Logo Autobild.es

Toyota C-HR, qué ofrece y que cuesta la versión más barata

Versión más barata Toyota C-HR

El superventas es más caro que antes.

Muchos dudaban del Toyota C-HR cuando fue presentado por primera vez. Sin embargo, como suele decirse, el tiempo les “puso en su sitio” y el SUV coupé de Toyota se convirtió en un auténtico superventas que está presente en prácticamente cualquier lugar al que mires. Pero, ¿cuál es su versión más barata y qué trae consigo?

Lo primero que hay que tener en cuenta es que el modelo ya se “ha hecho mayor” y en su segunda generación ha dado un salto para ser todavía mejor, algo que se nota de manera notable en su precio, aunque es algo en lo que también inciden otros factores como, por ejemplo, que todo está más caro que antes.

 

Así, mientras que la primera entrega partía de poco más de 24.000 euros, para hacerse con su sucesor hay que desembolsar una cuantía considerablemente mayor: el Toyota C-HR más barato está disponible desde 31.749,99 euros (o por 172,95 euros al mes

Se trata de la versión con acabado Active y la motorización de acceso de la gama, denominada 140H.

Ésta emplea un sistema de propulsión híbrido autorrecargable que le otorga la etiqueta ECO de la Dirección General de Tráfico (DGT). Tiene como corazón un motor 1.8 y se nutre de una pequeña batería de 4,08 kWh de capacidad, por lo que solo puede circular en modo eléctrico en momentos puntuales.

Desarrolla una potencia de 140 CV y un par máximo de 185 Nm, utiliza una caja de cambios e-CVT, acelera de 0 a 100 km/h en 10,2 segundos, tiene una velocidad máxima de 170 km/h, homologa un consumo medio en ciclo combinado de 4,7 l/100 km y unas emisiones de CO2 de 105 – 111 g/km.

A nivel de diseño se puede optar por varios colores de carrocería: por 300 euros está disponible el Blanco Classic sólido, por 600 euros se puede optar por las opciones metalizadas (Gris Grafito, Negro Azabache, Gris Dágata y Azul Mediterráneo) y por 800 euros, por el Blanco Perlado Iceberg.

Solo hay disponible un diseño de llantas multirradio de 17 pulgadas, aunque es posible elegir entre dos acabados distintos, uno ligeramente más oscuro que el otro. En el interior solo se puede montar la tapicería negra de tela de serie, pero el volante (ajustable en profundidad y altura) es de cuero sintético y el freno de estacionamiento es eléctrico.

El equipamiento de confort es bastante amplio. Dispone de retrovisor interior electrocromático, sensores de luz y lluvia, climatizador bizona, sistema de entrada y arranque sin llave (SME), retrovisores exteriores ajustables eléctricamente, calefactables y con proyección de logo; y asiento del conductor con ajuste manual de altura.

Además, cuenta con función de recordatorio apagado de luces, tiradores de puerta exteriores escamoteables, bloqueo y desbloqueo remoto de puertas, elevalunas eléctricos, asientos trasero plegables en 60:40, guías de aparcamiento estáticas en la cámara trasera, encendido remoto de luces de emergencia y bloqueo de puertas con seguro infantil.

Por lo que respecta al apartado multimedia, la dotación incluye cuadro de instrumentos digital de 12,3 pulgadas, pantalla central de 8 pulgadas, conexión con Apple CarPlay y Android Auto sin cable, Bluetooth manos libres, sistema multimedia Toyota Smart Connect, equipo de sonido con 6 altavoces, toma USB tipo C y asistente virtual con lenguaje natural contextual.

El apartado de la seguridad es uno de los más completos del modelo: inmovilizador, EBD+ABS, avisador de frenada emergencia (EBS), detector de ángulo muerto (BSM), sistema llamada de emergencia (e-Call), control inteligente luces de carretera (AHB), luces de circulación diurna LED, faros antiniebla delanteros LED y asistente de mantenimiento de carril (LTA).

La lista sigue: cámara de visión trasera, ópticas traseras LED, sistema de reconocimiento de señales de tráfico (RSA), limitador velocidad (ASL), asistente arranque en pendiente (HAC), avisador presión de neumáticos (TPWS), sistema control de estabilidad (VSC), faros delanteros LED, asistente de Salida Segura (SEA), sistema pre-colisión (PCS) y control de aceleración errónea a baja velocidad.

A esto se suman: sistema de parada de emergencia (EDSS), alerta visual posterior anti-colisión (ARFHL), eventos en la carretera y tráfico en tiempo real, control de crucero adaptativo inteligente (i-ACC), asistencia de emergencia a la dirección (ESA), asistente anti-colisión en giros, asistente anti-colisión en intersecciones, 8 airbags, reposacabezas delanteros anti-latigazo cervical, anclajes ISOFIX, avisador de cinturones y sistema anti-olvido en la 2ª fila (RSRS).

La gama del C-HR se conforma por otras dos motorizaciones, otra híbrida autorrecargable de 198 CV (200H) que puede tener incluso tracción integral y una híbrida enchufable de 220 CV (220 PH) que gracias a su batería de 51 kWh de capacidad tiene 66 km de autonomía eléctrica y la etiqueta CERO de la DGT.

Cada una se combina con acabados distintos (Advance, GR Sport, Premiere y GR Sport Premiere), teniendo una horquilla de precios de hasta 42.900 euros la variante HEV y pudiendo costar hasta 47.400 euros el PHEV más caro. 

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Autobild España.