Noticia

Tecnología

La llamada de emergencia eCall ya es obligatoria en UE en los coches nuevos

eCall obligatorio a partir 31 marzo UE
Redacción Auto Bild

Este sistema avisa de forma automática al 112 en caso de sufrir un siniestro grave.

La llamada de emergencia eCall, ya es obligatoria en UE en los coches nuevos. Todos los vehículos y furgonetas ligeras que se homologuen en la Unión Europea (UE) desde el pasado 31 de marzo deberán obligatoriamente equipar de serie el eCall, un sistema que avisa de forma automática a los servicios de emergencias (112) en caso de sufrir un siniestro grave en la carretera.

Según afirma en su página web la Comisión Europea (CE), se estima que la llamada eCall puede acelerar un 40 % los tiempos de respuesta del servicio de emergencias en áreas urbanas y un 50 % en zonas rurales, así como reducir un 4 % el número de muertes y un 5 % la cantidad de lesiones graves. En 2016, fallecieron 26.000 personas en accidentes rodados en el conjunto de la UE, 5.500 menos que en 2010, según la CE.

El sistema eCall, ya presente de serie en algunas marcas

Aunque la obligatoriedad para los vehículos nuevos del sistema eCall sea a partir de abril, el Grupo galo PSA (Peugeot, Citroën, DS y Opel) lo lleva instalando de serie y de forma gratuita desde 2003 (en España desde 2005) en todos sus modelos de las tres primeras marcas, por lo que la compañía ya cuenta con una flota de 202.889 coches con este dispositivo.

PSA atiende en España cerca de 5.600 llamadas de emergencia provenientes del sistema eCall; a nivel europeo sólo un 10 % de las 67.203 llamadas que recibe acaba transfiriéndose a los servicios de emergencia, gracias al filtrado que lleva a cabo un equipo de expertos y personal sanitario, que permite identificar el origen y las necesidades de las personas que se ponen en contacto con ellos.

Otras marcas, como Mercedes, ofrecen de serie la llamada de emergencia en todos sus vehículos desde 2014, con lo que suma un total de 3,5 millones de vehículos equipados (sin contar los que hay en EEUU). Los centros de llamadas de emergencia de Mercedes en Europa, que se encuentran en Barcelona y en las ciudades alemanas de Magdeburgo y Berlín, reciben unas 20.000 llamadas de emergencia cada mes.

Así funciona el sistema eCall

Al producirse un accidente, el sistema eCall detecta mediante unos sensores si el suceso es grave y envía a la centralita del 112 un mensaje de auxilio con la geolocalización del vehículo, explica el Comisariado Europeo del Automóvil (CEA).

La llamada puede realizarse también de manera manual por los ocupantes del vehículo en caso de presenciar un accidente y la comunicación se produce en el idioma del usuario, independientemente del país donde se encuentre.

Según CEA, varios estudios estiman que el 70 % de las muertes en accidentes de tráfico ocurren entre 20 y 30 minutos después de que se produzca el siniestro, por lo que el "interés principal" de este mecanismo es la "instantaneidad" con la que se enviará la localización y que reducirá el tiempo de respuesta.

El reglamento de la UE (2015/758) encargado de regular la imposición del sistema eCall destaca que la homologación para integrar este sistema en los vehículos tiene como fin "garantizar un elevado nivel de seguridad vial en toda la Unión".

eCall: así funciona el sistema obligatorio en la UE a partir del 31 de marzo

La introducción obligatoria del sistema eCall deberá ir acompañada -detalla la normativa- de una "necesaria mejora" de la infraestructura de las redes públicas de comunicaciones móviles inalámbricas, para que éstas sean capaces de gestionar las llamadas que se producen entre el vehículo y los puntos físicos que reciben y cursan los avisos de emergencias (PSAP).

Como otros servicios de conectividad, el reglamento europeo hace hincapié en que el eCall y el sistema de comunicación asociado deben estar diseñados de manera que "no sea posible el intercambio de datos personales entre ellos", salvo para fines de respuesta a las situaciones de emergencia.

Al mismo tiempo, los fabricantes deben asegurarse de que el eCall no pueda ser localizado ni objeto de "seguimiento permanente" y de que se supriman de forma "automática y continuada" de su memoria interna los datos que vayan acumulando. Únicamente se permitirá conservar las tres últimas posiciones del vehículo en la medida "estrictamente necesaria" para determinar la ubicación actual del vehículo y la dirección del viaje en el momento del acontecimiento.

Fuente: Agencia EFE