Skip to main content

Prueba

Prueba del Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde: ¿SUVperdeportivo?

Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde
Nota

8

El aterrizaje del Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde ha sido uno de los más esperados del año... ¿ha merecido la pena la espera?

¿Te gustan los SUV pero te has hartado de un mercado que siempre ofrece lo mismo? No sufras: tras haber realizado la prueba del Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde puedo confirmarte que los italianos han sabido darle la vuelta a un concepto tan interesante como contradictorio. El de los todocaminos de corte deportivo. ¿Quieres saberlo todo del modelo más rápido en Nürburgring... hasta que el Lamborghini Urus se lance a devorar el trazado del Infierno Verde? ¡Sigue leyendo!

No te pierdas: un millonario ha pagado ocho ‘kilazos’ por una placa personalizada en Dubái

La invitación por parte de Alfa Romeo para probar la variante más salvaje de la gama de su Stelvio en Dubái fue una propuesta que, como entenderás, bajo ningún concepto pudimos rechazar. ¿Quién podría resistirse a ponerse tras los mandos del hermano mayor del Giulia Quadrifoglio Verde (aquí la opinión de nuestro colega Chris Harris de Top Gear sobre él) sabiendo que se trata el SUV más veloz en Nordschleife... y que podríamos paladear los más de 30 kilómetros que separan el nivel del mar de los Emiratos Árabes Unidos con los 1.934 metros de altitud del pico de Jabal Jais? Has acertado: ¡nadie! 

Tras soportar los pesados trámites aduaneros al atravesar la frontera del país asiático y ser trasladados a nuestro centro de operaciones en mitad del desierto, por fin pude plantarme frente a la nueva bestia de los milaneses con el objetivo de no enamorarme... demasiado rápido. Gracias a una imagen más musculosa y sugerente que la de las variantes más civilizadas del Stelvio lograda mediante la introducción de un nuevo paragolpes delantero, unas generosas llantas de 20 pulgadas y un nuevo sistema de escape con cuatro salidas en la parte trasera, el Quadrifoglio puede presumir de ser una de las opciones más atractivas ahí fuera. Con diferencia. Y ahora, te invito a ver un vídeo en el que salgo (muy emocionado) hablando de las delicias de este SUV deportivo:

VÍDEO: El Stelvio QV en mis manos... ¡y en el desierto!

 Aunque no he tardado ni dos segundos en lanzarme dentro del habitáculo para empezar la prueba del Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde, sí me he dado cuenta rápidamente de dos detalles clave que delatan su condición más deportiva: el selector de modos situado en la consola central con la opción ‘Race’... y las espectaculares levas del cambio terminadas en aluminio de la columna de la dirección. Sí, existen otros detalles como la exquisita combinación entre cuero, alcántara y paneles en fibra de carbono repartidos por el interior, pero en realidad lo que ahora mismo llama poderosamente mi atención es el botón rojo que pone en marcha su motor. Su brutal y sobrecogedor motor. 

 

Prueba del Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde: ¡en marcha! 

El bramido de su bloque V6 biturbo de 2,9 litros deja claras las intenciones de este modelo sin llevar a nadie a engaño: aquí hemos venido a pasarlo bien... y eso que sólo lleva arrancado 10 segundos con el modo ‘Natural’ seleccionado (también puedes elegir entre ‘Advanced Efficiency’, ‘Dynamic’ y ‘Race’). Como te habrás imaginado ya, las cifras que eroga son apasionantes: puede entregar un total de 510 CV y 600 Nm de par máximo que, digeridos por una caja automática de ocho relaciones y una tracción integral que en condiciones normales envía toda la fuerza generada por la mecánica al eje trasero, son capaces de catapultarlo hasta los 100 km/h en 3,8 segundos con una velocidad punta de 283. 

¿Te preocupa poder domar a semejante establo? No tienes nada que temer: gracias a una distribución de pesos perfecta entre ambos ejes, a una suspensión muy bien trabajada y a un equipo de frenos inacabable el Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde resulta verdaderamente fácil de conducir a ritmos relativamente altos... ayudado siempre por sistemas como el Chassis Domain Control o el Active Torque Vectoring, que trabajan para mantener todo siempre bajo control a pesar de que el mundo comience a girar muy deprisa. Y te prometo que lo hará si aplastas el pedal derecho sin miramientos. 

Así chillan los neumáticos del Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde en Nürburgring

Con un tacto de conducción impropio de un todocamino de su tamaño y peso (nada menos que 4,7 metros de longitud y 1.830 kg en la báscula), la inmersión en las tareas relacionadas con el volante será siempre tan absorvente y adictiva como cabría esperar de cualquier máquina italiana bien engrasada... que ahora además sirve para hacer excursiones en familia sin necesidad de escuchar los lamentos del pasaje al sobrevolar las irregularidades de la calzada. Sí, acabo de escribir sobrevolar. Porque es exactamente lo que harás cada vez que subas en él. 

 

 

¿Quieres sentir las mismas sensaciones que en un vehículo de altas prestaciones pero caramelos como el Alfa Romeo 4C se te antojan demasiado monstruosos? Prueba a colocar el selector central en modo ‘Race’... y disponte a saborear una experiencia de conducción muy difícil de encontrar hoy en día en el mercado: el Stelvio se ha puesto a punto con la idea de ser realmente divertido sin la ayuda de la electrónica y cuando ésta brille por su ausencia podrás entender por qué este nuevo Quadrifoglio es tan especial. ¡Prepárate para sonreír!

 

Prueba del Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde: ¿y el precio?

Mientras termino de hacer uno de mis últimos ascensos a la parte más alta de Jabal Jais no puedo evitar que una pregunta martillee mi cabeza... y mi bolsillo: ¿cuál es el precio del Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio Verde? A España llegará por sólo 104.000 euros que, aunque puedan asustar en un principio, no resultan tan descabellados teniendo en cuenta a sus rivales en el mercado: el competidor más duro del nuevo SUV italiano es el Porsche Macan Turbo Performance Package (prueba) que, costando casi 3.000 euros más, tiene que conformarse con 70 CV menos latiendo dentro de su corazón de seis cilindros que además resulta mucho más sobrio. ¿Es pasión lo que falta en tu vida? Por un trébol de cuatro hojas en ella...

Conclusión

Lo mejor

Tiene una imagen, un tacto de conducción y un comportamiento que dejan el listón realmente alto a sus rivales.

Lo peor

El espacio en las plazas traseras para tres ocupantes resulta algo escaso.

Lecturas recomendadas