Noticia

La marihuana no afecta mucho a la conducción, ¿qué?

La marihuana no afecta mucho a la conducción, ¿qué?

Alejandro Palomo

02/12/2015 - 11:56

Según un estudio realizado por la NHTSA, la marihuana podría no afectar a la conducción al no aumentar el riesgo de sufrir un accidente tras consumirla. Aunque hay algunas advertencias, claro.

La Administración Nacional de Seguridad Vial de los EEUU dice que la marihuana no afecta de forma significativa a la conducción. Así lo ha conluido un estudio encargado por este organismo, que ha demostrado que el consumo de esta sustancia no aumenta de manera relevante los riesgos de sufrir un accidente al volante respecto a las personas que circulan en estado sobrio. En 2011 ya hubo otra investigación que afirmaba esto mismo, aunque por causas diferentes.

El estudio de la NHTSA, que ha durado 20 meses, ha estudiado a 10.858 conductores de Virginia Beach y se ha realizado durante 24 horas al día los siete días de la semana ha determinado que, comparando factores de edad, sexo, raza, drogas y alcohol consumidos, "no existe un aumento significativo de verse involucrado en un accidente de tráfico" para los sujetos que han consumido marihuana.

Sin embargo, sí que se ha observado que los afectados por cannabis poseían un 25 % de aumento del riesgo de accidente, pero al mismo tiempo se ha atribuido a una mayor representación de estas personas por sujetos masculinos y jóvenes, quienes ya de por sí presentan un perfil de mayor riesgo en lo relativo a la seguridad vial. De hecho, el porcentaje resultado de riesgo final es de un aumento de un 5 % respecto a los conductores sobrios.

Pero presta atención, porque el siguiente dato es cuanto menos curioso: este pequeño aumento del porcentaje de riesgo se reduce a 0 % cuando las personas que han fumado porros también han consumido alcohol. ¿Qué te parece esto?

No obstante, cuando lo ingerido se limita únicamente a alcohol, el panorama es mucho peor. Resulta que los conductores que contaban con un índice de alcoholemia del 0,05  contaban con el doble de posibilidades de verse envueltos en un accidente en la carretera que una persona plenamente sobria. Los que daban 0,08 cuadriplicaban esta probabilidad y cuando la tasa aumentaba al 0,12 (el límite de alocholemia en EEUU) esto se disparaba hasta en ocho veces.

De todas formas la NHTSA advierte de que en los accidentes más graves ocurridos que se registraron durante el estudio, el consumo de marihuana y sustancias ilegales podrían ser un factor influyente.

Vaya, que aunque este estudio no haya sido capáz de probar que el cannabis daña las capacidades de conducir, drogarse y salir a la carretera no es que sea lo más inteligente y responsable precisamente.

Fuente: Road&Track.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Alejandro Palomo

Alejandro Palomo

Colaborador

No concibo una vida sin coches. Desde los 18 son mi forma de vida y espero que lo sean siempre. Como buen aficionado los clásicos empiezan a llamarme

Buscador de coches