuerte lluvia, Senna logró remontar desde el quinto hasta el primer puesto en una memorable primera vuelta. Después, imprimió un ritmo brutal, con el que consiguió doblar a todos los pilotos salvo al segundo clasificado, Damon Hill.

3. GP España (Jarama) 1981

GP España 1981
Motorsport Images

La última victoria de Gilles Villeneuve y el último Gran Premio de Fórmula 1 que se celebró en el Circuito del Jarama. El piloto canadiense mostró su incalculable calidad sobre la pista madrileña solo unos días después de haber ganado en Montecarlo. Su Ferrari era verdaderamente veloz en las rectas, pero en las curvas sufría para mantener detrás a otros coches, como los McLaren, Ligier o Lotus. Villeneuve salió en aquella carrera desde la séptima posición, pero al final de la primera vuelta ya era segundo, por detrás de Alan Jones.

Tras un error de Jones en la vuelta 14, Villeneuve se colocó en la primera posición de la carrera. A solo unas décimas de segundo rodaban tras él Jacques Laffite, Carlos Reutemann, John Watson y Elio de Angelis. Un mínimo error podría haberle costado el triunfo y podría haber caído hasta el quinto puesto, pero Villeneuve realizó una magistral actuación y ganó la carrera... ¡con dos décimas de ventaja sobre Laffite! Watson fue tercero, Reutemann cuarto y De Angelis quinto. La diferencia entre Villeneuve y De Angelis fue de solo 1,24 segundos. El sexto, Mansell, acabó a más de 28 segundos.

2. GP Mónaco 1996

GP Mónaco F1 1996
Motorsport Images

Circuito de Mónaco y lluvia, ¿qué puede salir mal? Esta combinación explosiva nos regaló en 1996 una carrera épica, llena de acción y de sorpresas, en la que parecía que nadie quería ganar. Michael Schumacher, el poleman, ni siquiera pudo completar una vuelta por accidente. Tampoco lo hicieron Pedro Lamy, GIancarlo Fisichella, Jos Verstappen ni Rubens Barrichello. Damon Hill se puso en cabeza y mandó hasta que su motor dijo basta tras 40 vueltas. Jean Alesi tomó entonces el liderazgo, pero a 15 vueltas del final sufrió problemas de suspensión que le obligaron a abandonar.

El francés Olivier Panis, que había salido decimocuarto y había remontado de forma brillante con su modesto Ligier y se había aprovechado de todos los abandonos, se puso en cabeza. Después de 75 vueltas y dos horas de carrera, logró su primera y única victoria en la Fórmula 1. Solo tres coches (de 22 que tomaron la salida) consiguieron ver la bandera a cuadros en la vuelta del ganador y sin problemas.

1. GP Japón 1989

Senna y Prost en el GP de 1989
Motorsport Images

Carrera épica donde las haya, el Gran Premio de Japón de 1989 es uno de los más polémicos de la historia de la Fórmula 1. Ayrton Senna y Alain Prost se jugaban el campeonato en Suzuka, penúltima carrera de la temporada, en un fin de semana marcado por la mala relación que ya había entre los dos compañeros de equipo en McLaren y las decisiones políticas tomadas por unos jueces (la FISA) nada imparciales. Si Prost ganaba y Senna abandonaba, el francés sería campeón; y si Senna ganaba, tendría que esperar hasta Australia - última carrera de la temporada - para certificar el campeonato con un buen resultado.

Tal y como se esperaba, Senna y Prost lucharon mano a mano por la victoria. Prost había tomado el mando en la salida y Senna tenía que alcanzarle para ganar. En la vuelta 46 ambos se encontraron, y chocaron, en la chicane del final del Circuito de Suzuka. Prost se vio obligado a abandonar, mientras que Senna pudo continuar, aunque para evitar dar marcha atrás y reincorporarse a la pista, cortó la chicane para continuar. Pasó por boxes y, a pesar de tener que cambiar el alerón delantero, ganó la carrera por delante de Alessandro Nannini... ¡y la FISA comenzó una investigación!

Los comisarios arrebataron a Senna la victoria en los despachos por haberse reincorporado a la pista de forma ilegal. El brasileño fue descalificado y se enfadó mucho, e incluso amenazó con no volver a correr en la F1. Prost se proclamó campeón de F1 de 1989 con 16 puntos de ventaja sobre Senna. En Australia los dos abandonaron.

Y además